lunes, 22 de marzo de 2010

2010: a recuperar la plena soberanía

21 Febrero 2010
Llegamos a 2010 después de un proceso de décadas de retroceso en las que se ha ido perdiendo soberanía de manera paulatina y ascendente. Es importante el desarrollo de la organización que lleve al rescate de nuestra soberanía y la construcción de un México que le dé bienestar, paz y seguridad a toda la población; para ello, es menester derrotar las políticas neoliberales y neocoloniales impulsadas por Washington.


Pablo Moctezuma Barragán* / Primera parte

Desde la década de 1960 comenzó gradualmente el proceso de integración y subordinación de México a Estados Unidos. El primer paso fue el endeudamiento externo prohijado por Gustavo Díaz Ordaz y Luis Echeverría Álvarez. Durante sus sexenios, la deuda externa se disparó de 1 mil 600 millones de dólares en 1964 a 19 mil millones en 1976. Ese año, Washington exigió a México la firma de la primera carta de intención al Fondo Monetario Internacional (FMI); desde entonces, las grandes decisiones de política económica se tomaron en el extranjero. Antes y como primera condición para obtener el aval del FMI, el gobierno tuvo que devaluar la moneda, cuya paridad se había mantenido estable durante 22 años, a 12.50 pesos por dólar. En la actualidad, la paridad es de más de 13 mil pesos por dólar, tomando en cuenta que en 1993 le quitaron tres ceros a la moneda.


¿Ayudó la conducción de los organismos financieros internacionales el desarrollo de la economía mexicana? Para nada. Cabe mencionar que desde 1933 hasta 1976, el Producto Interno Bruto de la economía mexicana había crecido a un promedio anual del 6 por ciento, a pesar de que no exportábamos petróleo. En todo el mundo se hablaba del “milagro mexicano”. Es notable que, a partir de que se aplicaron las recetas de los organismos financieros internacionales, la economía mexicana se estancó por completo, creciendo de 1982 a 2009 en promedio un 2 por ciento (por debajo, incluso, del crecimiento de la población).


En una primera fase, el FMI exigió que México comenzara a exportar petróleo que hasta entonces se utilizaba íntegramente para el desarrollo de México. Entre otras políticas, se aplicó el Impuesto sobre el Valor Agregado y el congelamiento salarial. En aquella época, el salario promedio era cinco veces más alto que en la actualidad. También se continuó con la política de endeudamiento: en 1982 se llegó a los 85 mil millones de dólares. Éste fue el preámbulo a la aplicación abierta de las políticas neoliberales que abrieron todas las puertas a la inversión extranjera, prometiendo que traerían prosperidad. Pero ha ocurrido todo lo contrario. La inversión extranjera, que en 1977 era de 5 mil 643 millones de dólares, no ha dejado de crecer: ha rebasado los 260 mil millones en 2006, sin que esto repercuta positivamente en el desarrollo económico nacional; por el contrario, nuestra economía está al borde de la catástrofe.


Se dice que la inversión extranjera ayuda al país, da empleos, sube los salarios, trae tecnología, sanea las finanzas públicas, etcétera. Nunca en la historia de México ha entrado tanta inversión extranjera; lejos de fomentar el empleo y prosperidad, ocasionó desempleo, dependencia científica y tecnológica, devaluación, pobreza, migración, al grado de que más de 600 mil mexicanos salen del país cada año.


México no se “abría al mundo”: en realidad se estaba integrando a Estados Unidos; casi el 70 por ciento de la inversión extranjera provenía de ese país.


A partir de 1982, el FMI y el Banco Mundial exigieron la liberalización comercial de la economía, lo que condujo primero a la entrada al Acuerdo General sobre Comercio y Aranceles (GATT, por sus siglas en inglés) y posteriormente al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Esta política ha sido desastrosa. El déficit de la cuenta corriente de 1999 a 2001 fue de más de 150 mil millones de dólares; de 1988 a 2002, el déficit comercial fue de más de 95 mil millones de dólares. También se comenzó a atacar como nunca antes a los sindicatos y a las organizaciones campesinas, a recortar el gasto social y a “adelgazar” al Estado con el despido de miles de trabajadores y el recorte de plazas para precarizar el trabajo.


Además se impulsó el proceso de privatización de las empresas públicas que de 1 mil 155 en 1982 se redujeron a sólo 200 en el gobierno de Salinas. En 1988, el pueblo se opuso a la vía neoliberal por medio del voto masivo en contra del candidato de los organismos financieros internacionales. Sin embargo, Carlos Salinas fue impuesto a sangre y fuego, y continuó con agresividad el programa de Ajuste Estructural que receta el FMI a todos los países: se cambió la Constitución para proceder a la privatización del ejido, los teléfonos, la banca, la petroquímica; se privatizaron minas, siderurgia, ingenios, puertos y aeropuertos, líneas aéreas, televisión estatal, etcétera. Y, en contra de la Constitución, se permitieron los contratos de servicios múltiples en Petróleos Mexicanos y la generación privada de electricidad. Posteriormente, con Ernesto Zedillo se privatizaron los ferrocarriles y la banca pasó en más del 95 por ciento a manos extranjeras.


Con la firma del TLCAN –del que se excluyeron temas cruciales como migración, narcotráfico, empleo, industria maquiladora y medio ambiente– se abrió rápidamente la economía para “competir” con Estados Unidos, que tiene una economía 40 veces más grande que la de México, resultando la catástrofe para la industria, agricultura, comercio y servicios nacionales. Nuestro mercado se vio invadido y controlado por las grandes corporaciones estadunidenses. El TLCAN no ha apoyado el desarrollo de la economía mexicana. La producción nacional creció en la década de 1990 apenas un raquítico 30 por ciento, mientras que las importaciones se dispararon brutalmente un 148 por ciento.


La producción se dirige a satisfacer al extranjero y no las necesidades de los mexicanos. En 1993, el consumo interno se llevaba el 70 por ciento de la producción del país, 10 años después representó el 60 por ciento. El sector agropecuario, que siempre fue una fuente de divisas para México, ahora está importando cerca de 20 millones de toneladas de granos básicos. En general, se están consumiendo productos extranjeros en vez de generarlos en el país y dar empleo a mexicanos. El consumo interno apenas aumentó un 29 por ciento de 1993 a 2003, frente al consumo externo que aumentó 191 por ciento. El TLCAN significó la integración económica de México a los intereses de las corporaciones estadunidenses.


El siguiente paso fue el “TLC plus” o la Alianza para la Seguridad y la Prosperidad de América del Norte (ASPAN) que firmó Vicente Fox con George Bush y Paul Martín, en Waco Texas, el 23 de marzo de 2005, y que por encima del Congreso de los tres países comprometió la integración energética y de seguridad.


En conjunto, la medidas adoptadas por la ASPAN significan la anexión de México a Estados Unidos. Las siglas ASPAN no le dicen nada a la mayoría de los mexicanos, sin embargo, es la mayor amenaza a la soberanía de México desde la invasión de 1847. El acuerdo se realiza a través de arreglos secretos, ocultos, pactos ejecutivos entre los presidentes de Estados Unidos, Canadá y México.


Quienes toman las decisiones son los grandes monopolios estadunidenses encabezados por el Consejo Nacional Americano de Competitividad que incluyen a Chevron, Exxon, General Motors, Ford, Lockheed, General Electric, Halliburton, etcétera. Éstos toman las decisiones que luego va a desarrollar el presidente de Estados Unidos, usando al primer ministro canadiense y al presidente mexicano como operadores en sus países, de espaldas a las instituciones legalmente constituidas. Los pueblos ni se enteran porque los medios de “información” silencian y minimizan la importancia de esas reuniones y acuerdos, que aparecen como “noticias perdidas” dentro de un caudal de desinformación.


Uno de los objetivos estratégicos de la ASPAN es la integración militar de México a los planes del Pentágono. De este compromiso surgió la firma de la Iniciativa Mérida, que significa la integración militar de nuestro país y que fue acordada en Mérida, Yucatán, en marzo de 2007.


La integración militar de México bajo el control del Pentágono dio un peligroso paso con la integración de la Armada Mexicana a los ejercicios Unitas Gold 50-09, en Mayport, Florida, impulsada por Hillary Clinton durante su visita del 25 y 26 de marzo. En esa cita, Hillary y Calderón anuncian la creación del Centro Conjunto de Implementación que ¡integrará las fuerzas armadas de Estados Unidos y México en nuestro territorio! Ni tardo ni perezoso, al día siguiente, el 27 de marzo, Felipe Calderón pidió al Senado la integración de la Armada Mexicana a las maniobras en Florida.

Las maniobras navales en la Estación Naval de Maypor –un complejo militar con 400 años de historia en esta costa atlántica del noreste de Florida, Estados Unidos– comenzaron el 20 de abril con la denominación Unitas (unidad, en latín) Gold 50-09. La participación de México rompe de esta manera con la Constitución Mexicana, con la política exterior que de ella deriva y con la defensa de la soberanía nacional, dando otro paso más hacia la integración militar con Estados Unidos. Mientras, el gobierno de Calderón ocultó la información de la nueva cepa de influenza A H1N1 que comenzó semanas antes del anuncio oficial, pues no quería estropear la visita de Obama; luego atemorizó a la población con una campaña de pánico, que entre otras cosas buscaba distraer de problemas tan graves como el de la integración de México en el aparato militar estadunidense.

Otro paso que ya había dado el panismo fue mandar contingentes militares mexicanos a Estados Unidos en septiembre de 2005 para “ayudar” a las víctimas del huracán Katrina –a quienes no ayudó el gobierno de Bush–, lo que implica que en un futuro los marines estadunidenses pueden intervenir en nuestro país para “ayudarnos” y controlar nuestra nación.


Estados Unidos ha desarrollado el Comando Norte bajo las órdenes del Pentágono para que dirija los ejércitos de Estados Unidos, Canadá y México, y ha resucitado el Comando Sur (que funcionó de 1943 a 1950 en el marco de la Segunda Guerra Mundial y que George Bush reactivó en junio de 2008). Ahora, en medio de la crisis internacional sin precedentes en las últimas décadas, prepara su ofensiva mundial para defender su hegemonía amenazada. En esta cruzada de construcción imperial, necesita el control de Canadá y México y de América Latina, por eso su injerencia en Haití, el apoyo al golpe en Honduras, y las siete bases en Colombia.


Los planes de Estados Unidos, que ha desarrollado en México con la complicidad de los gobiernos del Partido Revolucionario Institucional y del Partido Acción Nacional, enfrentan al pueblo a conmemorar este 2010 en pie de lucha por la plena soberanía nacional, que implica la soberanía económica, política, militar, cultural, científica y tecnológica. Es posible construir la independencia de México; el primer paso es ser conscientes de la ruta que a lo largo de las últimas décadas nos ha llevado al neocolonialismo.


*Politólogo, historiador y urbanista; investigador de la Universidad Autónoma Metropolitana, plantel Azcapotzalco

2010: a recuperar la plena soberanía
21 Marzo 2010


México ha sido un país de profundas tradiciones patrióticas. Luego de largos periodos de resistencia, cuando aparentemente no pasa nada, el pueblo se levanta con ímpetu en pos de profundas transformaciones económicas, sociales y políticas. La resistencia indígena se sostuvo durante casi tres siglos en que hubo más de 100 levantamientos de los pueblos originarios contra el invasor español.

Pablo Moctezuma Barragán* / Segunda parte

El movimiento de Independencia que iniciaron Hidalgo y Morelos se convirtió en una profunda revolución popular e indígena sin precedentes en América Latina. Las Leyes de Reforma, para nacionalizar los bienes del clero y separar la iglesia del Estado, significaron en su tiempo un movimiento de vanguardia y un ejemplo para el mundo. La derrota del poderoso ejército francés, que invadió México, impactó y conmocionó a todo el orbe. La Revolución Mexicana y sus héroes Zapata y Villa inspiraron al mundo progresista, y en su día la Constitución de 1917 y los derechos que consagró, se convirtieron en la legislación social más avanzada a nivel internacional; posteriormente, la expropiación petrolera de Lázaro Cárdenas y su defensa de los países ocupados por el nazifascismo impulsaron la lucha por la democracia y la paz. Toda esta experiencia está grabada en el consciente y sobre todo en el inconsciente colectivo. La genial obra muralística de Diego Rivera, David Alfaro Siqueiros y José Clemente Orozco reflejó artísticamente estas gestas heroicas.


Los periodos de dominación de los sectores conservadores han enfrentado siempre la tenaz resistencia popular. Agustín de Iturbide, Lucas Alamán, Anastasio Bustamante, Antonio López de Santa Anna, Porfirio Díaz siempre encontraron oposición y finalmente fueron derrocados. Los modernizadores, borbónicos, porfiristas, emprendieron proyectos audaces de dominación colonial o semicolonial, para abrir el país al capital extranjero y sus grandes empresas, expropiar la tierra a los indígenas, abatir los salarios, aumentar los impuestos, liberalizar el comercio, poner la economía al servicio del sector exportador, endeudarnos, dar grandes concesiones a los extranjeros, reprimir a los indígenas y a los mineros, etcétera. Provocaron grandes movimientos transformadores: la Independencia, la Reforma y la Revolución. Hoy se despliega la resistencia popular contra la ofensiva del mal gobierno, que busca imponerle al pueblo condiciones de vida infrahumanas y el sometimiento hacia Estados Unidos.


Hoy vivimos el tercer movimiento “modernizador”: el neoliberalismo. En el fondo, las políticas son las mismas de la modernización borbónica y la porfirista, y las consecuencias serán semejantes. Se está dando la organización y la acumulación de fuerzas de la mayoría de los mexicanos para transformar la realidad y derrotar al gobierno oligárquico pro yanqui. Paradójicamente, Estados Unidos lleva a cabo el control directo de nuestro territorio y población, ubicados en lo que consideran su “perímetro de seguridad”. El reto para Washington es enorme, porque se enfrenta a un país con profundas tradiciones nacionalistas y a un pueblo con memoria histórica que rechaza el dominio estadunidense, que nos ha invadido y robado más de la mitad del territorio.


A partir de la década de 1960 y de las presidencias de Gustavo Díaz Ordaz y Luis Echeverría, comenzó paso a paso, con astucia, la subordinación de nuestro México. Primero, sometiéndonos a los organismos financieros internacionales y sus políticas neoliberales, aplicadas abiertamente a partir de De la Madrid y Salinas de Gortari, imponiendo la integración económica con el Tratado de Libre Comercio de América del Norte hasta culminar con la firma de la Alianza para la Seguridad y Prosperidad de América del Norte y de la Iniciativa Mérida. Ahora avanzan hacia la integración militar.


Pretenden obtener de México sus recursos naturales y mano de obra barata, puesto que nuestro país sigue siendo, a pesar de 500 años de saqueo, un país muy rico. La variedad de su flora, frutos y flores, y de su fauna, su petróleo, gas, electricidad, zinc, plomo, uranio, litio, potasio, oro y plata, sus bosques, litorales, playas, su biodiversidad y variedad de climas son fuentes de inmensas riquezas. Además, nuestra posición geopolítica es privilegiada, pues es una vía de tránsito de todo el mundo hacia América del Norte. Y lo principal es que contamos con una población de casi 110 millones de habitantes en México y 12 millones en Estados Unidos, que proporcionan mano de obra barata apta y productiva. Las grandes corporaciones estadunidenses necesitan trabajadores mal pagados, y, lo más grave, también sangre de nuestros jóvenes para sus guerras de ocupación por la hegemonía mundial. De cara a América Latina, nuestro territorio es un espacio estratégico para las grandes corporaciones estadunidenses y su proyecto de construcción imperial.


El imperio estadunidense, que sufre la peor crisis multilateral en décadas y enfrenta su decadencia económica y política, sigue siendo la máxima potencia mundial, pero su hegemonía está amenazada. Así que, empezando el siglo, George W Bush lanzó una escalada agresiva después del 11 de septiembre de 2001 que hoy continúa Barack Obama: la invasión de Irak y Afganistán, el bombardeo a Pakistán, las amenazas a Irán y Yemen, la reactivación (luego de la Segunda Guerra Mundial) de la IV Flota Naval para controlar América del Sur. Su reposicionamiento en bases militares de Honduras, Colombia y Haití es un paso para controlar Latinoamérica en el marco de su lucha sin cuartel por la hegemonía mundial y el mantenimiento del statu quo imperial.


En ese esquema, Washington necesita a México integrado a sus intereses, también militarmente. Después de los atentados del 11 de septiembre se conformó el Comando Norte en 2002 para controlar el perímetro de seguridad de Estados Unidos y “coordinar” los ejércitos estadunidense, canadiense y de México e incrementar el control y la injerencia en ambos países, considerados como parte de las “responsabilidades” del Comando Norte. Washington le impuso a Canadá el establecimiento del Comando de Canadá en 2006 y posteriormente Estados Unidos y Canadá firmaron un acuerdo para usar los militares de esos dos países en cualquiera de sus territorios, en situación de “emergencia doméstica civil”. El acuerdo “Plan de Asistencia Civil” fue firmado no por las autoridades civiles del gobierno, sino por los generales del ejército del Comando Norte de Estados Unidos y el Comando de Canadá. Este acuerdo incluye las credenciales de identificación biométricas válidas para los tres países (por eso la urgencia por desarrollar la Cédula de Identificación Ciudadana). Luego se dio el anuncio en octubre de 2007 del Plan México o Iniciativa Mérida, para profundizar la integración militar a cambio de 1 mil 351 millones, de los cuales, sólo se han entregado 623 millones de dólares en equipo y capacitación que nos hace dependientes del Pentágono, bajo la retórica responsabilidad “compartida en la lucha contra el narcotráfico y el terrorismo”, dependiendo militarmente de los proveedores de Estados Unidos y su asistencia, entrenamiento y equipo.


Son los planes de Washington, pero no los de México, ni de nuestro pueblo, que quiere el desarrollo de la economía del país, empleo para sus hijos en su patria y disfrutar de las riquezas nosotros mismos. México y el resto de América Latina aspiramos a un desarrollo soberano. El descontento en contra del neocolonialismo y el neoliberalismo crece.


Estamos en vísperas de profundas transformaciones revolucionarias en nuestro país y en el mundo, pues la situación llegó a un límite. Necesitamos solucionar los problemas de hoy, a fondo, construyendo un nuevo México. La experiencia de 200 años nos enseña que sin soberanía económica, no hay soberanía política. Hemos de desarrollar nuestra economía y liberarla de las garras de los consorcios extranjeros, conquistar la soberanía energética y alimentaria y también la soberanía financiera, industrial, científica-tecnológica, para generar el desarrollo en cada rincón del país y los bienes y servicios necesarios desde el nivel local.


La “integración” promovida por los partidos Revolucionario Institucional y Acción Nacional con el pretexto de la “globalización” es anticonstitucional y viola la soberanía nacional. La integración militar que planea el mal gobierno es la puntilla. En los anteriores periodos históricos, cuando la crisis llegó a un límite, el pueblo rompió los obstáculos que impedían el desarrollo de México. Hoy nos toca a nosotros dar solución a los problemas actuales rompiendo las nuevas formas de dominación, tan nocivas como las que superamos en el pasado.


Evo Morales dijo con certeza: “Hay que pasar de la resistencia a la toma del poder”. En el pasado han sido las clases poseedoras quienes hegemonizaron el poder al triunfo de la Independencia y la Revolución. A consecuencia, en el siglo XXI habrá de ser el pueblo quien tome el poder y la clase obrera garantice que este proceso se desarrolle en beneficio de la sociedad y no de nuevas clases dominantes que quieran “adueñarse del pastel”, y luego venderlo al mejor postor. Si construimos el nuevo proyecto nacional, habrá alternativas para el pueblo en general y los trabajadores, campesinos, indígenas, mujeres, jóvenes, ancianos, personas con capacidad diferente lograrán desarrollo, bienestar y paz. Sólo unidos por objetivos y acciones comunes, avanzaremos en la lucha por un futuro mejor. El siglo XXI ha de contemplar profundas soluciones sociales, poniendo en correspondencia el carácter social de la producción, con la apropiación y distribución social de la misma, para que los frutos del trabajo lleguen a todos. Esto sólo será posible en un sistema en el que la democracia sea efectiva, así que para lograr la soberanía nacional y popular se requiere la renovación democrática.


*Politólogo e historiador, doctor en estudios urbanos


Contralínea 174 / 21 de marzo de 2010




http://foraneosme.blogspot.com/

Shiftybos

SIPREQ CORP.

Estudiantes independientes de la UNAM y la Revista Revuelta invitan.

Lugar: Auditorio Ché Guevara, Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM
Jueves 25 de marzo

14:00 horas
Presentación de la antología: Tierra y Libertad; cuentos de Ricardo Flores Magón

Presentan:
Raúl Clavo Trenado (antologador)
Rubén Trejo (Magonismo)
José Antonio Muciño (la literatura de Magón)
Modera: Héctor Cerezo

16:00 horas
Mesa: Reflexiones sobre la revolución mexicana
Ponentes
Carlos Perzabal
Rubén Trejo
Antonio Cerezo

Niños SMEitas en acción

Por ustedes luchamos, por su porvenir, por su futuro digno, por su educación, por su formación ética. Porque son ahora SMEitas de corazón. Felicidades a los niños SMEitas en pie de lucha que apoyan a sus papás en esta resistencia.

Fotos: Jesús Cruz
Compañero de RadioSME te envio las fotos de la marcha de ayer espero las puedan subir, es una muestra de como los niños también están apoyando a sus padres ya que el presidente del trabajo no penso en ellos, ellos quienes son los que menos culpa tienen, gracias por la atencion y ¡¡¡¡¡¡¡¡¡ HASTA LA VICTORIA !!!!!!!!!!!

Jesus Cruz
Obras Electricas













¡¡¡ HAY MAMÁ LOS DE LA LUZ !!!

COMPAÑEROS, NUESTRA LUCHA ES DIGNA, ESTAMOS EN EL SME LOS QUE TENEMOS QUE ESTAR EN RESISTENCIA, Y NI UN LIQUIDADO MÁS PORQUE NUESTROS HIJOS MERECEN QUE LUCHEMOS POR UN MÉXICO MEJOR PARA ELLOS.

Más fotos del 20 de Marzo del 2010, Marcha por la Paz del SME

Fotos: Leon Equix

Incansable nuestro amigo Chihuahueño en la lucha de sus amos.
¡¡¡ Presos políticos libertad !!!
El Secretario General de los Niños, siempre presente e incansable, además lanzó algunas consignas
Las más de 10 mil personas presentes.
SME recordando y homenajeando al Lic. Benito Juárez.
¡¡¡ PUÑO ARRIBA, VAMOS A GANAR !!!


Klanosh, de Riesgo Eléctrico amenizando el mitin.

Resolución del Congreso Mundial de la IV internacional sobre México

México está viviendo un nuevo proceso de militarización y represión hacia los movimientos sociales y de oposición al gobierno fraudulento e ilegítimo de Felipe Calderón. Por todo el país se extienden casos de represión persecución y encarcelamiento de aquellas voces que se alzan contra el autoritarismo del gobierno y sus políticas que atentan contra los derechos y calidad de vida del pueblo. Entre tantos abusos de poder, el Congreso Mundial del la Cuarta Internacional destaca el caso de los compañeros Sara López, Joaquín Aguilar y Guadalupe Borjas, presos desde julio de 2009 en el penal de Kobén, en Campeche.

Este caso de represión es la muestra de dos ejes fundamentales en la política de Calderón: privatización y represión. Privatización energética tanto del petróleo como en este caso de la energía eléctrica que desde hace años ha venido avanzando sigilosamente, y que está produciendo el paulatino aumento de las tarifas eléctricas, principalmente en zonas rurales y hundidas en la pobreza, y que en los últimos meses intenta dar un salto con la liquidación de la compañía de Luz y Fuerza del Centro (LyFC) y la desaparición del Sindicato Mexicano de electricistas (SME).

Así como en otras zonas rurales del país como Veracruz, Tabasco, Chiapas, etc. desde hace tres años, la Comisión Federal de Electricidad ha elevado en más de un 200% las tarifas eléctricas en Candelaria, Campeche, un abuso intolerable para los limitados ingresos de los campesinos campechanos. Por lo que en respuesta a este ataque privatizador, se creó y fue consolidando en estos años el Movimiento de Resistencia Civil de no pago a las altas tarifas de luz y por una tarifa social y justa basada en el salario mínimo.

El movimiento de resistencia a lo largo de estos años ha sido una respuesta a las políticas neoliberales y este gobierno lejos de atender las demandas justas de los compañeros responde con la criminalización del movimiento

Menos de una semana después de las elecciones legislativas de julio de 2009, cinco dirigentes de la resistencia fueron encarcelados, detenidos con lujo de violencia, intimidación y amenazas contra ellos y sus familias. Acusados de “privación ilegal de la libertad”, por haber hecho presión, obligando a permanecer a los funcionarios de la CFE dentro de las instalaciones de la misma exigiendo la solución satisfactoria de sus demandas

Acusar a los dirigentes de movimientos sociales de este delito se ha vuelto práctica común por parte de los gobiernos panistas, siendo el caso de Ignacio del Valle de Atenco, condenado a más de 100 años de prisión, el más significativo.

Hasta ahora, la movilización popular y la incongruencia jurídica del gobierno, han logrado la libertad de 2 compañeros, sin embargo Sara López, Joaquín Aguilar y Guadalupe Borjas siguen presos. Aún no reciben sentencia y estas semanas son fundamentales para definir su situación jurídica.

El Congreso Mundial de la Cuarta Internacional se suma a la exigencia por la libertad de los tres presos políticos de Candelaria, por el cese de la persecución y represión a los movimientos sociales y a los compañeros de la resistencia contra la privatización eléctrica y el incremento de las tarifas.



¡Libertad a Sara López, Joaquín Aguilar y Guadalupe Borjas!



¡No a la privatización energética!

13 de marzo de 2010

Terminan cursitos de capacitación para extrabajadores de Luz y Fuerza del Centro

En cobertura nos dimos a la tarea de investigar acerca de estas clausuras de los llamados cursos de capacitación otorgados por la Secretaría del Trabajo, en el cuál se capacitaba a ex-miembros de la paraestatal Luz y Fuerza del Centro.

Después de 5 meses desde aquella noche del decreto de extinción en donde se prometió la entrada a CFE a los primeros 10 000 que se liquidarán, hoy sufren los estragos al llegar el final de esta etapa de cursos y sin ninguna respuesta positiva para continuar con una vida laboral productiva, por el contrario en estas famosas clausuras miembros de la Secretaría del Trabajo reconfirmaron que no habrá entradas a CFE y por el contrario en lo mejor de los casos se les acomodaria en alguna empresa de acuerdo a curriculum, experiencia y habilidades laborales, así como presentarles un proyecto para aquellos que tengan un negocio darles un crédito en especie para poder ampliarlo.

Como reflexión y después de 5 meses de lucha del glorioso Sindicato Mexicano de Electricistas les hacemos una respetuosa pregunta a los agremiados activos y que viven con incertidumbre diaria, ¿ Este futuro quieres para ti y para tus hijos ? ¿ Crees que existe un verdadero porvenir y futuro con estas opciones ofrecidas por el Gobierno Federal y la Secretaría del Trabajo ?. Siempre es mejor morir de pie, que vivir arrodillado, Viva el Sindicato Mexicano de Electricistas, Viva la lucha de cada uno de sus agremiados, hasta la victoria screamradio en total solidaridad con el Mexicano de Electricistas.
Fuente: Scream Radio

Marcha por el Empleo y la Paz 20 de Marzo del 2010

Eran las 12 hrs. del día sábado 20 de Marzo del 2010, los aires de cambio se sentían y el radiante sol nos alumbraba apoyando como siempre nuestra causa.

Alrededor de las 12:20 del día partimos desde el Ángel de la Independencia hacia el Hemiciclo a Juárez. Alrededor de 12 mil personas marchamos por un país con empleo digno y con paz, no como el pianista fracasado, lozasno, que al impulsar su reforma laboral quiere convencernos de que su ideología es lo mejor, cuando la realidad es que pretende dejar a los trabajadores mexicanos desprotegidos y sin posibilidad de generar prestaciones ni trayectoria segura dentro de las empresas. ¿Por qué el pueblo no entiende el mal que esta persona y su partido, acción nacional, quiere llevar a cabo sobre toda la clase trabajadora de nuestro país?

Es claro que el secretario del desempleo, lozasno, trabaja para sus amigos de la oligarquía y pretende dejar a México en tiempos del porfiriato. Sin embargo hay trabajadores dignos que luchamos para tener un méxico mejor y muestra de ello fue esta magnífica marcha, completamente nutrida de gente digna, trabajadora, pero que no se empina ante cualquier pretensión del gobierno por acabar con el movimiento obrero, porque SOMOS LOS OBREROS QUIENES GENERAMOS LA RIQUEZA EN ESTE PAÍS, NO EL LOZASNO Y NI EL CALDERÓN.


SMEitas siempre en pie de lucha

Más de 10 mil hombres y mujeres, activos y jubilados, niños y adultos, dignamente marchando por el Empleo y por la PAZ.

El SME sigue vivo, aunque el lozasno o el calderón no lo quieran.

Miles y miles marchando.

¡¡Ya vamos llegando y fecal está temblando!!

¡¡SI JUÁREZ VIVIERA, QUE CHINGA LES PUSIERA AL LOZASNO Y AL CALDERAS!!





Un día antes del homenaje al primer presidente indígena de LatinoAmérica, el Licenciado Benito Juárez, los electricistas presentamos nuestro gran respeto y reconocimiento.

Y seguían llegando contigentes.



Martín Esparza dando su discurso a los miles de SMEitas en pie de lucha.

Nuestras banderas impulsadas por vientos de libertad.

Nuestros Jubilados, siempre presentes, dignamente defendiendo al Sindicato Mexicano de Electricistas.

Figura incansable y siempre combatiente.

Durante el mitin, algunos compañeros, dirigentes sindicales de Cananea y de los Maestros, nos dirigieron algunas palabras de aliento. No estamos solos y nunca lo estaremos pues la razón nos asiste y obtendremos la victoria.

En el mensaje de nuestro Secretario General, Martín Esparza, recibimos palabras de aliento, así que compañeros, si alguno de ustedes se siente desanimado, llámenos a cabina para compartir puntos vista.

¡¡¡ HASTA LA VICTORIA, Y HOY, NADA NOS DETIENE !!!

Reporte del 16 de Marzo en S.E. Xochimilco

Nuestro compas trabajadores de la Subestación Xochimilco nos hicieron llegar estos videos en donde se muestra, en el primero, el apoyo activo que nos brindaron las asociaciones civiles de la zona, y que posteriormente serviría para evitar que los perros de calderón atacaran nuestro movimiento pacífico y desarmado.

Podemos observar en el segundo video, cómo los perros de calderón se vieron superados en número y decidieron esconderse ebajo de un arbolito, sin embargo nada tenían que temer puesto que nuestro movimiento, insistimos, es pacífico y sabemos que a pesar de que fungen como perros rabiosos del gobierno, en el fondo son pueblo y son mexicanos también. Así, tomando en cuenta que NO SOMOS LO MISMO, en vez de golpear a estos pobres, simplemente hicimos hacer valer nuestro derecho a huelga muy a pesar de lozasno y sus ideas entreguistas.

Apoyo de la sociedad civil a nuestro movimiento. GRACIAS.

Subestación Xochimilco from Radio SME on Vimeo.


Perros del calderas replegándose, pues aunque tenían la orden de golpearnos, la unión del pueblo impidió represión.

Movilización pacífica en subestación Xochimilco from Radio SME on Vimeo.

Reforma migratoria integral, el grito de miles en Washington

David Brooks
Corresponsal
Periódico La Jornada
Lunes 22 de marzo de 2010, p. 28
Washington, 21 de marzo. La primavera llegó este año aquí con el grito bilingüe de “sí se puede” de decenas de miles de inmigrantes y sus defensores para demandar al presidente Barack Obama y a los líderes legislativos que cumplan con su promesa de impulsar una reforma migratoria integral.

En lo que fue la primera manifestación masiva de las bases que ayudaron a Obama a llegar a la Casa Blanca, más de 100 mil (los organizadores calcularon 200 mil) inmigrantes y sus defensores llegaron de unos 35 estados de la unión para inundar el Mall –enorme parque central frente al Capitolio–, con el objetivo de presionar a la cúpula política de este país a promover una reforma migratoria integral este año.

Obama, en una maniobra de última hora, transmitió un videomensaje a la enorme concentración, donde recordó que él mismo se había sumado a una marcha y manifestación con la misma demanda hace cuatro años en Chicago, y reiteró que nunca ha abandonado su compromiso de reformar “un sistema migratorio descompuesto”. Agregó que una reforma es “crítica para la seguridad y la prosperidad” del país, y se comprometió “a hacer todo lo que esté en mi poder para forjar un consenso bipartidista al respecto este año”, lo cual le valió una ovación y elogios de los congregados.

Sin embargo, muchos reconocieron que el presidente no se comprometió a impulsar una ley de reforma este año, y ante las condiciones económicas del país, más la dinámica política de un año de elecciones legislativas intermedias, todos saben que con cada día que pasa se reducen las perspectivas de lograr una reforma integral en 2010.

“Las palabras son bonitas, pero se las lleva el viento. Queremos acciones”, exigió María Rodríguez, dirigente de la Florida Immigrant Coalition, desde el podio poco después del mensaje de Obama.

En demanda de acciones, y no de palabras, que unas 400 personas viajaron 20 horas en autobús desde Dallas, y otros cientos más de lugares tan lejanos como Oregon. Decenas de autobuses llegaron desde Nueva York, Carolina del Norte, Illinois, Georgia, Arizona, California y más. “No bla, bla, bla. Queremos la reforma ya”, coreaba un contingente.

Por otros lados se escuchaban coros de “Obama, escucha, estamos en la lucha” y “Queremos amnistía para tu tía, y amnistía para la mía”. Pasaban mantas en las que se leía: “ningún ser humano es ilegal” y “educación sí, deportación no” junto a las siempre presentes imágenes de la Virgen de Guadalupe.

Los grandes protagonistas de este día fueron los trabajadores inmigrantes y sus familias, aunque en el podio se turnaban una infinita lista de políticos, líderes sindicales, del clero y profesionales de las agrupaciones latinas y de derechos inmigrantes de Washington que tras casi cuatro horas de discursos lograron agotar al mosaico que representa el futuro de este país. Sin embargo, la presencia del cardenal Roger Mahoney, de la Conferencia de Obispos de Estados Unidos, con varios presidentes nacionales de sindicatos, líderes de las principales organizaciones latinas como LULAC, Southwest Voter Registration and Education Project, Consejo Nacional de la Raza, Alianza Nacional de Comunidades Latinoamericanas y Caribeñas y NALEO, y diversas comunitarias, y por primera vez, de organizaciones como MoveOn.org (con cinco millones de miembros), fue muestra de la existencia de una coalición amplia, como pocas, en torno a una demanda política. Por ello Obama envió su mensaje y por ello varios legisladores federales acudieron al acto.
El representante federal Luis Gutiérrez demandó “acción” de la cúpula política al hablar ante los manifestantes (fue el primero en proponer esta movilización). En declaraciones a la prensa y a preguntas sobre si será posible lograr una reforma este año, dijo: “si el proceso legislativo no rinde fruto, nosotros tendremos que salir a las calles”.

Además de la infinita variedad de organizaciones migrantes de todas las esquinas del país –la abrumadora mayoría latinoamericanos, y de ellos gran parte mexicanos, pero también coreanos, irlandeses y más–, fue notable la presencia de organizaciones y líderes afroestadunidenses en esta ocasión.

El reverendo Jesse Jackson, en declaraciones al inicio de una marcha que se sumaría a la gran concentración y después con periodistas, enfatizó que “somos la coalición del pueblo, somos la coalición del futuro”, al hablar de la alianza entre afroestadunidenses e inmigrantes. Subrayó que los inmigrantes nutren este país con su trabajo, y que por ello “ya son ciudadanos”, y es obligación del gobierno reconocerlo.

El cardenal Mahoney, quien habló en inglés y en español, denunció la continuación de redadas contra inmigrantes y dijo que “los niños quedan separados de sus padres”. Por ello, esta manifestación obliga “a los líderes de Washington a escuchar las historias cotidianas de los inmigrantes”, y afirmó que “no cesaremos de defender los derechos de los inmigrantes”.

La amplia gama de fuerzas y personalidades también ofreció mezclas sorpresivas. En el podio coincidieron, junto a dirigentes latinos, sindicales y religiosos, figuras como Lucía Méndez, Eddie el Piolín Sotelo, Juan Hernández, ex consejero de Vicente Fox y después asesor de la candidatura presidencial de John McCain, y el representante Lincoln Díaz Balart.

Y entre quienes acompañaron a los manifestantes estuvieron políticos y dirigentes mexicanos, entre ellos el ex gobernador de Michoacán Lázaro Cárdenas Batel, quien fue repetidamente saludado por paisanos – “yo soy de Apatzingán, y mi hijo tiene corazón de Michoacán, pero nació aquí”, le comentó una mujer.

Dirigentes del Sindicato Mexicano de Electricistas, entre ellos su secretario general Martín Esparza, asistieron a la marcha. Viajaron a Washington para hacer una visita a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y para dialogar con representantes de la Organización de Estados Americanos, así como con contrapartes sindicales estadunidenses. Esparza declaró a La Jornada que estaba en esta manifestación de trabajadores inmigrantes porque “la lucha obrera no tiene fronteras; la lucha aquí es la misma que en México”.

Porfirio Muñoz Ledo también andaba en la marcha, después de concluir una reunión interparlamentaria, recordando su trabajo en el asunto migratorio desde hace décadas.

Todo concluyó, por fin, con un poco de música: la banda texana Los Lonely Boys, ganadora del Grammy, cerró con un rock para reanimar y dar fuerza a quienes ahora vuelven a todas las esquinas del país, muchos ya decididos a regresar “a las calles” para demandar justicia. Unas playeras lo afirmaban: “indocumentado, pero sin miedo”.
Fuente

Demanda AMLO a EU respete nuestra soberanía

Ciro Pérez y Alma E. Muñoz
Periódico La Jornada
Lunes 22 de marzo de 2010, p. 5



Al conmemorar el natalicio de Benito Juárez, Andrés Manuel López Obrador afirmó que México se encuentra gravemente dañado, sin un plan integral para el desarrollo social, sin garantía de tranquilidad y paz social, y con el riesgo de que Estados Unidos aproveche la “debilidad de (Felipe) Calderón” para intervenir en asuntos que sólo competen a los mexicanos.

En un mensaje de aliento a sus simpatizantes para insistir en un cambio de la vida pública, llamó a no perder el tiempo viendo lo que hace la llamada clase política, “achichincles de los potentados, gente sin principios ni ideales responsables de la actual crisis nacional. Esa gente sólo busca el interés personal o de la pequeña secta a la que pertenece; lo mismo puedo decir acerca de las alianzas” de los partidos de izquierda con el PRI y con el PAN.

“Somos respetuosos de las decisiones que tomen PRD, PT y Convergencia; somos sobre todo respetuosos de las decisiones de los ciudadanos: en este movimiento está prohibido prohibir. Ya fijamos nuestra postura: a título personal cualquiera puede participar en procesos electorales bajo cualquier circunstancia, pero nuestro movimiento ha decidido no acompañar a estos partidos si hacen alianza con el PAN o con el PRI.”

En el Hemiciclo a Juárez, López Obrador presentó un panorama sobre las males que aquejan a la nación. Entre ellos, la grave crisis de inseguridad y violencia.

“Quienes impusieron a Calderón son responsables del dolor de miles de familias, del riesgo y del temor que prevalece en hogares y calles de casi todo el territorio nacional. Esta minoría codiciosa y sin llenadera ha hecho ingrata la vida de millones de mexicanos, y llevó a la Presidencia a una persona incapaz de garantizar la tranquilidad y la paz social. Como ha quedado demostrado, ¡Calderón no es un hombre de Estado!”, sostuvo.

La forma más eficaz y humana de enfrentar la inseguridad y la violencia pasa por mejorar las condiciones de vida y de trabajo de la población, reiteró. “Las medidas coercitivas no resuelven el problema. No basta con el Ejército, la policía, las cárceles, las amenazas de mano dura y leyes más severas. El proceder de Calderón en esta materia ha dañado gravemente al país. Han perdido la vida, y eso es lo más lamentable, miles de seres humanos, algo que no sucedía desde la Revolución.”

Por si fuese poco, insistió, “se ha desgastado al Ejército, se está alentando a los criollos que quieren anexarnos, y a quienes siempre están esperando intervenir desde el extranjero. Por eso llamamos al gobierno de Estados Unidos a que respete nuestra soberanía, que no se aproveche de las circunstancias ni abuse de la debilidad de Calderón. ¡Cooperación sí, intervencionismo no!”

En su discurso, llamó a no prestar atención al hecho de que “la mafia” quiera imponer por anticipado al gobernador del estado de México, Enrique Peña Nieto, con el respaldo de Carlos Salinas y la campaña mediática de Televisa. “Ésa es una telenovela, tengamos confianza en el pueblo. Al pueblo se le engaña una vez, dos veces, pero no se le puede engañar toda la vida.”

López Obrador exhortó nuevamente “a los que realmente mandan, a Felipe Calderón o a quien corresponda”, a que se decidan por el bien del país a cambiar la política económica empezando por la creación de empleos y la atención a los jóvenes para garantizar tranquilidad y seguridad pública.
“Antes que ninguna otra cosa, es urgente proteger y generar nuevos empleos, como también es indispensable hacer efectivo el derecho a la educación.” Insistió en que se requiere poner en práctica un amplio programa de construcción de obras públicas para reactivar la economía, y así generar fuentes de trabajo.

“En mis recorridos por la República he podido constatar que el principal clamor es la falta de empleo, y no he visto obras en proceso por ninguna parte. La industria de la construcción está paralizada. Un dato: en Ciudad Juárez más de la mitad de sus calles no tienen pavimento.”

Se manifestó por fortalecer los apoyos para jóvenes, más becas y espacios educativos para que ninguno sea rechazado de las universidades públicas. Consideró que los recursos para tales propósitos se pueden obtener con la aplicación de un plan de austeridad en el gobierno.

Dijo que el movimiento que encabeza “no apuesta a edificar la nueva República sobre las ruinas de México” y por eso “llamamos al gobierno a que se tomen medidas para atemperar los daños a la economía y al bienestar del pueblo.

“Estamos luchando para impedir más retrocesos, denunciando infamias y arbitrariedades, como los ataques a los trabajadores del Sindicato Mexicano de Electricistas, a los mineros de Cananea, a los pobladores de Zimapán que se oponen a la instalación, en ese lugar, de un basurero tóxico, y estamos atentos para impedir que se construya la presa El Zapotillo, que borraría del mapa a tres pueblos históricos de Jalisco.”

Exigió esclarecimiento y castigo a los autores intelectuales del asesinato de Mariano Abarca, quien se opuso a la depredación de una minera canadiense en Chiapas.

Demandó castigo para Eduardo Bours y Juan Molinar, ex gobernador de Sonora y ex director del IMSS, respectivamente, por la muerte de 49 niños y las heridas graves a 79 más en la guardería ABC de Hermosillo. También exigió la devolución de los ahorros de los ex braceros, y pidió a los legisladores del movimiento una posición más enérgica en la Cámara de Diputados.

Antes de la intervención del ex candidato presidencial, Rocío Nahle alertó sobre la insistencia del gobierno de Calderón en promover contratos de riesgo para la explotación del petróleo y sus derivados. Precisó que se interpusieron ya cuatro denuncias ante la Procuraduría General de la República por presunto daño patrimonial y traición a la patria, por el convenio que firmó Calderón para que una compañía brasileña produzca –en lugar de Pemex– etileno, polietileno y aromáticos.

“Entrega el mercado, les ayuda a conseguir parte del financiamiento y ofrece materia prima a 20 años con precios bajos. ¿En qué país o compañía petrolera del mundo se ve que le abran la puerta a la competencia y le pongan el plato servido en la mesa?”
Fuente

Debemos seguir siendo rebeldes, exhorta AMLO

Jaime Avilés 
Periódico La Jornada 
Lunes 22 de marzo de 2010, p. 7 



Tal como se esperaba, Andrés Manuel López Obrador reiteró ayer, ante miles de personas reunidas en la Alameda capitalina, las líneas generales de su proyecto político, de cara a las elecciones presidenciales de 2012, en un discurso que dejó satisfechos a los militantes de la tercera edad, no así a los jóvenes que se retiraron del mitin con una gran pregunta que no encontró respuesta.

En una mañana soleada y festiva, que desde el estallido violeta de las jacarandas proclamaba el inicio de la primavera, la resistencia civil pacífica celebró el aniversario número 204 del nacimiento de don Benito Juárez, alzando banderas y pancartas que exigían la renuncia de Felipe Calderón y confirmaban su apoyo al “gobierno legítimo”.

Antes de López Obrador hubo otros dos oradores de fondo. Rocío Nahle, especialista en el tema de los energéticos, habló de la crisis que sufre Petróleos Mexicanos. A su vez, el poeta y analista político Pedro Miguel presentó a Benito Juárez un informe acerca del estado desastroso que guarda la nación mexicana.

“El cártel de los banqueros y empresarios, tan nocivo como los demás”, denunciaba un hombre desde una humilde pancarta, mientras extrañas banderas rojas, con una calavera a guisa de escudo, pasaban lista de presentes a nombre de los “jóvenes de Tulyehualco”.

Una mujer vestida como Sor Juana Inés de la Cruz cargaba una inmensa cartulina que parodiaba un clásico poema, alusivo a los levantacejas electrónicos: “Hombres necios que acusáis a la resistencia civil sin razón...”, y por aquí y por allá, entre grandes fotografías de López Obrador “impresas en los talleres gráficos del PT” y banderas del PRD, pululaban personas vestidas con camisetas del golpeado y reprimido Sindicato Mexicano de Electricistas.

Procedente del estado de Jalisco, donde recorrió varias regiones para supervisar la organización de los comités municipales afiliados al “gobierno legítimo”, el máximo dirigente opositor de México leyó una eficaz pieza oratoria, en la que logró encandenar, sin aburrir a nadie, 15 frases que empezaban con las mismas tres palabras: “Hay crisis porque...”

Hace 27 años la oligarquía gobierna en beneficio de unos cuantos. En las dos décadas pasadas un pequeño grupo ha saqueado al país. Ha privatizado los bienes de la nación. El petróleo, el gas y la electricidad han sido explotados irracionalmente en provecho de trasnacionales y políticos y empresarios corruptos.

Y porque de 1988 al día de hoy (“de Salinas a Calderón”) el gobierno ha entregado 12 por ciento del territorio nacional a “tres consorcios: Grupo México, Peñoles y Carso” y a “mineras canadienses asociadas con políticos del PRI y del PAN”. En este punto, la mención de Carso, propiedad de Carlos Slim, provocó en el gentío gritos en contra del hombre más rico del mundo.

El ex jefe del Gobierno del Distrito Federal continuó: “hay crisis porque la economía nacional permanece estancada, se abandonaron las actividades productivas del campo y la ciudad, los potentados no pagan impuestos, se protege a los monopolios vinculados al poder, el presupuesto se destina a mantener los privilegios de los altos funcionarios, (y porque) no se garantizan los derechos constitucionales al trabajo, a un salario digno, a la educación, la salud, la vivienda, la seguridad social y el bienestar del pueblo”.
Y además porque se ha marginado a los jóvenes, y porque imperan la corrupción y la impunidad, y porque un grupo secuestró las instituciones, y porque “en suma, en México domina la oligarquía y no hay una auténtica democracia”.

El experimentado político tabasqueño abordó por último los temas más candentes de la agenda política nacional –el naufragio del gobierno calderónico en los estados de la República controlados por el narcotráfico, y la visible injerencia del gobierno de Estados Unidos en los asuntos internos del país–, pero antes puso todo el énfasis de su discurso en lo que llamó “las tres tareas básicas de nuestro movimiento”.

A saber, “que los comités municipales, estatales (y) distritales, que se han constituido, se encarguen de crear comités territoriales en todos los barrios, pueblos y colonias de México”.

Dos, “tenemos que seguir convenciendo a más ciudadanos, hombres y mujeres libres, a adherir a nuestro movimiento que, como dijo Pedro Miguel, ya cuenta con 2 millones 500 mil”. Pero no se trata, agregó, de “un asunto cuantitativo sino cualitativo, porque cuando se convence a otro, éste se compromete a luchar junto con nosotros por la transformación del país”.

Y, tres, “ayudar a distribuir casa por casa el periódico Regeneración”, siguiendo el ejemplo de los hermanos Flores Magón que, un siglo atrás, fundaron un órgano con ese nombre que representa “lo que hoy necesita nuestro país, y si no le hubiéramos puesto así, se habría llamado El Despertador, porque eso es lo que queremos, despertar al pueblo”.

Una vez que hubo precisado las tres tareas básicas, y sin proponer medidas concretas contra la reforma laboral presentada al Congreso por el PAN la semana pasada, rechazó explícitamente las alianzas del PRD-PT-Convergencia con la ultraderecha gobernante (“no perdamos el tiempo en estar viendo lo que hace la llamada clase política”), y dedicó los últimos párrafos de su arenga a la inminente intervención de Estados Unidos en la vida pública de México, debido a los catastróficos resultados de la “guerra contra el narcotráfico”, y llamó a sus simpatizantes a “hacer política para hacer historia” y a “seguir siendo rebeldes ante la opresión”.

El acto culminó cuando la cantante Denise Villuendas entonó el Himno Nacional, y lo hizo con tan buena voz que al terminar algunos pidieron a coro “¡otra, otra!”, cosa que por desgracia no era posible, así que entonces la muchedumbre se descompuso en miles de pequeñas partículas que echaron a andar por las calles del Centro Histórico para metamorfosearse en paseantes dominicales, muy complacidos, como ya se dijo, los adultos mayores, de los conceptos que acababan de oír, y más bien insatisfechos los jóvenes, preguntándose si en verdad vale la pena apostarle todo a la lucha electoral cuando, como el propio López Obrador reconoció, aquí “no hay una auténtica democracia”.

Ésa, en realidad, fue la gran pregunta que se quedó sin respuesta.
Fuente

¿Y los derechos de los trabajadores?

Alejandra Barrales* | Opinión Lunes 22 de Marzo, 2010 | Hora de modificación: 02:12

La iniciativa de reforma a la Ley Federal del Trabajo que presentó el PAN en la Cámara de Diputados tiene como objetivo reducir al mínimo la organización de los trabajadores, sus derechos y le da un sello absolutamente patronal. Bajo el argumento de promover la inversión atropella la protección laboral.

La generación de empleos y la atracción de inversión debe ser resultado de una política económica integral donde el Estado se comprometa con el empresariado a darle garantías para el desarrollo de su capital, pero no es posible que el gobierno panista piense que la economía se va a dinamizar a costa de los derechos de los trabajadores.

Estamos viendo no sólo una falta de proyecto económico para el país, sino una verdadera regresión al capitalismo salvaje, quieren un Estado que abandone cualquier responsabilidad con sus gobernados y dejar que las relaciones obrero-patronales las determine sólo el mercado, por eso les estorban pilares de la Ley Federal del Trabajo, como el derecho a la huelga y la estabilidad en el empleo de los trabajadores.

Quieren que como sociedad nos acostumbremos a ver la negación de los derechos laborales, y repetir el esquema del Sindicato Mexicano de Electricistas cuando la organización sindical les estorbe.

Para Felipe Calderón los trabajadores son los responsables de que no haya inversión en el país, y son ellos los que deben de cargar con la culpa de acuerdo con la visión panista.

Quieren tener la facultad para desconocer una huelga con el pretexto de que se argumenta de forma deficiente; o permitir la contratación por horas, temporada o a prueba y así negar las prestaciones a los trabajadores que establece la ley; tener nuevas reglas para los contratos colectivos; permitir que el patrón pueda dejar sin efecto un contrato y no informe al afectado, vale con que lo haga en la Junta de Conciliación y Arbitraje.

El crecimiento del país no se puede idear sobre las espaldas de los trabajadores y campesinos, sacrificando la educación y el medio ambiente, a costa de la pobreza de la mitad de la población. Necesitamos una visión de Estado, que quienes ocupan hoy la administración federal no tienen.



* Coordinadora del PRD en la ALDF

Queja de Violeta Lagunes contra editorial del Periódico La Jornada

Lic. Aurelio Fernández Fuentes

Director de La Jornada de Oriente

Presente



En cuanto a la nota de ese diario publicada hoy “Represión contra el SME”, que defiende a un funcionario local del Sindicato Mexicano de Electricistas, Domingo Aguilar Vázquez, quien fue detenido por sé probable responsable del delito de robo, se precisa lo siguiente:

Es inaceptable que un medio de comunicación trate de justificar acciones de robo o sabotaje en el extinto organismo sólo por tratarse de un sindicalista, de comprobarse los hechos que se le castigue al señor Domingo Aguilar en aplicación de las leyes, porque nadie debe quedar impune.

Nada justifica que se trate de evitar que alguien enfrente a la justicia, máxime si existen en curso 229 averiguaciones previas por ilícitos cometidos contra la otrora Luz y Fuerza del Centro. Acaso esperaríamos más defensas de este tipo en medios, respecto de todos estos casos.

Ante acusaciones tan graves es cuestionable que se pretenda distraer a la opinión pública únicamente por tratarse de un miembro del SME. Se rechazan tajantemente los señalamientos de represión y de privatización cuando es claro que la detención del funcionario sindical, como lo reconoce la propia nota, está respaldada por un procedimiento legal, y corresponde al juez de la causa determinar la situación jurídica del señor Aguilar Vázquez. De ninguna manera existe una actitud de persecución en contra del sindicalismo; al contrario, una de las funciones principales de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social es velar por los derechos y conquistas laborales de los trabajadores.

Ante las invenciones de una supuesta privatización del servicio público de energía eléctrica conviene aclarar que la Constitución y las leyes son explícitas: corresponde sólo al Estado la prestación de dicho servicio.

Para cualquier aclaración, quedo a sus apreciables órdenes.



Atentamente

Lic. Violeta del Pilar Lagunes Viveros

Delegada Federal del Trabajo en Puebla





Respuesta de la dirección



Lic. Lagunes:



Dice usted que es “inaceptable” que un medio de comunicación trate de “justificar acciones de robo o sabotaje” contra un “extinto organismo”. No debe estar tan extinto cuando, según ustedes, se le roba y se le hacen actos de sabotaje; algo habrá.

Lo inaceptable es que el gobierno en el que usted trabaja y al que defiende haya desaparecido a un sindicato con flagrantes mentiras y discutibles medidas legales, dejando en la calle a 44 mil trabajadores y sin seguridad social a más de 150 mil familiares. Eso, para nosotros, es lo inaceptable.

Saben muy bien usted y sus superiores que tenemos una posición sobre la desaparición de Luz y Fuerza del Centro y que defendemos nuestro derecho a establecerla, lo mismo que usted la suya.

No he conocido a algún gobierno, de cualquier tendencia ideológica, que acepte que es represor. Ustedes están persiguiendo a los luchadores sociales porque se oponen a sus políticas, aunque lo presenten de manera pueril como una persecución a delincuentes.

Dice en su carta que “una de las funciones principales de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social es velar por los derechos y conquistas laborales de los trabajadores”. Bueno sería, pero hay suficientes elementos para asegurar que ustedes violan este precepto. La secretaría a la que representa pasará a la historia como la que más empleos directos ha destruido y más derechos laborales ha violado. Al tiempo.

Me extraña que también invoque a la Constitución refiriéndose al carácter no privado de Pemex, porque en los hechos cada día más áreas y buena parte del gasto de las empresas de la nación son asignados por ustedes a compañías privadas, a gente integrante de su grupo gobernante, con procedimientos también de dudosa legalidad. Ya existe suficiente cantidad de bibliografía para explicar esto.



Aurelio Fernández

Director


Fuente

Buscan cambiar la red eléctrica en el Centro

Arlette Gutiérrez / El Sol de México

La Comisión Federal de Electricidad y el Gobierno capitalino preparan un programa integral para la sustitución de la red eléctrica del Centro Histórico, a fin de reducir al máximo las explosiones en las llamadas mufas, que se registran principalmente en la temporada de lluvias por el mal estado en que se encuentra el cableado eléctrico de la zona.

El director del Fideicomiso Centro Histórico, Inti Muñoz, aseguró que el objetivo es instalar una red eléctrica más moderna y suficiente, la cual será de mediana tensión para minimizar riesgos, aunque todavía se trabaja para conseguir los recursos necesarios para hacer el cambio.

Y es que, dijo, la responsabilidad principal de la red eléctrica subterránea ahora es de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), sin embargo, el gobierno capitalino acompañará a la paraestatal en el proceso y "estaremos colaborando en todo".

Destacó que tras la desaparición de Luz y Fuerza del Centro, que era la responsable de la red eléctrica en el DF, las autoridades locales entablaron contacto con la CFE a fin de no interrumpir la rehabilitación del cableado en el Centro Histórico. En entrevista, señaló que desde el año pasado, cuando cada mes se registraban una serie de explosiones en las mufas, se realizó un diagnóstico integral donde se detectó que prácticamente había "puntos rojos" en la totalidad del sistema, sobre todo donde había transformadores y problemas con el desazolve.

Por ello, indicó que resulta urgente continuar los trabajos de mantenimiento de la red eléctrica, ya que el objetivo del gobierno local es que no haya una sola explosión más en esa zona de la ciudad. Inti Muñoz precisó que los trabajos que se realicen para modernizar la red eléctrica tendrán un procedimiento casi quirúrgico, por lo que no se romperán calles o banquetas, ya que se trabajará sobre los ductos y registros o mufas ya existentes.
Fuente

Motín de vecinos por falta de luz

El Sol de Hidalgo
21 de marzo de 2010


Por José Luis Rico

Pachuca, Hidalgo.- Una nueva falla en el suministro de energía eléctrica causó un hecho inédito cuando vecinos de las colonias Nuevo Hidalgo y Plutarco Elías Calles bloquearon una avenida principal en demanda del restablecimiento del servicio, originando la movilización de granaderos y elementos de Seguridad Pública.

Tras diez horas de "apagón" y en medio de la oscuridad, indignados colonos exigían a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) la restauración del servicio, al grito a coro de "Queremos luz".

Desde las 11 de mañana y hasta las diez de la noche se prolongó el corte de servicio, atribuido a la avería de un transformador.

Cuando menos cuatro colonias del poniente de la capital, entre ellas las mencionadas, quedaron a oscuras debido a la enésima falla en el abasto de electricidad.

Los vecinos dijeron estar cansados de las constantes averías y apagones que se han multiplicado en la capital hidalguense, lo mismo que en el resto del estado, desde que se decretó la extinción de Luz y Fuerza del Centro (CLyFC).

"Estamos hartos del burocratismo de la CFE que es peor que en las épocas de la Compañía de Luz, la cual se caracterizó por su ineficiencia y falta de atención al público", dijeron los vecinos que bloquearon, durante algunas horas, la avenida Ocho de la Plutarco Elías Calles.

La falla fue reportada reiteradamente al número 071 de la CFE, pero las operadoras, mostrando total ignorancia, ni siquiera sabían en que ciudad del centro del país se encuentra la colonia Plutarco Elías Calles.

Desde las once de la mañana, repetían que "las brigadas van para allá", pero fue una mentira, desesperando a los colonos de la Nueva Hidalgo que decidieron llamar la atención cerrado una calle, lo que motivó que llegaran varias patrullas de la Policía Municipal.

Ramón Vicente Díez, coordinador de Gobierno en la región Uno, correspondiente a Pachuca, confirmó que la falla en un transformador generó el mayúsculo apagón que se prolongó durante más de 11 horas, dejando sin servicio a cuando menos 4 colonias, entre ellas la Plutarco, Nuevo Hidalgo, Parque de Poblamiento y Cedros.
Fuente

¡Por fin!

Néstor de Buen
Cuentan las malas lenguas que ¡por fin! la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) se dignó enviar a la Cámara de Diputados el anunciado proyecto de ley federal del trabajo. No lo tengo aún a la vista, pero sí he leído la información sobre los puntos principales en que se sustenta ese texto. Y desde luego que no resultan nada gratos, lo que me parece absolutamente natural a partir de que el autor parece ser el secretario del Trabajo, claro está que con la colaboración o hechura principal de abogados especialistas en la materia que, por cierto, no abundan por sus rumbos.

Claro está que no faltan especialistas externos que se habrán prestado de muy buena manera a formular el anteproyecto que habrá sido presentado bajo la responsabilidad del Presidente de la República y con el aval del secretario del Trabajo. Y conociendo a esos especialistas, con profundo olor a Coparmex, no tengo duda alguna de los verdaderos propósitos del proyecto.

Se dice que se tocan temas de derecho individual y de derecho colectivo del trabajo. Y viniendo de quien vienen no hace falta demasiada imaginación –quizá sólo una lectura inicial a las notas de prensa y el recuerdo del proyecto Abascal– para suponer qué es lo que el proyecto significa.

En el orden individual no me cabe la menor duda de que se propondrá la celebración de contratos de trabajo a tiempo fijo. También por hora, lo que ya acepta la ley cuando señala en el artículo 35 que las relaciones de trabajo pueden ser para obra o tiempo determinado. Es claro que en esos casos, si al concluir la obra o el tiempo subsisten las razones que motivaron la relación laboral, ésta deberá prorrogarse por el tiempo necesario. Pero no parece ser esa la intención de Lozano.

No me extrañaría que aparezca por ahí el contrato a prueba. Es una vieja aspiración de la clase empresarial, obviamente repudiada por los trabajadores y los especialistas. Hay ahora una cierta prueba en el artículo 47, fracción I, que obliga al patrón a probar que el trabajador presentó informes falsos para ser contratado y la prueba no podrá exceder de 30 días. Pero la Corte ha establecido que si durante ese mismo periodo el trabajador no demuestra aptitudes para el puesto, se le podrá separar sin responsabilidad, claro está que acreditando su incompetencia, lo que no siempre resulta fácil.

No es difícil que se considere ahora una reducción de las responsabilidades económicas por despidos injustificados. En algunos países se ha planteado que los salarios vencidos no podrán exceder de tres meses. Si no recuerdo mal, en una reciente conferencia que dí en Monterrey, alguien del público recordó esa formulita. El proyecto Lozano, generoso él, marca seis meses de salarios caídos.

Por supuesto que habrá que ver si en el proyecto se mantiene la regla de que el despido se tendrá que hacer por escrito y entregarlo al trabajador o comunicarlo a través de la junta en un procedimiento paraprocesal o voluntario, lo que no resulta tan fácil.
En materia sindical se plantean exigencias que hacen muy difícil a los trabajadores poder reclamar la firma de un contrato colectivo de trabajo. Pero, además, se limita el derecho de huelga en cuanto a su duración, lo que evidentemente perjudica a los trabajadores. Por otra parte, se atribuye a los empresarios el derecho de promover la imputabilidad del conflicto, lo que actualmente no pueden hacer.

Una novedad importante es que se prohíbe que las cuotas ordinarias que deben cubrir los trabajadores se descuenten de su salario para su entrega al tesorero sindical, con lo que evidentemente la propuesta pretende impedir el ejercicio efectivo del derecho de huelga, ya que los trabajadores difícilmente cubrirán directamente las cuotas al sindicato. Actualmente se sigue el mismo sistema con las cuotas extraordinarias, que debe cobrar directamente el sindicato a los afiliados, situación que hace difícil la captación de esos recursos y hace muy difíciles las acciones colectivas de resistencia.

Se trata, sin la menor duda, de una reforma que supera en fascismo a las presentadas por las autoridades con anterioridad. Si esta reforma se aceptara por el Congreso –confío en que no sea así–, la condición de los trabajadores sería dramática. Claro está –y lo vemos ahora con motivo de los conflictos del sindicato minero y del Sindicato Mexicano de Electricistas– que las organizaciones democráticas pueden superar cualquier escollo siempre y cuando se establezca con ellas la solidaridad, aquella que cerraba el Manifiesto comunista de 1848: “Trabajadores de todos los países: uníos”.

No cabe duda que en el supuesto centenario de la Revolución que llevó a Madero al poder, pese a sus errores garrafales, estamos regresando a las peores épocas del porfiriato. El gobierno actual ha demostrado su absoluto repudio a los derechos previstos en el artículo 123 constitucional y en la Ley Federal del Trabajo. Intenta evitar la negociación colectiva, abaratar los despidos, generar relaciones de trabajo esencialmente temporales y a prueba, y privar a las organizaciones sindicales de sus recursos económicos.

A pesar de todos los pesares, dudo que la CTM y la CROM se adhieran a la propuesta de Javier Lozano que con entera alegría suscribe la Coparmex. La dificultad para el cobro de cuotas no es difícil que coloque a esas centrales en una posición harto incómoda frente a sus propios afiliados. Y la pérdida absoluta de la estabilidad en el empleo, la regulación en favor de las empresas del outsourcing, una de las medidas fraudulentas más recientes, y las otras medidas, por muy corporativas que sean esas centrales, resulta difícil creer que las aprueben.

La conclusión evidente es que el porfiriato intenta recuperar sus fuerzas conservadoras. El PAN lo representa en plenitud. Hay muchos detalles más a los que podremos dedicar futuros artículos. Pero lo que procede decir ahora es que el fascismo gobierna la propuesta de reforma.
Fuente

Esparza acusa guerra psicológica del gobierno

El líder del SME dijo, tras encabezar una marcha al Hemiciclo a Juárez, que la información de una orden de aprehensión en su contra ya fue verificada por sus abogados y no existe
El líder del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) de la extinta compañía de Luz y Fuerza del Centro, Martín Esparza, encabezó este sábado una marcha del Ángel de la Independencia al Hemiciclo a Juárez.

La mayoría de los asistentes afiliados al SME acudieron vestidos de blanco, como parte de la celebración de la "marcha por la paz".

Originalmente se tenía programado hacer el recorrido hasta la plancha de concreto del Zócalo capitalino, pero al final el contingente se detuvo en el Hemiciclo a Juárez.

Ahí, los simpatizantes del SME celebraron un mitin en contra de la extinción de LyFC.

En entrevista, al referirse a la supuesta orden de aprehensión en su contra por parte de la PGR, Martín Esparza consideró es sólo parte de la "guerra psicológica" del Gobierno Federal para desgastar al movimiento.

Dijo que la información de una orden de aprehensión en su contra ya fue verificada por sus abogados, y no existe ni a nivel federal ni local.

Sin embargo reconoció que trae consigo un amparo que ya fue tramitado.
Fuente

Desmantela la policía campamento del SME en Nuevo Necaxa

Arturo Alfaro Galán
La Jornada de Oriente
Periódico La Jornada
Domingo 21 de marzo de 2010, p. 12
Nuevo Necaxa, Pue., 20 de marzo. Elementos de la Policía Federal (PF) retuvieron durante cuatro horas a dos líderes y un chofer del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) para que ex trabajadores de la paraestatal quitaran las barricadas que instalaron el martes pasado en los 17 accesos de la división local de Luz y Fuerza del Centro (LFC).

La medianoche del viernes, agentes de la corporación se llevaron en dos camionetas al dirigente de los jubilados del SME, José Luis Saavedra Galindo, así como al prosecretario de Divisiones del Comité Central, Miguel Márquez Ríos, y al chofer Víctor Cruz Ríos, cuando los tres hacían una guardia nocturna junto a otros sindicalistas frente a la subestación de Nuevo Necaxa, en el municipio serrano de Juan Galindo.

Los policías sorprendieron a los tres integrantes del sindicato, mientras otros agentes federales ordenban al resto de los demandantes que quitaran de entradas y salidas los objetos pesados, escombros y cercas que impedían recibir alimentos y artículos personales durante 72 horas.
Los inconformes despejaron el área y después sus compañeros fueron devueltos al campamento, sin golpes u otra señal de violencia.

“No tuvieron intención de agredirnos, pero fue un acto de intimidación contra nuestro movimiento”, dijeron los dirigentes durante la asamblea efectuada a las 4 de la madrugada del sábado frente a la subestación eléctrica.

Por la mañana la tensión aumentó entre policías federales y pobladores de Nuevo Necaxa por temor a que ocurrieran nuevas represalias.

Los inconformes afirmaron que no desistirán de las acciones iniciadas el 16 de marzo, que plantean la reposición inmediata de sus puestos de trabajo en Luz y Fuerza del Centro, así como el pago de salarios caídos desde el 10 de octubre de 2009, cuando se decretó la extinción de la paraestatal.
Fuente

El Correo Ilustrado

Lamenta declaración de funcionario

Es verdaderamente patética y mediocre la disyuntiva que plantea el secretario del Trabajo, que retrata el perfil de su desempeño en esta dependencia: ¿Qué prefieren: someterse a prueba o quedar desempleados?” ¡Y en pleno sexenio del “presidente del empleo”! Parafraseando a la señora Susana Ramírez (La Jornada, El Correo Ilustrado, 20 de marzo): ¿alguien volverá a votar por el PAN?

Fernando Quiroz Nácar

Solidaridad de Atenco con electricistas

Por este medio manifestamos nuestra más enérgica protesta por la represión en contra de los compañeros del Sindicato Mexicano de Electricistas a manos de la Policía Federal, ordenada por Felipe Calderón, con el objetivo de arrebatar con el tolete uno más de los derechos de los trabajadores: el derecho de huelga. Rechazamos rotundamente el lenguaje con el que habla el gobierno, que es la represión y la cárcel; demandamos la libertad absoluta e inmediata de los presos políticos, y desde Atenco les decimos a los compañeros electricistas que nuestros machetes y nuestra solidaridad siguen con ustedes en esta justa lucha que es de todo el pueblo.

Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra

Precisiones de la STPS

En relación con la nota de Fabiola Martínez: “Se victimiza a los electricistas cuando se aplica la ley: Lozano”, me permito hacer los siguientes comentarios: es lamentable que la reportera interprete y cambie las declaraciones hechas ayer en conferencia de prensa por el secretario del Trabajo y Previsión Social.

En la nota se ve claramente un manejo tendencioso de la información, derivado de preguntas que buscaban inducir las declaraciones del titular de esta dependencia. A pregunta expresa, la reportera daba por un hecho que con base en la solicitud de un amparo, los electricistas están en huelga, y con base en ello están resguardando las instalaciones. Al respecto, el secretario del Trabajo dio una explicación clara de las razones por las cuales esto es improcedente y nunca dijo que “no existe ningún elemento jurídico que sustente el movimiento de huelga que encabeza ese gremio”, tal como se indica en la nota.

De esta forma, me permito exhortar respetuosamente a la reportera para que realice su trabajo con mayor objetividad en beneficio de sus lectores. Asimismo, me permito anexar la versión estenográfica de la conferencia de prensa.

Alberto Petrearse Villalpando, director general de Comunicación Social de la STPS

Respuesta de la reportera

Respecto a la carta del director general de Comunicación Social de la STPS deseo precisar que tal como lo expone la versión estenográfica* en referencia, el secretario del Trabajo, Javier Lozano, fue claro en sus respuestas y declaró de manera textual respecto a la situación de huelga y las acciones protagonizadas por integrantes del Sindicato Mexicano de Electricistas.

La pregunta de esta reportera fue: “Ellos (SME), con base en la solicitud de un amparo, afirman que están en huelga, y con base en ello están resguardando las instalaciones, ¿qué opina usted de esto?”

La respuesta del secretario Lozano fue: “Pues que no tienen razón. Cómo que huelga, cómo van a estar en huelga (…) Cuál amparo; ni amparo, ni suspensión provisional, ni suspensión definitiva, ni mucho menos. Entonces no pueden ellos alegar que porque ellos entienden como huelga una vía de hecho, entonces están legitimados para impedir el acceso a las personas”.

Esta reportera se limitó a reproducir declaraciones del secretario Lozano y de ninguna manera a imprimir “un manejo tendencioso” a las mismas. El funcionario puso énfasis en su postura respecto al caso SME: “Ya vimos que no es negociable ni la extinción misma de Luz y Fuerza, ni la contratación colectiva, ni otras pretensiones del sindicato”.

Fabiola Martínez

* Se puede consultar en El Correo Ilustrado, www.jornada.unam.mx

VERSIÓN ESTENOGRÁFICA DE LA CONFERENCIA DE PRENSA OFRECIDA POR EL SECRETARIO DEL TRBAJO Y PREVISIÓN SOCIAL, JAVIER LOZANO ALARCÓN.

México, DF.,19 de marzo de 2010

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Miren, tenemos varios temas, pero en atención a que la conferencia de prensa de esta mañana fue en la Residencia Oficial de Los Pinos y que fue con la fuente de Presidencia, pues quise tener esta reunión con ustedes para reiterar un poco lo que ahí comentamos y, desde luego, después estaremos atentos a las preguntas o comentarios que tuvieran a bien formular.

Miren, esta mañana el Secretario de Hacienda y Crédito Público dio cuenta de cuáles son los elementos que nos permiten asegurar que hemos entrado ya en una fase de recuperación económica y de generación de empleo, en virtud de diversas variables que se observan, se reportan de manera oficial y destacada, y una de ellas es justamente la evolución del empleo basado en los registros, en los datos del Instituto Mexicano del Seguro Social.

Informamos esta mañana que durante la primera quincena de marzo se crearon cerca de 70 mil nuevos empleos, concretamente fueron 69 mil 781 y esto, sumado a lo que se reportó para enero y para febrero, nos da una cifra de 234 mil 255 nuevos puestos de trabajo.

Es un incremento del 1.7 por ciento respecto de lo que teníamos al 31 de diciembre y bueno, pues esto lo comentábamos esta mañana, pues representa, para el mismo periodo del año, la segunda mejor cifra de estos 10 años, desde el año 2000 a la fecha.

Solamente estuvo mejorada en el año 2006, pero en realidad este es el más alto registro de la década y en el 2009, un poco para comparar mientras estábamos en época crítica y lo que hoy está ocurriendo, para este mismo periodo se tuvo una disminución de 193 mil 738 puestos de trabajo.

Es decir, tuvimos una caída en este mismo periodo, del uno de enero al quince de marzo del año pasado, de 193 mil 738 empleos, que es el equivalente a menos 1.28 por ciento.

Entonces, hay que recordar que esto no es una encuesta, no es una estimación, son datos duros, son registros con nombre y apellido en el Instituto Mexicano del Seguro Social y siempre que vemos esta información son saldos netos. Es decir, se restan las bajas y se suman las altas.

Con esta recuperación de 234 mil 255 empleos entre enero y febrero y la primera quincena de marzo hemos ya recuperado los 181 mil 271 que netos se perdieron en el 2009.

Incluso también nos permite recuperar los 37 mil 535 empleos netos que se perdieron en el año 2008 y que sobre todo fue basado en el último trimestre de ese año.

Debo decirles que la mayoría de los empleos son permanentes en este periodo que estoy reportando, y también decirles que en las actividades económicas que presentan un mayor dinamismo en cuanto a recuperación de empleos se refiere, está en primer lugar la industria manufacturera, que fue la más afectada, la más golpeada en los momentos más difíciles de la crisis global y ahora está reportando este sector el 51.3 por ciento de los empleos que se han creado de enero a la primera quincena de marzo.

En segundo lugar, el sector servicios con un 32.4 por ciento y, en tercer lugar, nada despreciable también, el sector de la construcción, con 25.3 por ciento.

Así es que al 15 de marzo el número de trabajadores afiliados al Instituto Mexicano del Seguro Social alcanzó la cifra de 14 millones 115 mil 536, de los cuales 88 por ciento son trabajadores permanentes y 12 por ciento eventuales.

Bien lo dijo el Secretario de Hacienda, que si bien tenemos estos signos de recuperación, mejores indicadores en cuanto al crecimiento de la economía, estos datos de empleo en la economía formal realmente un crecimiento sostenido, sustentable y una generación de empleos como la que necesitamos en el país de cuando menos 800 mil empleos por año, eso se debe dar fortaleciendo la agenda de competitividad del país, dentro de lo cual señaladamente, destacadamente están las reformas estructurales, una de las cuales es justamente la reforma laboral.

Así que si las reformas van, pues estos datos que se tienen ya de una franca mejoría en la economía y en el empleo, podrán ser realmente mejores y podrían entonces comenzar a satisfacer lo que año con año nos está demandando el mercado laboral mexicano, que son esos 800 mil empleos por año.

De no hacerlo así, desafortunadamente y a pesar de estos buenos indicadores, no alcanzaría para poder satisfacer esa demanda de puestos de trabajo que la economía requiere.

Pero insisto, es muy importante entonces que todos los actores que estamos involucrados en estas tareas comprendamos que la competitividad es uno de los elementos básicos para seguir siendo atractivos a la inversión y por lo tanto para generar empleos en la economía formal.

Hasta aquí dejo mi intervención inicial y pues estoy a sus órdenes.

Moderador: Gracias señor secretario, daríamos inicio a la conferencia de prensa con Juan Carlos Santoyo, de Grupo Radio Fórmula.

PREGUNTA.- Señor Secretario, dos preguntas si me permite.

Una, pareciera que estamos viviendo otra vez esos señalamientos de jauja, ya vamos para arriba, ya vamos recuperando empleos, pero al final del camino el golpe económico que se nos dio con los impuestos no nos los vamos a quitar y las familias no se lo están quitando, no les está alcanzando.

¿Usted cree que con esa expectativa se puede salir adelante?

Y, dos, señor, ayer se presenta una reforma laboral en la Cámara de Diputados, la presenta el PAN, sabemos que la autoría no es del PAN, es de usted, lo sabemos y conocemos cómo está más o menos.

Señor, ¿vamos a tener una reforma laboral posible o una reforma laboral al gusto de, con los empresarios o ahora de los sindicatos? Porque si bien hay puntos importantísimos que se están tocando ahí, usted lo señalaba en el ITAM, por ejemplo, de que no sea el patrón el que recaude las cuotas, no creo que los sindicatos se dejen, no creo que los sindicatos no tomen en cuenta si se debe o no elegir, o sea, a mí, trabajador sindicalizado, no me dan la oportunidad de decir que elija a mi dirigente por vía del voto libre, secreto y directo, me están haciendo a un lado, o sea, están dejando otra vez a los dirigentes.

Y lo mismo, ¿es una reforma también de cúpulas? Porque nada más se consulta a los de arriba, pero a los de abajo no nos preguntan?

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Bueno mira, estas cifras que doy a conocer son datos, son registros del Instituto Mexicano del Seguro Social, la fuente que tenemos como Secretaría es precisamente el registro del IMSS y ustedes pueden consultar esta información ahí.

La verdad es que al comparar lo que está pasando este año, con lo que pasó justamente en el mismo periodo del año anterior, pues sí podemos ver claramente que hay una mejoría.

Y bueno, eso sí nos permite también ver que a pesar de ser un año tan difícil en el 2009, donde la caída de la economía fue del 6.5 por ciento, la caída del empleo fue de 1.3.

O sea, lo que sirvió en su momento fueron medidas contracíclicas para paliar el efecto negativo y eso permitió que la caída fuera de 1.3 en el empleo, mientras en la economía fue de 6.5. Si vemos lo que pasó, ya lo hemos comentado varias veces, en el año de 95, la economía cayó 6.2, pero el empleo cerca de 8.5.

Entonces, esa fue la base de la que partimos y por eso es que esos cerca de 181 mil 271 puestos de trabajo que se perdieron en total en todo el ciclo del año pasado, ya pudieron recuperarse con estos 234 mil 255.

De ninguna manera significa que esto por sí mismo mejoró el ingreso de las personas, aumentó los salarios, abatió la inflación, son unos indicadores o parte de los indicadores que muestran que estamos retomando una ruta de crecimiento, de recuperación económica y de generación de empleo, pero de ninguna manera esto significa que hayamos satisfecho las necesidades de todo mundo, ni de empleo ni de ingreso ni de bienestar ni que hayamos también abatido la economía informal para pasar a todo mundo a la formalidad.

Pero ciertamente son signos que nos muestran que la recuperación está en marcha y que vamos en un sentido correcto hasta ahí.

Por otro lado, en cuanto a la iniciativa de reforma a la Ley Federal del Trabajo que presentan ayer diputados y senadores de mi partido, el Partido Acción Nacional, es claro, y además fue público, que tuve yo ocasión, la fortuna –yo diría- de tener una gran cantidad de intercambios con los legisladores, no solamente con los integrantes de las comisiones del Trabajo y Previsión Social de los grupos parlamentarios del PAN, sino con otros diputados y senadores que tenían inquietudes en la materia, con quien pude realmente compartir nuestro punto de vista, nuestra propuesta.

Por ejemplo, préstenme los porcentajes de las distintas iniciativas. Miren, nosotros venimos, ayer me decía alguien, oiga, cada vez que hablas dices que eran 220, 240 iniciativas, luego 300, luego 330, es que así se fueron presentando en los últimos 12 años, al cierre de la edición, como dicen ustedes en los medios, fueron 332 iniciativas, antes de la de ayer, con la de ayer son 333, ya son 3, 3, 3, en los últimos 12 años.

Entonces, lo que hicimos nosotros en todo este tiempo, en más de 3 años, porque desde que llegamos nos pusimos a trabajar en este tema, fue revisarlas una por una, armonizarlas, ver de qué manera se podían integrar como un todo y, desde luego, conforme fuimos nosotros adquiriendo la experiencia necesaria con base en hechos concretos que nos ha tocado vivir aquí, en la Secretaría, le dimos un valor agregado, adicionamos propuestas propias y es un documento de trabajo, que además fue conocido por todos ustedes.

Lo presentamos desde el año pasado cundo fui al Congreso en aquél foro “Qué hacer para crecer”, ahí lo entregué al Congreso y lo subimos a Internet y estuvo en Internet pues 8 meses.

Ya después bajamos el documento para enriquecerlo con nuevas propuestas propias y eso mismo sirvió como base para seguir haciendo, por un lado, consultas con los sectores productivos y, por otro lado, para irlo comentando con los legisladores, concretamente con los legisladores pues del Partido Acción Nacional.

De esas 332 iniciativas, fíjense, tomamos en cuenta todas, no quiere decir que todas hayan quedado plasmadas en los mismos términos en esta propuesta de nosotros o en la iniciativa presentada ayer por los legisladores.

Significa que todas fueron tomadas en cuenta y que de una u otra forma se consideró la pertinencia de incluirlas o no y de qué manera, para darle la armonía con el todo, para hacer una amalgama entre todas las iniciativas.

La mayoría de ellas, 97 de ellas, es el 29.21 por ciento, fueron del PRI; 87, o sea, el 26.20 del PAN; 76 del PRD, el 22.89 por ciento; Verde Ecologista 32, que es el 9.63 por ciento; Convergencia 8, 2.40; PT 5, 1.5; Nueva Alianza son 3 iniciativas, 0.90.

Hubo iniciativas presentadas por congresos locales, fueron 15 de ellas, o sea, el 4.51; otras iniciativas presentadas de manera conjunta por dos o más partidos, el 1.50; otras presentadas incluso por partidos ya extintos como el Partido Alternativa Social Demócrata, que presentó 3 y una iniciativa de una diputada independiente.

De tal manera que este ejercicio que nosotros hicimos consideramos que fue suficientemente objetivo para no tener una etiqueta de un partido exclusivamente, sino que realmente recogiera lo mejor de todas ellas y a mí, bueno, por otro lado, ustedes saben que el artículo 71 de la Constitución pues les da la facultad de iniciar leyes, por un lado, al Ejecutivo Federal, al Presidente de la República, no a los Secretarios de Estado, a los diputados y senadores en segundo lugar y a las legislaturas locales en tercer lugar, o sea, a los congresos locales.

Entonces, yo la verdad es que agradezco mucho el que el Partido Acción Nacional, los legisladores de mi partido hayan tomado como base de su iniciativa este trabajo que durante tanto tiempo hemos venido elaborando, pero ciertamente incluye no solamente nuestras propuestas sino otras que ellos mismos han adicionado, con base también pues en el sentir, en la posición, en los planteamientos algunos históricos del Partido Acción Nacional, algunos más recientes y que, bueno, pues están plasmados en esa iniciativa de 419 cambios a una Ley de miles de artículos.

De tal manera que, por supuesto, que la parte que corresponda a la Secretaría y lo que tomaron en cuenta de nosotros, nos sentimos honrados de que así haya sido y desde luego respaldamos ese trabajo.

Pero sobre todo lo que celebramos es que se haya presentado ya la iniciativa, que se tenga ya materia de trabajo para iniciar una discusión seria, una buena negociación entre los actores políticos y que yo espero que más temprano que tarde se logren acuerdos de mayoría, si no de consenso, porque ya vimos desde ahora cuáles son las posiciones diametralmente opuestas para determinados temas que nos dejan ver que muy probablemente, casi seguramente no habrá consenso, pero sí esperamos que haya mayoría suficiente, como dice la Constitución, para aprobar esto que es una ley secundaria.

Entonces, preguntabas, Juan Carlos, que si esto va a estar de un lado o de otro: creemos que es realmente una propuesta, la de la Secretaría del Trabajo y una iniciativa, la de los legisladores, que armoniza varios aspectos.

Por un lado, el acceso al mercado de trabajo y la productividad en las relaciones laborales.

Por otro lado, la inclusión de grupos vulnerables y mucho más derechos para las mujeres, para el trabajo y en el trabajo.

En tercer término, contiene una serie de dispositivos para mejorar la procuración e impartición de la justicia laboral, que es absolutamente necesaria en este país, es parte de la competitividad y es parte de la certidumbre jurídica.

Cuarto, sin violentar, porque lo tenemos clarísimo, en el principio y el concepto de autonomía sindical, pues sí avanzar en términos que le permitan una mayor libertad sindical a los trabajadores, pero insisto, sabedores de que el artículo 123 y los convenios internacionales que México tiene suscritos no nos permiten ni tampoco nos animan a meternos en la vida interna de los sindicatos, pero sí avanzar en algunos de esos aspectos.

Y quinto, pues fortalecer las condiciones generales de trabajo, los términos de seguridad e higiene; las facultades inspectivas, normativas de sanción de las autoridades, de tal manera que creemos que no es una propuesta, es más, hasta los críticos más acérrimos de la misma, reconocen bondades en algunos de sus aspectos, porque saben que está orientado, por un lado, sí a la productividad de la competencia interna, competitividad, pero por otro lado al trabajo decente, a la previsión social.

Entonces, yo la verdad es que sí rechazo de manera contundente, categórica, que esto pueda estar siendo orientado para favorecer a uno de los factores de la producción, a una de las partes.

Lo que debemos recordar, tener muy presente siempre, es que se necesitan los dos factores de la producción, se necesita el trabajo, pero también el capital, al capital y al trabajo, porque quienes van a generar los empleos son los inversionistas y los empresarios y quienes van a desarrollar esa labor son los trabajadores y se van a organizar en su sindicato y el gobierno está para hacer cumplir la ley y para asegurarse de que existan las condiciones óptimas para el trabajo, de capacitación, de seguridad e higiene y de previsión social en su conjunto.

Así pues, yo creo que estamos dando un paso adelante muy importante. Finalmente, esto está en manos de los legisladores, ya se turnó a comisiones, según entiendo, y es en la Comisión del Trabajo o en las Comisiones Unidas que así se defina, donde se tiene que dar pues esta discusión y, desde luego, nosotros estaremos más que atentos y gustosos de poder intercambiar información, de poder explicar contenido y alcance de muchas de estas propuestas.

Yo estoy claro, también, de que esta iniciativa en sus términos, pues será objeto de esa discusión y que seguramente muchos de sus postulados pues serán modificados, algunos de ellos serán desechados, algunos de ellos serán enriquecidos, sabemos que vendrán otras iniciativas, pero de eso de trataba, justamente de eso se trataba, que pudiéramos iniciar ya formalmente el proceso legislativo.

Habíamos caído en una suerte como de círculo vicioso, que hablábamos de la reforma laboral, pero nos pedían que se presentara la iniciativa. Cuando se presenta la iniciativa preguntan que por qué se presenta la iniciativa y no se hizo acuerdo, cabildeo preliminar.

Yo creo que justamente las iniciativas son para eso, son para iniciar la discusión, porque aquí no hay plazos perentorios. Si fuera un Decreto de Presupuesto de Egresos de la Federación, una Ley de Ingresos, tienen fechas fatales en la Constitución, pero ésta no lo tiene.

Entonces, es una iniciativa que seguirá el ritmo, los tiempos de las prioridades y las decisiones del Congreso y por último dices ¿por qué consultamos a las cúpulas y no a la base? Porque precisamente para eso están las cúpulas, para representar los intereses de sus agremiados, yo no sé a cuál pertenezcas mi querido Juan Carlos, pero habría que revisar los procedimientos internos para que te tomen en cuenta.

Ya en serio: hablamos obviamente con quienes representan al sector obrero, al movimiento obrero, lo que quieran hablar, porque finalmente también no podemos obligar a que se sienten a la mesa quienes no creen en estos procesos, pero el diálogo social nosotros lo hemos mantenido desde el primer momento.

Entonces, con el movimiento obrero, por un lado, y con el empresariado por el otro y, desde luego también, algo muy importante: hemos escuchado y de manera muy cercana, instituciones tan serias como el Instituto Mexicano para la Competitividad, la Organización Internacional del Trabajo, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, que nos han dado su punto de vista sobre lo que debe ser o son las mejores prácticas internacionales.

Y también destacar algo: esta iniciativa que se presentó ayer, no plantea modificación alguna al artículo 123 de la Constitución, no plantea ninguna modificación, ninguna alteración, cambiarle siquiera una coma, lo cual nos deja ver que si bien vamos a cubrir lagunas y a remediar insuficiencias, deficiencias, contradicciones, no estamos atentando contra las condiciones generales de trabajo plasmadas en la Constitución y a los derechos que, por cierto, son irrenunciables por parte de los trabajadores.

Más bien nos vamos a comprometer a que todo eso se refuerce, con mejores mecanismos de inspección, de supervisión, con sanciones que realmente duelan en caso de violación a la normatividad y que hay muchos aspectos que les va a costar dinero a los empresarios.

La verdad es que creemos que son todas ellas inversiones para el trabajo productivo, para la dignidad de los trabajadores, para la previsión social y, en suma, lo que estamos buscando con la reforma laboral, es que haya más y mejores empleos, que se facilite el acceso al mercado de trabajo, sobre todo a los jóvenes.

Que se facilite el trabajo a las mujeres, sobre todo a aquellas que desempeñan una doble labor: como madres de familia y como trabajadoras, que se les permita trabajar a distancia, que sean más flexibles con sus horarios, que se les respete sobre todo en sus periodos de lactancia o también en los periodos pre y post maternales.

Todo ello lo queremos recoger, queremos acabar con prácticas indebidas, indeseables, indecorosas en los centros de trabajo. Todo eso está recogido en este planteamiento y esperamos, muy sinceramente, que se tenga la voluntad, por un lado y, después, la simpatía por el otro, de quienes tienen la capacidad y la facultad jurídica de votar en el Congreso.

Moderador: Muchas gracias señor Secretario.

Armando Pineda de Notimex.

PREGUNTA.- Señor, buenos días, preguntarle, por una parte, qué le diría usted a quienes señalan que dadas las circunstancias político-electorales que hay en el país este año, cuando mucho podría salir una reforma laboral light, es decir, sin tocar los aspectos fundamentales que a la Secretaría y en este caso a la iniciativa que presenta el PAN, les interesa que se modifique.

Y por otra parte, ayer en la Cámara de Diputados se presentó la posibilidad de citarlo a usted a comparecer para explicar esta iniciativa, esta propuesta que hace la Secretaría a través del PAN.

¿Estaría usted dispuesto a acudir? Porque se quejan de que no ha querido usted asistir nuevamente a la Cámara.

Gracias.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Gracias Armando, ciertamente las circunstancias políticas muy complicadas, lo son de suyo porque estamos en un año político-electoral, un calendario electoral muy cargado hacia mediados del año y eso pues natural y necesariamente, pues lleva a que los partidos políticos que están representados en el Congreso, pues también tengan otro tipo de actividades, distracciones o intenciones.

Pero no obstante todo ello, yo diría incluso, por lo que vimos todos los mexicanos que ocurrió en la Cámara de Diputados la semana pasada, me parece que este llamado que hizo el Presidente Calderón para redignificar la actividad y el oficio político y demostrar con acuerdos y con resultados que la política y la representación popular sí le sirve a la gente, yo tengo la impresión, el deseo y casi la convicción, de que a pesar de los pesares vamos a tener en el Congreso la madurez necesaria, el sentido de responsabilidad, también necesario, para que conforme a sus propios tiempos, prioridades y en atención también a este calendario electoral, pero que se pueda avanzar, primero en comisiones, en la discusión y elaboración de un dictamen que pueda eventualmente ser votado y que también -tengo la confianza-, lo digo sinceramente, de que en el 2010 tengamos reforma laboral.

Tengo esa plena convicción porque no es una novedad. Por más que se diga que esta iniciativa quizás toma por sorpresa a algunos, la verdad es que es un strike que se viene cantando desde los últimos 12 años, si realmente lo que debe ser lamentable y lo que nos debe asombrar es que después de tanto tiempo, de una ley que lleva 40 años sin modificar ciertos aspectos sustantivos, no lo hayamos hecho.

Las posiciones han sido fijadas, estas 333 iniciativas dan cuenta de ello, todo mundo ya ha planteado cuál es su sentir sobre los principales aspectos de esta legislación y, además, yo confío mucho en los legisladores que integran la Comisión del Trabajo y Previsión Social en la Cámara de Diputados, encabezados por Tereso Medina.

Tienes muchos de ellos que forman parte del sector obrero organizado, es decir, viven ellos en la realidad, muchos de ellos, como Isaías González, de CROC, son actores, no solamente testigos, actores de cómo se pueden ir modernizando contratos colectivos de trabajo y contratos-ley.

Mucho de lo que se plantea en la iniciativa, en realidad ya ocurre en la práctica. Esto del escalafón ciego, la multihabilidad, la multifuncionalidad obligatoria, la capacitación productiva para el trabajo, todo ello se da.

Entonces, lo que estamos realmente haciendo es recoger esas prácticas y llevarlas al texto de la ley para que ya sea un manto obligatorio para todas las relaciones laborales en México.

A pesar de las circunstancias políticas yo, francamente, tengo confianza de que en este año, no sé qué parte se desahogue en el periodo que corre, no sé qué parte se desahogue en el periodo siguiente, que empieza en septiembre, no sé si haya eventualmente algún periodo extraordinario; eso no lo sé, eso lo deciden ellos. Pero sí tengo la convicción de que si hay voluntad de revisar que, efectivamente, se están respetando los derechos fundamentales de los trabajadores y que al mismo tiempo estamos propiciando que haya más y mejores empleos para jóvenes, para mujeres, para grupos vulnerables, que haya más productividad en las relaciones laborales, que incremente o que genere más riqueza y que ésta se distribuya de una manera más equitativa entre empresarios, empleadores y trabajadores, y si se ve realmente estamos respetando la autonomía sindical, como estoy convencido que está ocurriendo, es una reforma en la que todos podemos ganar; es una reforma que a pesar que haya tenido este primer impulso por parte del Partido Acción Nacional, dado que las iniciativas –como lo acabo de comentar- han venido de diversos partidos políticos y de que tenemos ahí al sector obrero organizado debidamente representado, yo estoy convencido que sí es una reforma en la que todos podemos ganar, y el país va a ganar en su conjunto.

Ahora, en cuanto a la posible comparecencia yo, en primer lugar, aclaro, Armando, a mí no me han vuelto invitar, no es que yo me rehúse a ir.

Yo siempre dije, después de la última visita que tuvo sus características, pues siempre dije que como una obligación constitucional y como una convicción política y democrática, estoy absolutamente dispuesto a regresar a la Cámara de Diputados.

Ya regresé a la Cámara de Senadores, por cierto, y me fue muy bien; digo, me trataron mucho mejor.

PREGUNTA.- No estaba Noroña.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Me fue mucho mejor y fui, está lo de Cananea. Y yo estoy completamente, de verdad, dispuesto a acudir.

Ayer el diputado Francisco Rojas Gutiérrez, el Coordinador de la Fracción Parlamentaria del PRI, así lo dijo, está el punto de acuerdo; sé que se desahogará en la Junta de Coordinación Política. Yo estaré muy atento.

Miren, si todo esto sirve para enriquecer el debate, para de verdad profundizar en el contenido de la iniciativa y lo que nosotros pensamos como Secretaría, de verdad que será no solamente una obligación cumplida, sino un verdadero gusto y un honor estar ahí.

Pero sí, de verdad que espero que sea con estos fines productivos y no con otro tipo de afanes. Lo mínimo que yo esperaría de la Junta de Coordinación Política es que lo que se decida, pues sí garanticen un mínimo de respeto, de orden y de cortesía republicana como la que se exige para este tipo de encuentros.

Pero sea lo que sea, yo con mucho gusto estaré ahí para poder contribuir en la medida de mis capacidades, posibilidades y facultades al enriquecimiento de este debate.
Moderador: Pilar Martínez, de El Economista.

PREGUNTA.- Buenos días, Secretario.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Hola, Pilar.

PREGUNTA: Le preguntaría: ¿se quedaron algunos asuntos en el tintero que usted haya detectado en la reforma que presentó el PAN respecto al documento que ustedes venían trabajando en la Secretaría del Trabajo?

Y también preguntarle: algunos sindicatos se quejan, primero, por el emplazamiento a huelga, que dicen que casi, casi, ahora tienen que presentar o pedir permiso a la empresa para poder emplazar.

Y la otra, ¿qué pasa con gremios, con los sindicatos gremiales como sobrecargos y pilotos, que también parece que se limita la posibilidad de que tengan un crecimiento?

Y, la última, preguntarle: nos presentan las cifras del empleo, nos habla que esta es la primera década en que se nota ya una generación de empleo mayor pero, ¿cuál es el déficit que tiene actualmente el Gobierno en cuanto a la creación de empleo?

Gracias.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Mira, Pilar, de la lectura que hemos hecho de la iniciativa, no observamos que haya quedado fuera ninguno de los aspectos que nosotros proponemos.

Más bien lo que observamos es que se agregaron aspectos que nosotros no habíamos contemplado o que consideramos o que no son necesarios o que de plano no van a pasar y que no quisiera en estos momentos anticipar, pero la respuesta es no. De lo que nosotros, de nuestro trabajo, nuestra propuesta, afortunadamente fue bienvenida en su integridad.

Pero sí advertimos que hay algunos otros aspectos que están contenidos en la propuesta que obedecen también a una lógica, algunos de ellos son planteamientos que históricamente ha venido realizando el PAN o son consideraciones que se han hecho sobre la propuesta de nosotros y todo eso es muy respetable.

Finalmente, insisto, quienes tienen facultad de iniciativa son ellos.

Cuando a mí me corresponda acudir a la Cámara para platicar con los legisladores daré mi punto de vista.

En esencia, vamos, en esencia, en contenido, en cuanto a los conceptos, en cuanto al objetivo, estoy totalmente de acuerdo con la iniciativa, pero sí en algunos aspectos que tienen que ver con grado, con términos, con duración, con condiciones, con temporalidad, con requisitos, en fin, ahí es donde yo creo que puede y seguramente se dará una discusión amplia y, pues, nosotros fijaremos nuestro punto de vista.

Decía hace un momento Juan Carlos, que se me pasó contestarle, que si ésta es una reforma posible o necesaria. Miren, si la propuesta que nosotros hemos venido impulsando y que en gran medida está recogida en esta iniciativa del Partido Acción Nacional, estaremos mucho más cerca de la reforma necesaria que de la posible.

Es más, el no modificar el artículo 123 constitucional no es una actitud conformista, es una convicción de que no tenemos necesidad y no debemos meternos con el artículo 123 constitucional.

Y la evaluación que se ha hecho es que en cuanto a la eficiencia del mercado laboral se refiere, ya lo he comentado en otros foros, pero México avanzaría entre 20 y 25 lugares, según el Foro Económico Mundial y que eso le daría, entonces, impulso para también mejorar en el índice global al menos tres posiciones a nuestro país.

Mucho, el 60 por ciento de la medición que hacen en el Foro Económico Mundial sobre la competitividad y sus pilares fundamentales, como es el de la eficiencia del mercado laboral, mucho es percepción y una buena parte son datos duros.

Y nosotros estamos convencidos de que si logramos con esto el solo acuerdo de ir con la reforma laboral, si la sola presentación de la iniciativa y luego, fundamentalmente, los acuerdos, y si se recoge la mayor parte de lo que hemos planteado, pues yo estoy convencido que la percepción sobre México como país, en cuanto a su competitividad se refiere, va a mejorar y probablemente mucho más de lo que hasta ahora tenemos de manera conservadora como estimación.

De tal manera que, bueno, ahí dejo la primer pregunta.

La segunda, que dicen que si estamos afectando los temas de emplazamiento a huelga, no, no. Miren, en realidad el derecho de huelga, la contratación colectiva, la autonomía y libertad sindical, todo eso queda intocado, en sus términos, simplemente hay algunos aspectos que nosotros consideramos que deben ser tomados muy en cuenta.

Por ejemplo, cuando se demande la titularidad de un contrato colectivo de trabajo, bueno, pues que demuestre el sindicado actor que tiene trabajadores en una proporción de cuando menos una tercera parte en ese centro de trabajo y que entonces puede y está legitimado para competir y contender con el sindicato que tenga el contrato colectivo de trabajo por su titularidad.

Y estamos diciendo que sea voto libre, directo y secreto, tampoco es ninguna novedad, es jurisprudencia de la Corte, y así hemos venido haciendo todas las pruebas de recuento.

Cuando se dice, por ejemplo, el emplazamiento a huelga, para efectos de, por violaciones al contrato colectivo de trabajo, lo único que se está diciendo es que se precise cuáles son esas violaciones, no solamente que se enuncien, no solamente que se digan vagamente; sino digan: “las violaciones al contrato colectivo de trabajo son éstas”.

¿Para qué? Para darle oportunidad a la otra parte a corregirlas, a atenderlas, a defenderse y con suerte evitar la huelga.

Entonces, simplemente son precisiones que se hacen sin cancelar derechos, pero son requisitos como cualquier otra gestión, acción, petición o trámite que cualquier persona haga en relación con sus propios derechos en el país para distintos fines.

Entonces, realmente –yo diría- no estamos bajo ningún, en ninguno de estos supuestos, en ninguno de ellos estamos planteando que se cancelen los derechos.

Sí decimos, por ejemplo, que una causal de inexistencia de la huelga sea el que no se cumpla con lo que dicen los propios estatutos del sindicato para poder emplazar y estallar a una huelga, señaladamente; que no llegue el líder por sí solo, porque tiene la representación legal del sindicato y que a pesar de que sus estatutos digan que tiene que consultar a la base, a la sección y hacer una asamblea para que aprueben o no el estallamiento de la huelga, que lo haga por sus pistolas.

Entonces, ese tipo de cuestiones son las que se están precisando, son las que se están afinando, nada más.

Entonces, eso, y seguramente, Pilar, de la lectura que ustedes hagan en los siguientes días y semanas, verán que lo que les estoy diciendo es cierto.

Fíjate que lo de los sindicatos gremiales es un tema que a pesar de que, tanto la propuesta como la iniciativa lo contienen, es un tema en el que yo personalmente no acabo de estar del todo convencido y le he ofrecido al capitán Fernando Perfecto, de la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores y a Lizeth Clavel, la Secretaria General de ASSA, a que próximamente nos sentemos a platicar del tema.

Porque puede haber sindicatos de empresas, sindicatos de industria y éste es el caso típico de un sindicato gremial. Sabemos la dificultad que entraña para una empresa tener que estar negociando y trabajando todos los días con diversos sindicatos en su mismo centro de trabajo, sin embargo, también lo que debemos ver dentro de los bienes jurídicamente titulados es qué es lo que va a pesar más, si la libertad sindical, que es el principio que se respeta cuando hay sindicatos gremiales, o si la eficiencia y la seguridad jurídica en las relaciones laborales. Éste, seguramente, no sólo en el Congreso, sino en mi propia mesa de trabajo, será uno de los temas que abordaremos en los próximos días.

En cuanto a déficit de empleo, le voy a pedir al señor Subsecretario López Buitrón que dé la respuesta.

SUBSECRETARIO JAIME DOMINGO LÓPEZ BUITRÓN: Buenas tardes, con todo gusto. Lo que hablamos ahora es que la generación de empleo formal que estamos reportando muestra un claro cambio de tendencia, incluso a una velocidad mayor que la que el propio mercado o los analistas estaban estimando.

Pero somos los primeros en reconocer que estos no son datos suficientes; somos los primeros en reconocerlo, el propio Secretario Lozano, en reiteradas ocasiones ha manifestado que por eso se requiere una reforma que modifique y permita que se generen más y mejores empleos.

Por razones de bono demográfico, por razones de los que hoy se desempeñan en la informalidad, por razones de que muchas mujeres que todavía estén en posibilidades de incluirse en la vida productiva, tenemos todavía una inclusión limitada de las oportunidades para las mujeres, es necesario que nosotros avancemos precisamente en eso y no solamente con visión de presente, sino con visión de futuro.

Ciertamente hay rezago y esto podría producir también un escenario, pues cada vez más desfavorable. Por eso vemos con mucha simpatía el hecho de que se revise con toda seriedad este asunto para tratar de darle esa oportunidad que tanta gente requiere.

Muchas gracias.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Hablar de déficit tendría que ser, bueno, es más, te voy a decir cuál es el número que al día de hoy tenemos, números redondos, un saldo positivo de 541 mil puestos de trabajo nuevos, restando todas las bajas que se pudieron haber dado desde que inició esta administración, hasta la primera quincena de marzo, 541 mil nuevos puestos de trabajo.

Entonces, en términos de déficit o superávit, hablamos de un superávit. Pero lo que decía el Subsecretario, con toda razón, es: sin embargo, si pensamos que lo que necesitamos son 800 mil empleos por año, bueno, pues no hemos alcanzado esa meta.

Y ya.

Moderador: Verónica Gazcón, del periódico Reforma.

PREGUNTA.- Qué tal, Secretario.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Hola, Vero.

PREGUNTA.- Son dos preguntas. Uno: ¿Cuál va a ser el alcance de esta reforma en cuanto a la creación de nuevos empleos?

Digamos, si la iniciativa privada se comprometió a abrir más contrataciones a cambio de apoyar esta reforma, porque sabemos que hay un consenso en (inaudible) empresa productiva, entonces esto podría ir en detrimento en las percepciones mensuales de un trabajador, porque quizá él trabaje las horas que le están pidiendo, pero quizá por una mala administración la empresa no sea tan productiva.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Mira, lo que hemos comentado, a pesar de que se hizo el esfuerzo entre Banco de México, Secretaría de Hacienda, Secretaría del Trabajo, Secretaría de Economía, Instituto Mexicano para la Competitividad, Organización Internacional del Trabajo y la OCDE, no logramos definir cuántos empleos directamente estarían asociados a una reforma laboral.

Es decir, es muy difícil hacer una estimación lineal de cuántos empleos por la sola reforma se estarían creando.

Lo que sí logramos fue tratar de descifrar esta posibilidad de que México avance en cuanto a la competitividad se refiere, y ahí es donde te digo, en el pilar fundamental de la eficiencia del mercado laboral pasaríamos del lugar número 115 al 94 ó al 92.

Y con ello, entonces, México estaría avanzando por lo menos tres posiciones del índice global. A mayor competitividad de país, pues más atractivo para las inversiones; a mayor atractivo para las inversiones, más intervención de centros de trabajo y, por lo tanto, de fuentes de empleo.

Entonces, no te puedo decir cuántos miles, cientos de miles de empleos más da una reforma por sí sola. La reforma es uno de los agentes, es uno de los vehículos, es un facilitador o un obstáculo para la creación de empleos.

Yo estoy convencido de que como están las cosas y que México está tan mal calificado en cuanto a su eficiencia del mercado laboral, hoy este pilar fundamental es un lastre en lugar de ser un aliciente para que haya más empleos.

Entonces, todo lo que hagamos para corregir esta situación va a ser, precisamente, en ese beneficio.

Fíjate que en cuanto a la determinación de salarios y que estén vinculados con productividad, estamos en el lugar número 99. Se estima que con esta reforma, no con una reforma descafeinada, con esta reforma, estaríamos pasando del lugar número 99 al 72, por lo que hace a la relación que existe entre el pago de salarios y la productividad.

Y más aún, si vemos lo que nos ha dicho el Banco de México, una primera aproximación nos dice que el diferencial de productividades es al menos de un 13 por ciento. Esto significa que de la población ocupada urbana total tenemos que aproximadamente el 44 por ciento está en la economía, en el empleo informal.

Entonces, se calcula que con esta reforma se podría movilizar a un punto porcentual de los trabajares urbanos del sector informal al formal y con ello la productividad de la economía podría aumentar en 0.12 por ciento.

Si eso ocurre así, los trabajadores que pasen de la economía informal a la formal por este mecanismo tendrían una recuperación salarial promedio del 10 por ciento.

Entonces, por donde se vea, lo que se está tratando de hacer es no solamente propiciar que la gente tenga una ocupación o un empleo en la economía informal, lo que queremos es que haya empleos en la formalidad, porque eso significa más productividad, más capacitación, mejores condiciones de seguridad e higiene en el trabajo, pero desde luego también acceso a la seguridad social y un mejor salario.

Hoy lo que tiene nuestra legislación es, probablemente, una estabilidad excesiva para quien tiene empleo, pero un cerrojo muy visible para quienes no lo tienen y por eso es que la tasa de desocupación de los jóvenes, pues prácticamente duplica a la de la población económicamente activa, por ese círculo vicioso en el que nos hemos metido de que se les exige experiencia, misma que no tienen porque no les dan oportunidad de trabajo, y no se les da porque se asume un pasivo laboral desde el primer día, y el hecho de que alguien no funcione bien en el trabajo no es una causa de despido justificado.

Entonces, asumes el pasivo; se puede ir a un juicio, con la justicia laboral tan lenta como la tenemos, precisamente por estar con procesos que estamos atendiendo como juicios laborales cuando no lo son, que es el 56 por ciento del total; se ponen a estudiar dos o tres años, condenando al pago de salarios caídos y con ello, pues llevando a la quiebra a una empresa micro o pequeña.

De tal manera que éstos son de los grandes objetivos que estamos persiguiendo: que haya más empleo en la economía formal para que haya más capacitación, más productividad, acceso a la seguridad social y mejores condiciones de seguridad e higiene en el trabajo.

Ese es todo el objetivo, si ustedes me lo permiten, es el objetivo fundamental, el corazón de esta reforma es: atender a jóvenes para que tengan oportunidades de empleo en aquello para lo que se prepararon, con plena seguridad social, con capacitación, con productividad y con un mejor ingreso a partir de esa productividad.

Y que las mujeres, las mujeres que son mayoría en la población, hoy son minoría y muy notable, tanto en participación en el mercado de trabajo, que es el 38 por ciento, bueno, son ínfimos puestos directivos, un desprecio y una discriminación en cuanto al pago de salarios, se puede decir hasta del 30 por ciento ante trabajo igual en determinadas industrias y que no se le reconoce lo que tiene que ser esta natural y deseable vinculación de responsabilidad familiar con el trabajo. Hacia allá estamos viendo y sí creo que estamos apuntando hacia el verdadero trabajo decente.

Moderador: Las últimas dos preguntas. Fabiola Martínez, de La Jornada.

PREGUNTA.- Qué tal, buenos días.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Qué pasó, Fabiola.

PREGUNTA.- Aprovechando que está contestando puntualmente todo. Yo le quiero preguntar tres cosas, tres temas:

Mire, la primera; el PRI, en específico el Diputado César Augusto Santiago, se quejó de que esta iniciativa se haya presentado no estando en el orden del día y dijo que era una marrullería de usted, en ese sentido, abundar, ¿cree usted que sea posible esta aprobación, siendo que también está empujando otro sector del Gobierno Federal la reforma política y hay otras tantas en la lista?

Segundo: lo que están, algunos analistas y sindicatos, e incluso legisladores, han criticado esta iniciativa porque señalan que se va a llevar a la ley las irregularidades que ya operan en la vida cotidiana, específicamente la contratación a prueba, el pago con ciertas características por hora, bueno la limitación a seis meses del pago de salarios caídos, la no reinstalación a trabajadores con antigüedad menor a tres años, la limitación al ejercicio de huelga, la legalización de los períodos de prueba, el despido sin notificación directa del patrón, en fin, son muchas críticas que se han vertido ya sobre esta iniciativa.

Y, le insisto, ¿lo que se va a llevar a la práctica son las irregularidades que ya se cometen hoy día?

Y, por ultimo, si me puede dar su versión de los recientes hechos contra los electricistas, específicamente la acción de la Policía Federal de gasear, no sólo a los ex electricistas sino a los niños, a los bebés, a los transeúntes y preguntarle si ya concluyó la etapa de negociación y ahora viene la ley del garrote. Gracias.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Me haces preguntas si bien muy puntuales, no son de mi resorte, de mi ámbito, pero sobre las afirmaciones ayer del Diputado César Augusto Santiago, a mí me tienen totalmente sin cuidado.

Es decir, estas afirmaciones de que, imagínate nada más el poder que me dan, que yo sea capaz de modificar el dictamen, la Gaceta Parlamentaria, el orden del día por encima de la Junta de Coordinación Política, para poder introducir una iniciativa, meterla entre otras propuestas, la verdad es que sí me dan un poder bárbaro, pero francamente es absurdo.

PREGUNTA: Estaba en la orden del día.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Eso no lo sé, no soy legislador y menos integrante de la Junta de Coordinación Política, no lo sé, ni fui firmante de la iniciativa, así que lo tienen que checar y me imagino que hay mecanismos para impedir que esas cosas ocurran, si es que ocurrió, o para sancionarlas si es que también así ocurrió.

Pero que me involucren a mí, ya me parece un exceso de veras.

Segundo, la reforma política. Mira, para eso son las comisiones, a mí muchas otras personas me han preguntado lo mismo: “oye y se podrá, porque ahora se está discutiendo también la reforma política”, son dos Cámaras y son Comisiones dictaminadoras temáticas, además, en todo el sentido del mundo que se presentó la iniciativa, se turna a la comisión correspondiente, para que ahí es donde se vaya analizando, se vaya desglosando, se vaya debatiendo, se vaya negociando y cuando se tiene un dictamen aprobado por esa comisión, es cuando lo elevan a consideración del Pleno y se da lectura al dictamen en una primera, una segunda lectura, si se dispensa esta segunda lectura.

Y usualmente cuando algo ya pasó en la Comisión, es porque las fuerzas políticas ya lo revisaron los encargados de ello, los que están integrando la Comisión y entonces se le da un voto de confianza a dicha comisión para lo que se pueda acordar o no acordar y eventualmente cuando se sube al Pleno es porque los demás legisladores, probablemente sin haber leído puntualmente, o cuyo conocimiento especial, te imaginas ser experto en todas las materias, por eso esto se confía a las comisiones, donde tienen también asesores expertos y hacen consultas y entonces es donde se vota.

Entonces a mí me parece que un Congreso que tiene dos períodos ordinarios al año, que tiene 500 diputados 128 senadores, diversas comisiones temáticas, casi que para todo, tienen espacio, tiempo y recursos suficientes para poder estar ventilando, negociando y dictaminando varias iniciativas a la vez, yo ahí francamente no le veo problema.

Más problema le veo a los tiempos, al calendario político-electoral, que a la mecánica misma, digamos de trabajo, dentro del Congreso.

Fíjate que dices, lo que algunos alegan es que se puede legalizar lo que ya ocurre en la práctica. No, lo que precisamente queremos es que la ley prevea con seguridad social y para la economía formal, lo que desafortunadamente hoy parece ser, vía la economía informal, el único camino.

O sea, la ecuación es exactamente al contrario, al revés. Lo que queremos es que como vemos que hay gente dispuesta a que esté a prueba en la economía informal con una absoluta precariedad en el trabajo, sin seguridad social, sin contrato, sin nada, hoy puedo tener, puedo poner a prueba sus capacidades y sus aptitudes y que si así ocurre, automáticamente entra a la economía formal, se hace retroactivo al primer día de la prueba para efectos de antigüedad esa relación formal y con ello se da mayor certidumbre jurídica a la relación laboral que de otra manera no hubiera existido.

Lo mismo con capacitación inicial obligatoria o el trabajo por temporada, y yo lo que digo es, muchos de los que hoy se rasgan las vestiduras contra este tipo de propuestas, que se pongan a pensar, si ellos estuvieran en la condición de no tener empleo, si ellos estuvieran en la condición de ser un joven que terminó la carrera técnica o la universidad y que se le cierran todas las puertas y que los grandes defensores de estos postulados que les expliquen: “no te preocupes, estamos velando por la estabilidad de tu empleo”, cuando no tienen empleo.

Pregúntenle a la gente, pregúntenle a los jóvenes, pregúntenle a las mujeres, a los adultos de más de 40 años que por falta de capacitación luego no les dan también un empleo, ¿qué prefieren? Ponerse a prueba para demostrar que sí pueden, que no solamente quieren, sino que pueden y demostrarle al empleador que tienen con qué alcanzar ese perfil y esas características para quedarse con el trabajo o decir: “yo me someto a la capacitación”, claro, con cargo al patrón, a una capacitación para demostrar que puedo aprender rápido y que entonces me puedo quedar con el puesto de trabajo.

O aquellos que dicen: “tú vas a trabajar más, tres días a la semana porque este lugar abre solamente los fines de semana porque estamos en un centro turístico”, por ejemplo, qué prefieren eso o que no haya empleos y todo esto lo estamos viendo dentro de la economía formal, el outsourcing.

El outsourcing en la contratación de terceras empresas, de terceras personas para prestar servicios que no son el objeto principal de una determinada empresa.

Una empresa se puede dedicar a vender refrigeradores, pero los servicios de limpieza típicamente los puede contratar con un tercero, los servicios de contaduría, los puede contratar con una tercera persona, eso es el outsourcing y es mucho mejor regularlo, decir, qué es, cómo se define y cuáles son las obligaciones del contratante respecto de aquella empresa que está contratando, de cerciorarse de que los trabajadores están dados de alta en el Seguro Social, que cumple con los requisitos para dar cumplimiento también a las normas oficiales mexicanas que le son aplicables, eso es mucho mejor que no regular el outsourcing, dejarlo totalmente suelto.

Todo esto es mucho mejor que el tema de la reinstalación y la propuesta que se hace, es… dice la Ley, dice la Constitución que cuando alguien es despedido puede acudir a solicitar o el cumplimiento forzoso del contrato, o sea la reinstalación, o una indemnización.

Y dice la propia Constitución, la ley es la que define, la ley secundaria, en este caso la Ley Federal del Trabajo es la que define cuando no procede la reinstalación.

Hoy la ley ha dispuesto que la reinstalación se da a partir de cuando menos un año de antigüedad para aquellos trabajadores que tienen cuando menos un año de antigüedad, significa que si alguien tenía 11 meses no procede la demanda por reinstalación y sólo procede el pago de una indemnización.

La propuesta que hace el Partido en esta iniciativa es que sea de tres años. Nosotros pensamos que incluso para tratar de ir avanzando en el sentido correcto puede ser de dos años, o sea, aumentar un poco esa antigüedad mínima, no quiere decir que no se le pague indemnización, pero para hablar de una reinstalación es porque se tienen las suficientes raíces ya en esa empresa para poder exigir que se le regrese su puesto de trabajo, más allá de una reinstalación.

El tema de la notificación, no es que no se le notifique al trabajador, se hace una doble notificación, tanto al trabajador como a la Junta, por qué, porque si no, pues es muy fácil, nunca se da por aludido el trabajador, quema la notificación y dice “a mi nunca me notificaron”, “esto nunca ocurrió” y entonces nunca puede iniciar realmente un proceso de terminación, esto se llama certidumbre jurídica, esto, créemelo, Fabiola, se llama seguridad jurídica, tanto para unos como para otros, son reglas del juego muchísimo más claras, para que haya relaciones laborales mucho más duraderas y certeras.

Y, por último, cuál es mi opinión, mira yo no tengo… no soy el Secretario de Seguridad Pública, ni el comandante de la Policía Federal, lo que sí te puedo decir es que el Director General de la Comisión Federal de Electricidad, generosamente me ha venido platicando e informando en estos últimos días y semanas, de los muchos eventos de obstrucción de acceso para el cambio de turnos en subestaciones de la Comisión Federal de Electricidad, para el ingreso de alimentos, para el mantenimiento preventivo o correctivo de instalaciones.

Y que los integrantes del SME se erigen, sin tener facultad alguna, jurídicamente hablando, ni de ninguna manera tampoco, de ninguna otra índole, se erigen como si fuesen ellos los supervisores que permiten o no la entrada, el cambio de turnos, el acceso, la salida de personas o de vehículos a las subestaciones, al grado de llegar y soldar las puertas o ponerle cadenas a las rejas.

Y claro, cuando ocurre que hay un desalojo, cuando hay un enfrentamiento, cuando en una palabra, se hace cumplir la ley, nuevamente se les victimiza.

Distingamos muy claramente las cosas: una es la lucha jurídica en tribunales que todos estamos librando en los términos que marca la ley y con base en los tribunales debidamente constituidos por la ley.

Dos: la negociación, sé, tengo conocimiento de que hoy mismo se van a reunir nuevamente con el grupo de Martín Esparza, con el nuevo Subsecretario de Gobernación, con el nuevo Subsecretario de Gobierno Roberto Gil, no se han interrumpido esas pláticas, no se han interrumpido, pero una condición mínima para que también esas pláticas avancen, es que haya un respeto a las personas, a las instalaciones, a las instituciones y a las leyes. Porque no hay negociación que valga, que alcance como para violar sistemáticamente la ley impunemente.

Entonces, de parte de nosotros, yo te puedo decir que es totalmente la misma actitud de negociar o platicar en la medida en que se pueda y con los alcances que se pueda.

Ya vimos que no es negociable, ni la extinción misma de Luz y Fuerza, ni la contratación colectiva, ni otras pretensiones del sindicato.

Pero de lo se ha venido platicando, bienvenido, pero eso no les da ningún derecho de obstruir las instalaciones o de cometer actos voluntarios de interrupción del servicio.

PREGUNTA: Perdón, ellos con base en la solicitud de un amparo, afirman que están en huelga, y con base en ello están resguardando las instalaciones, ¿qué opina usted de esto?

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Pues que no tienen razón, como que huelga, cómo van a estar en huelga.

Primero solicitaron el 11 de enero a la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje una reunión conciliatoria o de conciliación con la Comisión Federal de Electricidad, el SAE, etc.

No había lugar a esa reunión, porque ni la CFE, ni el SAE son patrones de ninguna relación laboral con los integrantes del Sindicato Mexicano de Electricistas.

Luego ellos emplazaron a huelga, y eso lo hicieron debidamente para tener acreditado que habían cumplido con el requisito de estar dos meses antes ante la Junta.

Luego emplazaron, ese emplazamiento se desechó de plano, porque es público y notorio que fue extinto el organismo, se extinguió Luz y Fuerza del Centro que era el patrón en esas relaciones laborales, ese contrato colectivo que se pretendía revisar y el que se emplazó a huelga, pues quedó sin efecto porque no hay relaciones individuales ni colectivas.

Cuál amparo, ni amparo, ni suspensión provisional, ni suspensión definitiva, ni mucho menos.

Entonces no pueden ellos alegar que porque ellos entienden como huelga una vía de hecho, entonces están legitimados para impedir el acceso a las personas.

PREGUNTA: Señor Secretario, va a ser rápido, preguntarle hace un momento acaba de dar cifras de empleo donde menciona un superávit en lo que va de este sexenio de 500 mil empleos, esto significaría que hay más empleos de los que se necesitan, quisiera preguntarle ¿dónde están, cuando el INEGI menciona que hay dos millones de desempleados?

Hablando un poquito de la reforma laboral preguntarle, hay otro sector del grupo sindical que se opone por completo a esta propuesta de reforma, la UNT, incluso dan a conocer algunas movilizaciones, ya que dicen no se les tomó en cuenta y quisieron tener algún acercamiento con usted y, bueno, no se les permitió, es la versión de la UNT, ¿qué diría al respecto?

Y ya por último, si me permite preguntarle, puso hincapié en algunas modificaciones en cuestión de sindicatos, sin embargo, no se obliga a los sindicatos de promoverse, se dice que se tiene que promover, más no obligar al voto secreto y directo, ¿por qué dejar esta puerta abierta a que se siga prestando para algunas prácticas de corrupción? esas serían las preguntas, gracias.

JAVIER LOZANO ALARCÓN.- Mira, lo que dijimos fue que diciembre del 2006 al 15 de marzo de 2010 se tiene un número positivo, después de restar las bajas y de sumar las altas, un número neto positivo de cerca de 540 mil empleos en esta administración, registrados en el Instituto Mexicano del Seguro Social. Conste que no estamos subsidiando economía informal, puros gastos del Instituto Mexicano del Seguro Social, economía formal.

No significa que sean los que necesitamos, por qué cuantos necesitamos, 800 mil por año. Entonces, por eso es que sigues viendo una tasa desocupacional alta, pero afortunadamente, mira cómo están las cosas, este es el segundo mejor período de los últimos diez años para un inicio de año.

Y, sin embargo, tuvimos una tasa de desocupación en el mes de enero de 5.87.

Los dos fenómenos están coexistiendo, esta tasa de desocupación que, por cierto, es mucho más baja, de las 6 más bajas de los países de la OCDE y, desde luego, mucho más baja en promedio de la región, con la creación al mismo tiempo de más empleos.

Pero lo que esto te está diciendo es que más gente en edad de trabajar en algunos períodos del año, salen al mercado de trabajo a buscar trabajo. No siempre lo están buscando, pero hay determinados períodos del año donde sale más gente a buscar empleo, se presiona, digamos, la demanda por puestos de trabajo.

Pero entonces, no confundamos, el INEGI lo que hace es agarrar una tasa de desocupación como una encuesta a la población económicamente activa en su conjunto, economía formal e informal, pero es una encuesta, a toda la población económicamente activa, y los datos de empleo que nosotros reportamos son registros con nombre y apellido, en el IMSS, donde se está viendo esta recuperación de la que venimos hablando. Insisto, necesitamos 800 mil empleos por año.

Las proyecciones de este año que el Banco de México y Hacienda hablan de entre 350 mil y 450 mil empleos por año, si así fuera, vamos a superar medio millón de empleos por año, buenos sí, suficientes, no.

Ahora, dos, la UNT, mira con la UNT hemos tenido no una, muchas pláticas sobre estos temas, pero claramente la posición de ellos es muy distinta a la que tenemos nosotros, no es que no hayamos platicado, es que simple y sencillamente en materia de reforma laboral, por los aspectos claves, por ejemplo, ellos sí piensan modificar el 123 de la Constitución, ellos quisieran desaparecer la Comisión Nacional de los Salarios Mínimos, la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje, desaparecer las tomas de Nota de la Secretaría, casi desaparecer la Secretaría.

Ellos tienen muchas propuestas con las cuales nosotros no estamos de acuerdo, y respetamos sus propuestas, no las compartimos. Pero creo que simplemente esto tiene que ser recíproco, nosotros tenemos nuestros planteamientos.

Ahora, afortunadamente, dos de tres son legisladores, son diputados federales, no tienen que hacer movilizaciones, tienen que acudir a las reuniones de la Comisión del Trabajo y Previsión Social, presentar sus propias iniciativas, documentar sus comentarios sobre las existentes, votar cuando se tenga que votar, convencer a otros correligionarios de hacerlo, convencer a la ciudadanía, es lo que tienen que hacer, son legisladores, ellos sí, yo no.

Y tres, en la iniciativa, en la iniciativa sí viene voto libre, directo y secreto, tanto para la elección de directivas, como para el recuento para titularidad de Contrato Colectivo.

Gracias a todos, un gusto verlos.

Fuente