miércoles, 22 de septiembre de 2010

CALENDARIO PARA NUEVA CREDENCIALIZACIÓN A TRABAJADORES ACTIVOS.

Sindicato Mexicano de Electricistas

Secretaría del Interior

Calendario de Credencialización por Departamento y Sección

México, D,f; a 21 de Septiembre del 2010



No. Escalafon Miercoles 22 Septiembre

2 Almacenes y Suministros
4 Cables Sub. Inst. y Manto.
5 Cables Sub. Operación
6 Cables Sub. Taller
7 Centrales Termicas Turbo Gas

No. Escalafon Jueves 23 Septiembre

8 Consumidores Cobranzas Tomadores de Lec. Y Ctas. Especiales
9 Conexiones y Med. Instaladores
10 Conexiones y Med. Oficinas
11 Consumidores Cobranzas Oficinas
12 Consumidores Cobranzas Rec. De Adeudos
3 Archivo y Correspondencia

No. Escalafon Viernes 24 Septiembre

13 Consumidores Cobranzas Tom. de Lec. en Suc.
14 Consumidores Contratos
15 Consumidores Tabuladoras
16 Contraloria Gral. Areas Contables Nominas
17 Contraloria Gral. Supervicion y Ctrl. De Tiempo
18 Dibujo
19 Distribucion Foraneo
46 Subgerencia de Manto. Y Talleres Manto. Mecanico
47 Subgerencia de Manto. Y Talleres Taller Mecanico Industrial
48 Medidores Pruebas
70 Tienda de Consumo

No. Escalafon Lunes 27 Septiembre

20 Gerencia Comercial Clausula 19-1
21 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Analistas
22 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Ayudantes Tecnicos
23 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Ayudantes T. en Seg. e Hig.
25 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Civil
26 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Electrificacion Aerea
27 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Estructuras
28 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Lineas de Transmicion
49 Medidores Taller
57 Planeacion e Ing. Civil Topografia
69 Tesoreria, Cajas y Oficinas



No. Escalafon Martes 28 Septiembre

24 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Cadeneros
29 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Mantenimiento Civil
30 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Mantenimiento de Equipo
31 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Maquinas y Herramientas
32 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Materiales
33 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Obras Mecanicas
34 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Ofna. de Registro de Servicios
35 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Op. Y Ctrl. De Equipo
36 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Personal
37 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Sistematizacion
38 Sub. Dir. De Const. Y Serv. Obras Electricas

No. Escalafon Miercoles 29 Septiembre

40 Grupo de Contadores
41 Grupo de Ingenieros
42 Grupo de Secretarias
61 Subgerencia Comercial Agencias Foraneas
43 Laboratorio
45 Subgerencia de Manto. Y Talleres Manto. Electrico

No. Escalafon Jueves 30 Septiembre

44 Lineas Aereas Inst. y Manto.
50 Obras Civiles de Distribucion
51 Oficinistas Varios
52 Op. Redes de Dist. Operación Ciudad
53 Op. Redes de Dist. Pruebas
54 Op. Redes de Dist. Quejas
56 Personal Programa Habitacional

No. Escalafon Viernes 1 Octubre

55 Operación Sistema Subestaciones
58 Proyectos y Normas de Distribucion Estimadores
59 Rel. Industriales Escuelas de Capacitacion
60 Servicios Intendencia
62 Subgerencia Comercial Agencias Foraneas Conexiones
63 Subgerencia Comercial Inspeccion
64 Subgerencia Electrica Taller Tableros
65 Taller Automotriz y Transportes Taller Automotriz
66 Taller Automotriz y Transportes Transportes
67 Taller Electrico
68 Telecomunicaciones
71 Transmision Lineas Lineas


Para realizar el tramite de la recredencialización los requisitos son los siguientes: 2 Fotografias tamaño infantil recientes, iguales a color o blanco y negro, y la credencial de Luz y Fuerza del Centro. Provicionales: en Obra Determinada en Antonio Caso No. 45 y de Planta en Versalles No. 61.





"POR EL DERECHO Y LA JUSTICIA DEL TRABAJADOR"


Jose Humberto Montes de Oca Luna
Secterario del Interior

UNAM 100 AÑOS

Editorial
Periódico La Jornada

El 22 de septiembre de 1910, dos meses antes del comienzo de la Revolución Mexicana, Justo Sierra encabezó la inauguración de la Universidad Nacional, heredera de la Real y Pontificia Universidad de México, la cual, a su vez, tenía tras de sí tres siglos y medio de acumulación de conocimientos y cultura. Es inquietante y significativo de la circunstancia actual de México que el centenario de la máxima casa de estudios haya pasado prácticamente inadvertido para una oficialidad volcada a convertir en fiesta dispendiosa e insustancial las conmemoraciones de las gestas insurreccionales iniciadas en 1810 y 1910. A pesar de esa omisión inexcusable, la sociedad mexicana tiene sobrados motivos para festejar el primer siglo de su principal institución de educación media superior y superior, que es, por añadidura, el más importante centro de investigación, reflexión y de encuentro entre el país y el mundo, así como uno de los principales faros de difusión cultural y científica y una de las salvaguardas fundamentales del patrimonio histórico común

Si hubiera que reducir a la UNAM a unas cuantas cifras esenciales, tendrían que anotarse, entre otras, las siguientes: 314 mil alumnos, 35 mil académicos, tres mil 500 investigadores, 2 mil edificios, 139 bibliotecas, 56 mil computadoras conectadas en red, 18 museos, otros tantos recintos históricos, un canal de televisión y una estación de radio, una casa editora de miles de libros y de cientos de publicaciones periódicas, así como una Ciudad Universitaria que ha sido declarada por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad. Más allá de los activos, en la institución se imparten 85 licenciaturas y operan 40 programas de posgrado, con 83 planes de estudio para maestría y doctorado, así como 34 programas de especialización con 189 orientaciones. Prácticamente no hay un ámbito del conocimiento universal en el que la máxima casa de estudios no tenga especialistas de primer nivel, desde los estudios medievales hasta la nanotecnología, pasando por las ciencias jurídicas, la odontología y la informática.

Además de su dimensión académica, esta institución ha sido espacio de análisis y debate para los principales movimientos sociales y las propuestas de transformación nacional e internacional. Mención especial merece el movimiento estudiantil de 1968, gestado principalmente en la UNAM y en el Instituto Politécnico Nacional, que prefiguró, así haya sido en forma trágica, los avances democráticos experimentados por el país en años posteriores. Al mismo tiempo, la UNAM ha fungido como un elemento inapreciable de superación personal en lo individual y de movilidad social en lo colectivo, y ha permitido que millones de estudiantes de origen humilde, hijos de campesinos, de obreros y de pequeños comerciantes, ingresaran a la clase media, fenómenos que a su vez abonaron la estabilidad política y la gobernabilidad durante largas décadas.
Por otra parte, la Universidad Nacional ha ofrecido trabajo y refugio a miles de profesionistas extranjeros: españoles republicanos obligados a salir de su país por la barbarie franquista; centro y sudamericanos que llegaron a México huyendo de las dictaduras militares; profesionistas de Europa del este expulsados por las convulsiones económicas, políticas y bélicas que siguieron al derrumbe del Pacto de Varsovia y de la Unión Soviética. Esa apertura, congruente con la tradición de asilo que caracterizó a nuestro país, no sólo abrió nuevas perspectivas vitales y profesionales a incontables ciudadanos del mundo, sino enriqueció el quehacer académico y cultural de México.

A pesar de su vastedad y de su evidente utilidad institucional, la UNAM se encuentra, desde hace un par de décadas, sometida a una inocultable animadversión del poder público, el cual, desde antes de la alternancia presidencial de 2000 y hasta la fecha, concibe a la educación con estrechos criterios de rentabilidad inmediata e ignora la importancia de una enseñanza pública de calidad. La principal expresión de esa hostilidad –aunque no la única– ha sido el permanente acoso presupuestal de autoridades empeñadas en transferir las responsabilidades educativas del Estado a operadores privados.

La preservación de la institución y su defensa ante esta adversidad requiere del concurso de toda la sociedad, porque una degradación de la máxima casa de estudios sería una pérdida gravísima para el país en términos educativos, culturales, teconológicos, de desarrollo científico y humano, de soberanía, de estabilidad y de civilización. Larga vida a la UNAM.

Política y estilos - La inexperiencia

Por Rosaura Cruz de Gante*
El Financiero en línea

En semanas recientes han ocurrido varios accidentes en registros y subestaciones del suministro de luz. El más inmediato fue el jueves por la tarde en la subestación Coyoacán, ubicada en una de las zonas más céntricas de la ciudad de México, lo que implica un riesgo para la población.

Lamentablemente a causa de ese accidente ocurrido en dos etapas – una alrededor de las 4 de la tarde y la segunda horas después- fallecieron dos trabajadores de la Comisión Federal de Electricidad; otras dos resultaron heridas y muchas más fueron desalojadas de los edificios aledaños.

El percance ocurrió por un cortocircuito que se produjo cuando personal de la CFE hacían reparaciones en la subestación.

Nadie puede argumentar que se trató de un sabotaje presumiblemente hecho por ex trabajadores de la extinta Compañía de Luz y Fuerza del Centro, como las autoridades han explicado acerca de explosiones y flamazos en los registros subterráneos del centro de la ciudad, donde, se dice, intervinieron manos criminales.

Más allá de la desgracia humana, quedan claras dos cosas: que la experiencia de los obreros de la extinta CLyFC difícilmente puede ser sustituída de la noche a la mañana por la CFE, por la sencilla razón de que aquellos conocían las "entrañas" de ductos y demás instalaciones eléctricas.

La otra, que por cuestiones políticas la CFE se hizo cargo del mantenimiento y operación de la red eléctrica en el Distrito Federal y estados donde el trabajo era desempeñado por gente del SME, sin conocerla.

Los obreros de la CLyFC hacían el trabajo "sucio", o mejor dicho rudo, y por conocer ampliamente la red sabían el origen de los problemas y cómo repararlos de inmediato.

Hoy, esos miles de trabajadores han sido desplazados por obreros que, si bien conocen el oficio de la electricidad, escasamente saben cómo subirse a los postes de luz para reparar las líneas, arreglar los transformadores y meterse a los ductos subterráneos para darles mantenimiento.

Independientemente de estos hechos que por la pérdida de vidas humanas resultan tragedias, los "apagones" cada vez más frecuentes en el Distrito Federal ocasionan daños domésticos y pérdidas millonarias a la industria.

Asimismo, ya se convirtió en un reclamo generalizado el hecho de que la CFE está cobrando tarifas inusuales por el servicio, y el mal trato que la empresa da a los usuarios que quieren aclarar los cobros indebidos.

El público está molesto y desconcertado, pues si no paga lo que la CFE impone arbitrariamente le cortan la luz, con el clásico "primero pague y luego averiguamos".

La CFE ha puesto a la disposición del público, una página de internet donde supuestamente se pueden hacer las aclaraciones pertinentes; sin embargo, es casi imposible acceder a ella. Por otro lado, el número telefónico 071 que también ha abierto para los usuarios, jamás responde.

Uno se pregunta qué pasa y por qué.

Tanto los accidentes como los apagones son cada vez más frecuentes. Conforme aumentan, los usuarios creen menos en el argumento de que son sabotajes del SME que incluso acaba de hacer un pronunciamiento en el sentido de que "la falta de presupuesto suficiente, la ausencia de mantenimiento preventivo, la impericia técnica de los contratistas de CFE y la inobservancia de los reglamentos de operación", han generado esa situación, ya preocupante.

Si bien fueron muchos los "pecados" que cometió el SME –porque desde el gobierno se los permitieron- ahora que esos trabajadores han sido desplazados se confirma el dicho aquel de el que sabe, sabe.

Sin necesidad de echar a la calle a hombres y mujeres que laboran en CFE, el gobierno podría aprovechar la experiencia de los extrabajadores de Luz y Fuerza del Centro para evitar un colapso en la infraestructura eléctrica del centro del país.

Al fin y al cabo serían fuentes de trabajo necesarias y sobre todo, reales.

Porque después de ver los accidentes y sufrir el mal servicio, la pregunta obvia que a muchos se nos ocurre es ¿era necesario echar a la calle a tanto personal especializado que ante todo son jefes de familia que requieren empleo?

*Periodista egresada de la UNAM.
Becaria de la OEA en el diplomado "Ética Periodística en las Américas
Coordinadora de Estrategias en Comunicación
Ex presidenta del Club Primera Plana
Fuente

Contribución - CFE es mucho más que hablar de luz

Nuestros compañeros de Mantenimiento Eléctrico nos envían este cartel que muestra de lo que se habla verdaderamente cuando se trata de CFE.

¿Por qué las innundaciones en Tabasco y Veracruz?

Nada más ára que no nos olvidemos de las razones verdaderas por las que está ocurriendo en Tabasco y Veracruz.


LA VERDAD DE GRANIER, ASI LE CONTESTA EL SENADO



Quien nos envió el video comenta lo siguiente:

ME ENCONTRE ESTE VIDEO CIRCULANDO EN FACEBOOK Y NO LO ENCONTRE EN YOUTUBE. ASI QUE DECIDI BAJARLO PORQUE ES IMPORTANTE QUE TODOS CONOZCAN LA VERDAD DE LA SITUACION QUE VIVE NUESTRO ESTADO. NO MAS GOBERNANTES CORRUPTOS.

PARA AQUELLOS QUE NO VIERON EN LAS NOTICIAS.. RESULTA QUE NUESTRO SEÑOR GOBERNADOR ACUDIO AL SENADO DE LA REPUBLICA A SOLICITAR RECURSOS PARA MITIGAR LAS PERDIDAS DE LOS DAÑOS OCACIONADOS POR EL AGUA..... Y PUES EL VIDEO ES LA RESPUESTA A ESTA PETICION.

QUE NO SE CANSAN DE ROBAR??

Más de la Corrupción en CFE

Nota del “San Gabriel Valley Tribune”

(Original en inglés y traducción al español)‏


Contractors for Azusa manufacturer indicted for bribing Mexico official
By James Figueroa, Staff Writer

Posted: 09/16/2010 05:20:23 PM PDT

A Mexican couple who worked on behalf of Azusa company Lindsey Manufacturing have been charged in Los Angeles federal court in a bribery and laundering scheme that helped secure sales contracts for the business.
Federal prosecutors said Wednesday that Enrique Faustino Aguilar Noriega, 56, and Angela Maria Gomez Aguilar, 55, added as much as 30 percent to Lindsey's invoices to a Mexico utility and used the extra money to buy a yacht and Ferrari for a utility official.
Aguilar Noriega, of Cuernavaca, Mexico, faces seven counts including conspiracy to violate the Foreign Corrupt Practices Act and money laundering. Gomez Aguilar, who was arrested while traveling from Houston to Mexico in August, is charged with conspiracy and money laundering.
The couple acted as intermediaries for Lindsey, which makes emergency restoration systems for public utilities, and Mexico's Federal Electricity Commission, known as CFE.
The Aguilars allegedly paid utility official Nestor Moreno with more than $170,000 in for his American Express bill, $600,000 for his relatives, a $297,500 Ferrari Spider purchased in Beverly Hills and a $1.8 million yacht purchased in Chula Vista
Lindsey Manufacturing is cooperating with authorities and wasn't aware that its contracts were being used for bribes, Lindsey attorney Jan Handzlik told the Wall Street Journal last month.
Through their Houston brokerage firm, Noriega and Aguilar received $5.33 million in payments from Lindsey from September 2003 to May 2008, according to FBI investigator Farrel Binder's testimony.
During the same period, Moreno awarded 19 CFE contracts worth about $14.9 million to Lindsey, Binder found.
Moreno voluntarily took a leave of absence from his position with CFE in August, according to Mexican news reports.
The case is part of a larger FBI probe that began when ABB Switzerland reported possible bribery by employees at its Sugarland, Texas, division, which also had contracts with CFE.
Fernando Basurto, a former sales representative for ABB, later pleaded guilty to criminal charges. John O'Shea, a former ABB general manager, was indicted in relation to the case.
james.figueroa@sgvn.com
626-962-8811, ext. 2236

Traducción:
Contratistas del fabricante de Azusa procesados por sobornar a funcionario de México
Por James Figueroa, redactor del servicio noticioso

Fijado: 09/16/2010 05:20: 23 P.M. PDT



Una pareja mexicana que trabajó en nombre de Azuza para la empresa de fabricación Lindsey han sido acusados en la Corte Federal de Los Ángeles en un esquema de soborno y lavado de dinero que les ayudaba a asegurar los contratos de venta para el negocio.
Los fiscales federales dijeron el miércoles que Enrique Faustino Aguilar Noriega, de 56 años, y Ángela María Gómez Aguilar, de 55 años, agregaron a la facturación de Lindsey para una empresa de México, un 30 por ciento adicional y utilizaron ese dinero para comprar un yate y un Ferrari para un funcionario de la empresa de servicios públicos.
Aguilar Noriega, de Cuernavaca, México, enfrenta siete cargos incluyendo conspiración para violar la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero y lavado de dinero. Gómez Aguilar, quien fue arrestado mientras que viajaba de Houston a México en agosto, está acusado de conspiración y lavado de dinero.
La pareja actuaba como intermediarios de Lindsey, que fabrica los sistemas de restauración de emergencia para empresas de servicios públicos, y para la Comisión Federal de la Electricidad de México, conocida como CFE.
Los Aguilar afirman haber pagado a Nestor Moreno, funcionario de la empresa, más de $170.000 dólares en su cuenta de American Express, $600.000 dólares para sus parientes, un Ferrari Spider de $297.500 dólares comprado en Beverly Hills, y un yate de $1.8 millones de dólares comprado en Chula Vista
El fabricante Lindsey está cooperando con las autoridades y no fue consciente que sus contratos eran utilizados para los sobornos, el abogado de Lindsey, Jan Handzlik comentó al Wall Street Journal el mes pasado.
A través de su firma de corretaje de Houston, Noriega y Aguilar recibieron $5.33 millones de dólares en pagos de Lindsey desde septiembre de 2003 a mayo de 2008, según el testimonio de Farrel Binder, investigador del FBI.
Durante el mismo período, Moreno adjudicó 19 contratos de CFE por valor de unos $14.9 millones de dólares a Lindsey, Binder averiguó.
Moreno tomó voluntariamente una licencia para ausentarse de su cargo en CFE en agosto, según informes de la prensa mexicana.
El caso es parte de una investigación mayor del FBI que comenzó cuando ABB Suiza divulgó un posible soborno sus empleados en la División de Sugarland, Texas, que también tenía contratos con la CFE.
Fernando Basurto, un ex representante de ventas de ABB, se declaró culpable de cargos criminales. Jhon O'Shea, ex director general de ABB, fue acusado en relación con el caso.
james.figueroa@sgvn.com
626-962-8811, ext. 2236


Fuente

¡¡Rebelión en Ascencion Chihuahua!!‏

Compañeros,

Hoy por la mañana en el Municipio de Ascensión, cansados de la impunidad en que actúan los secuestradores, el pueblo detuvo a dos de ellos en el preciso momento en que intentaban secuestrar una jovencita.

Según nos informan

“luego llego el ejército y quiso rescatar a los malandros pero el pueblo los detuvo a ellos también”

Posteriormente, dos helicópteros llegaron pero la gente impidió su aterrizaje.

Se espera represalias en contra de la gente. Por lo que urge darle vuelo a esta información para exigir que se respete la integridad física de los pobladores de Ascensión, Chih.

Chihuahua no es cuartel, fuera ejército de él!!

No Keremos esta mentirosa Guerra!!!

Alto a la impunidad y a las masacres del pueblo pobre!!!

“Abajo las armas, los valientes no asesinan!!!




--
http://www.fncrjuarez.blogspot.com/
http://lagota.net/

Se hacen bases de datos, locales y remotas (Internet) y páginas de Internet, Visual Foxpro, Visual Basic, Apache Server, PHP, MySQL, Java Script, HTML, Flash Macromedia

Para controlar: Inventario, Punto de venta, Calificaciones, Cuentas por cobrar y Clientes, Investigaciones, Calificaciones, Costos y mucho más

El Pueblo de San Juan Cópala, Oaxaca esta siendo atacado por paramilitares, hay muertos y heridos.

El día de hoy 18 de septiembre de 2010 grupos paramilitares están atacando el municipio autónomo de San Juan Cópala, entraron a la comunidad y están disparando a las casas en las que se encuentran mujeres niños y ancianos, el joven David García Ramírez de 26 años fue asesinado en la Iglesia de Cópala. Hasta el momento desconocemos el número de personas heridas. Se teme por la vida de toda la población.

El pasado 16 de septiembre fue herida de bala María Macaria Merino Martínez, de 85 años, por los paramilitares que han tomado por
la fuerza de las armas el municipio autónomo de San Juan Cópala. Con
ella son tres las mujeres triquis heridas sin poder salir para ser
atendidas.

Ante estos hechos de violación EXIGIMOS:


AL GOBIERNO FEDERAL:

1. Información sobre los hechos ocurridos el día de hoy.

2. Garantizar la salida y atención de los heridos, que aún se encuentran en el San Juan Cópala.

3. Actuar de manera inmediata para atender de fondo la violencia que viven las comunidades Triquis.

4. Su inmediata intervención en la investigación de los hechos violentos suscitados el día de hoy y la pronta reparación del daño conforme a los principios internacionales de derechos humanos.

5. Garantizar la protección de Defensores/as de Derechos Humanos.









DENUNCIAMOS:

Ø Al Gobierno del Estado de Oaxaca por su nula intervención para garantizar la seguridad de los habitantes del municipio Autónomo de San Juan Cópala.

Ø A las instituciones estatales de Procuración de Justicia por su negligencia en la aplicación de la justicia ante los hechos violentos que vive la comunidad indígena Triqui.

SOLICITAMOS A LAS ORGANIZACIONES SOCIALES, CIVILES, DE DERECHOS HUMANOS NACIONALES E INTERNACIONALES.

Enviar cartas a:

Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos

Lic. Felipe Calderón Hinojosa.

Residencia Oficial de los Pinos, Casa Miguel Alemán, Col. San Miguel Chapultepec, C.P. 11850, México DF. Tel: +52 55 27891100; Fax: +52 55 527 72 376. E-mail: felipe.calderon@presidencia.gob.mx

Secretario General de Gobernación.Lic. José Francisco Blake moraBucareli 99, 1er. piso, Col. Juárez, Delegación Cuauhtémoc, México D.F., C.P. 06600, México, FAX +52 (55) 5093 34 14. Email: secretario@segob.gob.mx Procurador General de la República,

Lic. Arturo Chavez Chavez

Procuraduría General de la República, Paseo de la Reforma nº 211-213, Piso 16, Col. Cuauhtémoc, Del. Cuauhtémoc, México D.F., C.P. 06500. Tel directo 53460108; Fax 53 46 00 00, Ext. 908(si responde una voz, digan: "tono de fax, por favor"), Correo Electrónico: ofproc@pgr.gob.mx / wmaster@pgr.gob.mx

Presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos Dr. Raúl Plascencia Villanueva.Dirección: Edificio "Héctor Fix Zamudio", Blvd. Adolfo López Mateos 1922, 6° piso, Col. Tlacopac San Ángel, Del. Álvaro Obregón, C.P. 01040. Teléfonos 17 19 2000 Exts. 8280 y 8293.

Unidad para la Promoción y la Defensa de los Derechos Humanos SEGOB,
Lic. Omeheira López Reyna
Av. Paseo de la Reforma 99 Piso 19 Tabacalera, Cuauhtémoc, Distrito Federal, 06030, Tel: (55) 51-28-00 Ext: 11863, Email: romeheira@segob.gob.mx
Alto Comisionado para los Derechos Humanos en México. Alejandro Dumas No 165 Col. Polanco. Del. Miguel Hidalgo. C.P 11560, México D.F. Email: oacnudh@ohchr.org

Favor de enviar copias:topan.org@gmail.comCentro de Planeación, Organización y Acción Comunitaria Topan.

POLICÍA CUSTODIA A CFE

TRABAJADORES DE AL CFE SE HACEN ACOMPAÑAR DE LA POLICÍA PARA REPARAR LAS LÍNEAS
Temen agresiones de electricistas del SME, dicen



No acuden a reparar las líneas por temor
“Sale más caro el caldo que las albóndigas, los policías andan de pilmamas” opina la gente
Texto: Redacción Fotos: Abelardo Domínguez
HUAUCHINANGO, Pue.- 22 de septiembre de 2010.-NSN.- Trabajadores de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) acudieron a reparar líneas de 85 mil voltios en el paraje Los Pinos acompañados por una patrulla de la Policía Municipal con cuando menos seis uniformados, equipo de vigilancia que de esa manera sustituye a las patrullas y agentes de la PFP que originalmente custodiaban a estos trabajadores.

Lo anterior sucedió a la altura del kilómetro 98+900 de la carretera federal 130 México-Tuxpan a unos 300 metros de la entrada del basurero municipal al norte de la ciudad luego de que supuestamente se enteraran de que manos aviesas pretendían descolgar el cable de las torres.

Los trabajadores, quienes llegaron en varias camionetas pertenecientes, por lo visto, a empresas contratadas por la empresa CFE para realizar las reparaciones, como desde el principio a la entrada en vigor del Decreto Calderón que ordena la extinción de la Compañía de Luz y Fuerza del Centro lo han hecho, comenzaron a preparar su equipo, cables, motosierras, etc., y bajaron a una profunda cañada en medio del bosque para posteriormente subir a las torres y comenzar a realizar algunos trabajos que fueron captados por nuestro reportero.

Si bien trascendió que su presencia obedecería a un supuesto ataque de ladrones de cable eléctrico, muy comunes en la región debido, principalmente a una evidente falta de seguridad pública asociada a la galopante falta de empleo y oportunidades de trabajo para mucha gente que lo mismo echa mano de los bosques que de la infraestructura eléctrica para vender el cobre de los cables, el robo de las alcantarillas metálicas o los medidores de agua fabricados con bronce para venderlos por kilo en los negocios de compra de metales, la realidad es que no se supo nada de cierto y la Dirección de Seguridad Pública fiel a su política de opacidad, nada informó.

Lo único que observó la ciudadanía que a esa hora circuló por la carretera federal poco después del mediodía de ayer, fue el despliegue de los elementos uniformados de la Policía Municipal armados con rifles de alto poder y muy ojo avizor sobre todo lo que se moviera en cualquier lugar de la zona, “actitud, comentó la gente, digna de mejores causas y no andar perdiendo el tiempo en estas encomiendas que están muy lejos de servir y proteger realmente a la sociedad y sólo los usan de pilmamas”.

Cabe mencionar que, en múltiples ocasiones, los apagones que suceden en la ciudad o los pueblos circunvecinos no son atendidos por la CFE pese a las llamadas telefónicas que los usuarios hacen al 071 en donde supuestamente toman los datos sobre el problema pero la gente se queda esperando a que lleguen los trabajadores que nunca aparecen.

En una ocasión, como lo dimos a conocer en su oportunidad en este mismo medio de comunicación, a mediados de agosto, cuando menos cinco comunidades de este municipio estuvieron una semana completa a oscuras con los problemas que significa para la gente, el comercio, las empresas, en fin, para todos.

La ausencia de la energía eléctrica al igual que la ausencia de los electricistas ha mantenido a la ciudad desde una hora hasta un día completo en la más completa oscuridad sin que nadie atienda y así se podría narrar, durante mucho tiempo, todos los inconvenientes que acontece en esta zona, llamada “Territorio SME”, en el rubro del servicio de energía eléctrica.

Por ello muchas personas prefieren llamar a ex trabajadores de Luz y Fuerza, electricistas de profesión, para que les reparen sus problemas desde cambio de un switch, caja de fusibles o acometidas a los hogares que sufren rompimiento del cable que los alimenta de la luz y la gente gustosa paga el servicio, todo esto cuando es provocado por la ineficacia con que son atendidos los reclamos ciudadanos sobre un deficiente servicio de energía eléctrica.
Fuente

DEJA CFE SIN LUZ A CAMPESINOS POR CASI 75 DIAS

21/Septiembre/2010/17:36:00

CHICONCUAUTLA, PUE.- A punto de cumplir 75 días sin servicio de energía eléctrica, se encuentran las 42 familias que habitan la comunidad de Axocopatla en este municipio, pese a los reclamos y reportes que han hecho ante la Comisión Federal de Electricidad (CFE) cuyos empleados dicen desconocer incluso, cómo llegar a la población.

Por: LETICIA ÁNIMAS VARGAS



Son cerca de 300 las personas afectadas por el apagón que se ha prolongado más que de costumbre, denunció, Néstor Garrido Díaz, quien refiere que quedarse sin servicio no es cosa rara en este pueblo que, siempre ha sido “atendido” por la CFE que “de clase mundial únicamente tiene la propaganda, porque lo demás está muy jodido”.

Garrido Díaz refirió que esta vez se quedaron sin luz, luego de que los cinco transformadores que conducen la energía al poblado, se averiaron; y pese a que han hecho viajes especiales a Poza Rica, en el estado de Veracruz, donde se encuentra la gerencia de la CFE de la zona para reportar los daños, no han sido reparados.

Pero el colmo, aseguró, fue cuando cansados de esperar, decidieron hacer su queja por teléfono en el 071, tal y como la ofrece la empresa y fueron atendidos por una empleada que no sólo les dijo que no tenían conocimiento de la falta de energía, sino que hasta les pidió una cartografía porque aseveró que la tardanza para restablecer el servicio se debía -seguramente- a que no encontraban ese pueblo en ningún mapa.

AL PRIMER VIENTECILLO

La mala calidad del servicio de CFE, como se dijo, no es nueva para los campesinos de diferentes comunidades del municipio de Chiconcuautla, quienes hace dos años, junto con su alcalde, Marcelo Martínez Roldán y los dirigentes del Movimiento Antorchista tuvieron que realizar una protesta en las oficinas regionales de la empresa, en ese tiempo algunos no habían tenido servicio hasta por tres meses.

A decir de los quejosos, en sus comunidades se va la luz por largos periodos al primer vientecillo o al mínimo trueno, sobre todo en temporada de lluvias.

Los presidentes auxiliares e inspectores de las comunidades de Zempoala, Palzoquitla, Ixtaczoquitla, Macuilacatla, San Lorenzo y Axocopatla, entre otros, pidieron que se cambiaran algunos transformadores, pero a pesar de que ya habían sido reportados e incluso personal de la CFE había verificado los daños, hasta el momento no han sido cambiados o reparados de tal manera que ahora las familias siguen a oscuras.

Argentina, Santa Fe. Paraná Metal: Los trabajadores se hicieron oír en la autopista

viernes 17 de septiembre de 2010

ACTA


“Les pido a todos los trabajadores de Paraná Metal que no bajen los brazos, hace 15 días que estamos en la autopista, mojados, con frío, con sol, pero vamos a seguir adelante. No bajen los brazos, por sus hijos, por los nuestros, por el futuro de sus hijos no bajen los brazos”. Así se expresó Matilde Godoy, esposa de un trabajador en el acto realizado en el corte de autopista que desde hace dos semanas llevan adelanta los obreros de la autopartista de Villa Constitución.

Enmarcado en la jornada nacional de movilización en apoyo a los trabajadores de Paraná Metal, el corte de autopista, en el acceso a Villa Constitución, fue el escenario elegido para reivindicar esta lucha. Hasta allí llegaron representantes de gremios de toda la región, enrolados tanto en CTA como en CGT, fuerzas vivas de la ciudad donde se asienta la planta fabril, estudiantes de todos los niveles, organizaciones sociales y políticas. Todas ellas brindaron un marco de respaldo y contención a los metalúrgicos villenses.


“No somos piqueteros”


Entre las figuras nacionales se contaron Pablo Micheli y Ricardo Peidro, secretario adjunto y de derechos humanos de la CTA los que se ubicaron en palco junto a numerosos representantes de todos los sectores. También estuvo presente José Montes, del Astillero Río Santiago. Tras las palabras de Matilde, un estudiante secundario subió al escenario y pidió al público que “luchen compañeros, pónganse la camiseta de Paraná Metal y verán que juntos podemos ganar. Luchemos hasta el final. No se rindan”. Posteriormente Fabio Bellini, comisión interna de Paraná Metal, agradeció a todos los que acompañan a los trabajadores en su lucha y luego dejó “un mensaje a este gobierno: Nosotros no somos piqueteros, simplemente queremos trabajo”. Luego le dedicó un párrafo a sus compañeros pidiéndoles: “sigamos unidos que todos juntos vamos a ganar. Con la unidad de todos vamos a salir adelante”.


“Una fuerte decisión política"


Acto seguido tomó la palabra otro comisión interna, Claudio Rivas para manifestar que “esta lucha va a ser larga, mañana no va a llamar Cristina (Fernández de Kirchner) y va a decir: váyanse a su casa que está todo arreglado”. Asimismo reiteró el reclamo de una política que defienda a las autopartistas nacionales: “No puede ser que el 95 por ciento de nuestra producción haya sido para exportación. Hoy Brasil nos cierra las puertas y tenemos que estar en la situación que estamos. Tiene que haber una fuerte decisión política del estado nacional ya que toda la producción que se puede hacer está acá a la vuelta, a 50 km (por la General Motors), está en Córdoba (Renault) y está en Pacheco (Ford)”.


“Sabemos muy bien contra quién peleamos”


En tanto el secretario adjunto de la UOM villense, Juan Actis (histórico dirigente del Villazo) se mostró conmovido por el acto y durante su encendido discurso señaló que cuando se le preguntó en el Secretariado Nacional del sindicato contra quién peleaban les expresó que “los metalúrgicos de Villa Constitución sabemos muy bien contra quién peleamos. Peleamos para que en Villa Constitución no haya más una Cilsa, no haya más una planta impregnadora de durmientes (ambas cerradas en los 90), no haya más un ramal de ferrocarril cerrado”. También Actis recalcó la importancia de la unidad al decir que “los trabajadores no debemos estar divididos, fundamentalmente cuando peleamos por nuestros derechos. Sin unidad no hay triunfo posible. Con unidad podemos llegar muy lejos compañeros”.


“Es posible la victoria”


El encargado de cerrar el acto fue Pablo Micheli quién también hizo hincapié en la unidad y tuvo un mensaje conciliador con los otros candidatos a dirigir la CTA en las próximas elecciones. Al comienzo de su discurso destacó su orgullo por “compartir esta tribuna y la lucha con dirigentes con los cuales me miré como en un espejo para aprender a estar al lado de los trabajadores, como es el caso de Alberto Piccinini, de Juan Actis. Como es el ejemplo del Villazo y de la historia que escribieron tantos luchadores de la patria”.


Micheli recordó que, más allá de la campaña electoral, estuvo presente en las anteriores movilizaciones de los metalúrgicos villenses en defensa de los puestos de trabajo Paraná Metal. Pese a ello enfatizó que todos los sectores de la CTA apoyan activamente la lucha de los obreros y expresó su deseo que “ojalá la UOM nacional y la CGT se pongan de pié y decidan un paro nacional”.


“Yo les puedo asegurar que es posible la victoria”, prosiguió. “Es posible la victoria, porque acaban de ganar la lucha después e más de 20 días los compañeros de Luz y Fuerza Mar del Plata con todo el sindicato nacional y la empresa en contra. Si acaban de torcerles el brazo y ganar la lucha por qué no va a ser posible ésta”. Finalmente agregó que “el 23 de septiembre, después de las elecciones (de CTA) gane quién gane, les aseguro que si no hay solución a este problema vamos a estar convocando a un nuevo paro nacional con movilización a la Plaza de Mayo”.


Marcha en el Congreso


Unos 3.000 trabajadores y trabajadoras concentraron en Plaza Congreso y marcharon hacia la Casa de la Provincia de Buenos Aires, en el marco de la Jornada Nacional de Lucha que incluyó paros, cortes, movilizaciones y distintas actividades en todo el país. Antes, el MTL, ATE, CICOP y los docentes, cortaron el Puente Pueyrredón.


“Con este paro y movilización nacional”, afirmó el secretario general de la CTA bonaerense, Hugo “Cachorro” Godoy, “demostramos que hay que respetar a los trabajadores y que cada empresa que se cierra será ocupada para garantizar el trabajo y la productividad. En la CTA nos damos el gusto de elegir autoridades, y en plena campaña no hay nada mejor que luchar en la calle y demostrar quienes estamos y en calle y quienes no”.


“Le decimos al gobernador Scioli”, continuó el dirigente que "paramos y movilizamos en solidaridad con Paraná Metal y con todos los trabajadores que luchan por un aumento salarial con aperturas de las paritarias, y si no hay respuestas volveremos a reiterar las medidas de fuerza”.


El secretario general de la Cicop, Hugo Amor, afirmó por su parte que “estamos parando para exigirle al Gobernador Scioli un aumento salarial, porque hay plata para repartir ya que el gobierno nacional le ha postergado la deuda a la provincia, que tiene muchos millones más para repartir”.


“Nosotros necesitamos una CTA que esté en la calle”, reafirmó Amor, “por eso los que estamos acá somos los que hemos conseguido los aumentos”.


Carlos Chile, dirigente de la CTA Capital también formó parte de la movilización, acompañado por militantes del MTL, movimiento que coordina a nivel nacional.


Entre los principales reclamos para el Estado provincial, las organizaciones señalaron: aumento salarial con equiparación de las desigualdades, devolución de los días de descuento, pago del aumento de las asignaciones familiares desde octubre 2009, reestatizacion de los reconocimientos médicos para los auxiliares de educación, suspensión en todos los sectores de las jubilaciones de oficio. Pase a planta permanente de los trabajadores precarizados, nombramiento de personal. Cumplimiento de los acuerdos paritarios.


Al Estado nacional, en tanto, se le exige aumento salarial, pase a planta de todos los trabajadores precarizados, y el 82% móvil para los jubilados.Y a los estados municipales, derogación de ley 11757, paritarias y convenio colectivo de trabajo, restitución del 3% por año de antigüedad, pase a planta permanente de los trabajadores precarizados, cumplimiento de los convenios 87,151 y 154 de la OIT.


Reclamo frente al Ministerio de Trabajo


Más de 5.000 manifestantes se dieron cita ayer por la tarde frente a la sede de la cartera laboral para repudiar la falta de inversión en la empresa autopartista de Villa Constitución lo que hace peligrar la fuente laboral de 900 trabajadores. “Los compañeros sufren hoy las consecuencias del modelo productivo”, denunció el secretario Adjunto de la Central de Trabajadores de la Argentina, Pedro Wasiejko.


A las 16.30 unos 5.000 trabajadores de distintos gremios de la CTA realizaron un acto frente a la sede del Ministerio de Trabajo de la Nacion, en avenida Leandro N. Alem 650, para respaldar a los trabajadores de la empresa autopartista Paraná Metal, cuyo destino es cada vez más incierto ya que el empresario Cristobal López, pretende despedir a cientos de trabajadores. La Unión Obrera Metalúrgica de Villa Constitución (UOM-CTA) rechazó la propuesta de Oil M&S que pretendía funcionar con una planta de 370 operarios, mientras los otros 600 terminarían en la calle.


Dos oradores tuvo el acto en el marco de los más de 100 acciones que se realizaron en todo el país demandar que ni un trabajador de la empresa ubicada en el sur de Santa Fe se quede sin trabajo.


Primero habló Javier Córdoba, delegado sindical en Paraná Metal, quien afirmó que las “políticas más fuertes se resuelven en la calle” por eso esta “es una manera de seguir adelante con el movimiento obrero organizado”.


Aseveró que “nuestro enemigo no son los trabajadores, son los empresarios como Cristobal López”, agradeció “a la Central por esta iniciativa” y sostuvo que “el camino para trazar hacia la nueva esperanza es la unidad, que sigamos unidos”.


El cierre del acto estuvo a cargo del secretario Adjunto de la CTA, Pedro Wasiejko, quien repudió que existan “900 puestos de trabajo en riesgo por la falta de inversión”.


Los empresarios “buscan la rentabilidad sin inversión y en momentos en que la economía del país se recupera y las 6 empresas automotrices tuvieron este año ganancias por 40 mil millones de pesos no pagan ganancias y los compañeros sufren las consecuencias del modelo”, denunció el también titular del Sindicato Unico de Trabajadores del Neumático (SUTNA-CTA).


Wasiejko llamó a “estar en la calle para cambiar la relación de fuerzas y alcanzar el desarrollo que queremos con trabajo local, en el país”.


También fustigó al empresario López, que adquirió Parana Metal el año pasado y que hoy no presenta “una propuesta seria para el futuro de las 900 familias que dependen de la continuidad de Paraná Metal”. Y disparó: “Queremos la plena presencia de los 900 trabajadores en sus puestos de trabajo”.


Y aseguró que si no hay respuesta “habrá bloqueos a los intereses del señor López en todos los lugares del país porque es fácil hacer negocios con el sudor de los trabajadores y el dinero del Estado”.


Del acto también participó el secretario General de la CTA, Hugo Yasky.
Fuente

La pobre energía Solar

viernes 17 de septiembre de 2010

Amy Goodman (DEMOCRACY NOW!)


El hecho de que la Primera Dama Michelle Obama comenzara una huerta orgánica en la Casa Blanca, provocó que se debatiera a nivel nacional sobre temas como alimentación, obesidad, salud y sustentabilidad. Desafortunadamente, la actitud “verde” que se tuvo en el patio de la Casa Blanca no se ha trasladado al techo.

En 1979, el Presidente Jimmy Carter instaló paneles solares en el techo del Ala Oeste de la Casa Blanca en el marco de una nueva estrategia de energía solar. “En el año 2000,” dijo Carter, “el calentador de agua solar que hay detrás de mí y que está siendo instalado hoy, continuará en ese mismo lugar dando energía eficiente y barata. Para la próxima generación, este calentador solar podrá ser una curiosidad, una pieza de museo, un ejemplo del camino que no se tomó, o puede ser una pequeña parte de una de las mayores y más excitantes aventuras que el pueblo estadounidense haya emprendido jamás.”


Triste pero cierto, luego de asumir la presidencia, el Presidente Ronald Reagan hizo desinstalar los paneles y algunos de ellos, de hecho, terminaron en diferentes museos. El activista ambiental Bill McKibben, fundador del grupo 350.org, me preguntó: “¿Sabes dónde está uno de esos paneles? Está en el museo privado del empresario Chino que construyó la compañía termo solar más grande del planeta: Himin Solar. En China, se han instalado sesenta millones de éstos paneles.”


En 1990, los paneles de la Casa Blanca fueron retirados de los depósitos del gobierno y puestos en uso nuevamente por la universidad Unity College del estado de Maine. Para defender la energía solar, McKibben se unió a un grupo de estudiantes de Unity College, juntos llevaron uno de los paneles desde la universidad hasta la Casa Blanca y pidieron que fuera colocado nuevamente en el techo, pero la Casa Blanca se negó.


Una de las promesas de campaña del Presidente Barack Obama fue que crearía millones de puestos de trabajo ecológicos. Obama contrató a Van Jones como el zar de los empleos “verdes” de la Casa Blanca y lo despidió poco después de que Jones se convirtiera en blanco de ataques de lo que él llamó una “cruel campaña de difamación” impulsada por el canal de noticias Fox News. Obama se enfrenta ahora a un enorme problema de desempleo que pone en riesgo no sólo el sustento de decenas de millones de personas, sino también las perspectivas políticas de los demócratas.


Aquí en Bonn, la respuesta no podría ser más clara: utilice el dinero de los paquetes de estímulo económico y desarrolle políticas para fortalecer la industria “verde” y generar un sector de puestos de trabajo ecológicos, por ejemplo, la fabricación, instalación y servicio técnico de paneles solares.


Alemania, una de las economías más avanzadas del mundo, hizo justamente eso.


Según informa el periódico Financial Times, el año pasado las instalaciones de células fotovoltaicas alemanas llegaron a ser más de la mitad de las realizadas en todo el mundo.


Estoy aquí para cubrir el 30º aniversario de los premios “Right Livelihood Awards”, conocido también como “Premio Nobel Alternativo”, un maravilloso encuentro de decenas de activistas y pensadores de todo el mundo. Entre ellos, Hermann Scheer, miembro del Parlamento Alemán.


Al recibir el premio Right Livelihood Award, Scheer dijo: “La energía solar es la energía de la gente. Utilizar esta energía no requiere grandes inversiones por parte de unas pocas corporaciones enormes, sino que requiere miles de millones de inversiones por parte de miles de millones de personas que tienen, de esta manera, la oportunidad de dejar de ser parte del problema para pasar a ser parte de la solución.”


Alemania está haciendo que eso se vuelva realidad. Los equipos de energía solar a pequeña escala, tanto a nivel residencial como comercial, no sólo generan empleo, incrementan la eficiencia y reducen los costos, sino que además permiten a los dueños de estos sistemas vender el excedente de energía a las centrales eléctricas, invirtiendo el sentido de sus medidores, siempre y cuando las condiciones lo hagan posible.


Aquí en Bonn, se encuentran además representantes de la organización Grameen Shakti, de Bangladesh. Esta organización otorga préstamos y ofrece asistencia técnica a personas pobres de zonas rurales para que puedan instalar sistemas de energía solar en sus casas, muchas veces brindando de esta manera la posibilidad de acceder a la electricidad por primera vez en la historia de la familia. Grameen Shakti ha ayudado a instalar 110.000 sistemas y con frecuencia es una mujer la persona contratada para mantenimiento del mismo, lo que genera fuentes de trabajo, empoderamiento de las mujeres y mejora de los niveles de vida.


También en Bonn se encuentra la sede central de la Convención sobre el Cambio Climático de las Naciones Unidas, propulsora de las frustradas negociaciones de Copenhague sobre el cambio climático. Los países miembro de la O.N.U. y otros interesados en el tema se reunirán nuevamente en diciembre de este año en Cancún, México. Sin embargo, las expectativas de que se logre progresar sustancialmente se reducen cada día.


La huerta orgánica de la familia Obama demuestra que cuando la pareja pública más poderosa toma partido por algo, la gente presta atención. En vez de haber dicho simplemente no, el Presidente Obama podría haber dado señales de una importante afirmación al reinstalar el panel solar en el techo de la Casa Blanca: tras el desastre petrolero de BP en el golfo de México, tras la invasión imprudente y la ocupación profundamente costosa de Irak (que muchos consideran se basó en nuestra necesidad de petróleo), tras la masiva y continua pérdida de empleos, estamos cambiando. Impulsaremos un movimiento vital, de alejamiento de los combustibles fósiles y acercamiento a energías sustentables, a puestos de trabajo ecológicos.


Denis Moynihan colaboró en la producción periodística de esta columna.
Fuente

Petróleo, gas y crisis energética en Argentina (2003-2007): Aportes desde el marxismo ecológico

viernes 17 de septiembre de 2010

Ignacio Sabbatella (OPS)


1. Introducción


Fuente de codicia, guerra, poder y dinero(2) para muchos y sospechoso principal del cambio climático para otros, el petróleo, junto a su socio, el gas, tiene un papel fundamental en el sistema capitalista mundial. Durante 2008 la economía global tembló al compás del aumento sideral de la cotización internacional del barril del petróleo que traspasó los 100 dólares y alcanzó un máximo histórico de 147 dólares en el mes de julio.

En la segunda parte del año, el advenimiento de la recesión hizo caer bruscamente su precio y en la actualidad se mantiene cercano a los 80 dólares(3). Entre los factores coyunturales que explican el alza del precio internacional deberíamos considerar la debilidad del dólar, unido a la fuerte presencia de factores especulativos, y el rápido crecimiento de la demanda de las potencias emergentes, como China e India. Sin embargo, existe un factor subyacente, enraizado en los engranajes de la maquinaria de la producción y reproducción capitalista: la incertidumbre que genera el abastecimiento futuro. La necesidad de apropiarse de fuentes seguras de petróleo llevó a EEUU durante la administración de George W. Bush a invadir Afganistán e Irak, bajo el pretexto de la amenaza terrorista tras el atentado a las Torres Gemelas en 2001, y a poner la mira sobre otros países con abundantes reservas, tales como Venezuela.


Hasta aquí, quedan brevemente expuestas las dimensiones económica y política del petróleo y del gas. Pero nos interesa también incorporar el factor ecológico para entender a estos elementos en su totalidad. La historia del capital, signada por contradicciones, en este terreno tampoco puede escapar a su propia lógica. Desde la tradicional óptica del marxismo la relación antagónica entre capital-trabajo se constituyó en el motor no sólo de la lucha sino también del desarrollo teórico-intelectual. Aquí nos proponemos, en cambio, adoptar una mirada más amplia a partir de los postulados del marxismo ecológico para esclarecer la segunda contradicción fundamental: la relación capital-naturaleza. De esta manera, podremos conceptualizar los límites físico-naturales que se anteponen a la lógica expansiva del capital y de qué manera socava sus propias condiciones de producción y genera por sí misma una tendencia a la crisis de subproducción.


En el presente trabajo nos proponemos una aproximación hacia la experiencia privatizadora de los hidrocarburos en Argentina desde esta óptica. Nos motiva sumar algunos aportes para dilucidar la lógica de apropiación del capital y el rol del Estado en la actividad petrolera y gasífera. Escogemos como período de análisis la presidencia de Néstor Kirchner, entre los años 2003 y 2007, dado que el mismo estuvo enmarcado en la denominada “crisis energética”.


De modo que comenzaremos nuestra exposición analizando empírica y teóricamente la importancia de los combustibles fósiles en el desarrollo y expansión del capitalismo a escala planetaria. Luego, nos abocaremos al análisis de la crisis energética argentina a partir de la incidencia del petróleo y del gas, planteando un escenario donde se interrelacionan el Estado, el capital y la naturaleza. Desde allí, haremos un primer acercamiento al concepto de crisis de subproducción.


2. Petróleo y gas: energía vital de la maquinaria capitalista


Los hidrocarburos son bienes naturales no renovables, es decir, sus existencias mundiales son constantes. Se trata del petróleo crudo, el gas natural y el carbón mineral, aunque en el presente trabajo nos interesarán específicamente los dos primeros. Provienen de restos fósiles de animales y vegetales marinos luego de varias eras geológicas de transformaciones por la acción de determinadas temperaturas, presión y falta de oxígeno. Si bien los adelantos técnicos pueden aumentar las cantidades utilizables o permitir nuevos descubrimientos, las cantidades existentes son finitas (Mansilla, 2007).


El petróleo crudo y el gas natural pertenecen a las fuentes de energía primarias pues se obtienen de la naturaleza y no han sufrido proceso alguno en centros de transformación (De Dicco, 2006). Su uso es vital como combustible para el transporte, la industria y los domicilios particulares, además de la generación eléctrica, fertilizantes para la producción agrícola, producción de plásticos y asfalto de calles. Tal como indica la figura Nº 1, casi un 80% de la matriz primaria de energía a nivel mundial depende de los hidrocarburos. El petróleo aparece en un cómodo primer lugar con el 35%.

Fuente: IEA Statistics - Energy Balances

La historia de la humanidad en los últimos 150 años ha estado marcada a fuego por el petróleo. El geólogo Colin Campbell afirma en el libro de Seifert y Werner (2008) que el petróleo estimuló la explosión demográfica desde 1850 y posibilitó la globalización gracias al abaratamiento de los precios del transporte. Según Elmar Altvater (2005), el petróleo es fundamental como fuente de energía para el desarrollo económico capitalista por algunas razones: hace al capitalismo independiente del espacio y del tiempo ya que es transportable y almacenable, además de que es independiente de los ciclos naturales; hace posible, a diferencia de las energías renovables, la concentración de los poderes económicos, políticos y militares.

Aunque el gas aparece en el tercer lugar, detrás del carbón, debemos destacar la importancia creciente que está adquiriendo en cuanto a criterios económicos y ambientales. En la 24a Conferencia Mundial del Gas, que tuvo lugar en Buenos Aires en octubre de este año, el presidente de Repsol YPF, Antonio Brufau, vaticinó que la demanda global de gas crecerá un 22% en los próximos 25 años. De manera más grandilocuente, el director de la estatal rusa Gazprom, Alexéi Miller, estimó que “el siglo XXI va a ser el siglo del gas natural”. Además, un especialista aseguró que “políticas adecuadas podrían impulsar el gas desde el actual 21 por ciento de participación en la matriz mundial al 28 por ciento para el 2030” (La Nación y Página 12, 7 de octubre de 2009)

La importancia de los hidrocarburos en la producción y reproducción del capitalismo nos conduce a preguntarnos qué tipo de componente representan para el capital y de qué formas se ha apropiado esos bienes naturales. Como dijimos, se tratan de bienes naturales no renovables mientras que la acumulación capitalista es incesante e ilimitada. Por tanto, nos aparece algo contradictorio.

El marxismo ecológico propone explorar las relaciones entre economía y naturaleza, más precisamente, analizar la relación entre el capitalismo como sistema autoexpansivo y la naturaleza, inherentemente no autoexpansiva. La irreversibilidad propia de la naturaleza es incompatible con la reproducibilidad y circularidad del sistema capitalista. La auto-valorización del capital, en una escala de producción y reproducción cada vez más ampliada, no reconoce límites externos, de modo que “la contradicción entre una naturaleza limitada conviviendo con necesidades ilimitadas y la ilimitada acumulación de capital es intrínseca al capitalismo” (Altvater, 2009: 8). En definitiva, la relación capital-naturaleza supone una segunda contradicción que se adiciona a la relación antagónica capital-trabajo reconocida por el marxismo tradicional.

Si el hombre se apropia de la naturaleza a través de valores e identidades predominantes a nivel social e histórico (Galafassi, 1998), en el modo de producción capitalista, la forma predominante en primera instancia es la apropiación privada y la mercantilización. La naturaleza es fetichizada por obra y gracia del capital. Luego, el capital busca extender su dominio sobre el medio natural e intensificar su explotación. A la extensión e intensificación de la explotación la hemos denominado subsunción real de la naturaleza al capital (Sabbatella, 2008). Los procesos de concentración y centralización de la reproducción ampliada del capital no sólo consolidan una restricción cada vez más pronunciada en el acceso a los bienes naturales sino también una sobreexplotación de los mismos. Para David Harvey (2004) la reproducción ampliada, especialmente en situaciones de crisis de sobreproducción, se ve complementada por mecanismos de acumulación por desposesión(4).

Bienes naturales como los hidrocarburos, los minerales, los bosques y el agua no son productos del trabajo. No tienen valor, no son mercancías. No obstante, dada la apropiación privada y la lógica mercantilista del capital, son lanzados al mercado con un precio. La importancia de estos bienes radica en que no son simplemente materias primas, medios de producción o medios de vida sino que funcionan como “condiciones de producción” del capital: todo aquello que compone el marco de la producción capitalista y que no es producido como una mercancía aunque es tratado como si lo fuera. Este concepto es recuperado por James O`Connor (2001) de los Grundrisse de Marx y se asemeja a lo que Polanyi (1989) denominó “mercancías ficticias”(5). Las condiciones de producción se componen de tres partes: las condiciones externas o medioambiente (capital natural), aquellos bienes naturales que intervienen en el capital constante y variable, entre los cuales se encuentran el petróleo y el gas; las condiciones personales (capital humano), o sea, la fuerza de trabajo; y las condiciones comunales generales (capital comunitario), la infraestructura y espacio urbano.

La provisión de los bienes naturales, así como del resto de las condiciones de producción, es limitada: no se encuentran disponibles en la cantidad, momento y lugar requeridos por el capital. Por tanto, el Estado aparece como mediador entre el capital y la naturaleza, regulando el acceso a los mismos. Hasta mediados de los años setenta, los Estados nacionales valoraban los bienes naturales como recursos geopolíticamente estratégicos y los mantenían bajo propiedad estatal o ejercían un riguroso control sobre ellos (Giarracca, 2006). Pero este modelo sufrió un proceso de transformación a partir de las políticas neoliberales de desregulación y liberalización de los mercados de bienes naturales y la privatización de empresas públicas que administraban aquellos. El Estado traspasó al mercado funciones clave en la regulación de las condiciones naturales de producción.

La asignación de dichas condiciones por parte del mercado es inherentemente no planificada y se rige por la obtención de ganancias, la competencia y la sobreexplotación de la naturaleza. Los bienes naturales adoptan una valoración económica, siendo reducidos a un mero recurso comercial o commoditie. Al capital no lo conmueven la preservación y la protección de los mismos sino que la sed de dinero lo mueve a monetizarlos velozmente. De manera que, en ausencia de regulaciones estatales, el capital exprime las condiciones naturales de producción hasta su agotamiento, generando escasez y aumento de los costos para el mismo capital. Una forma más de crisis se abre para el capital: los problemas de abastecimiento o el encarecimiento de las materias primas y de la energía pueden forjar un problema de producción de plusvalor. A las crisis de sobreproducción el marxismo ecológico adiciona la crisis de subproducción como efecto de los crecientes costos de reproducción de las condiciones naturales de producción(6).

Un ejemplo acabado de ello es el petróleo, dado que en las últimas tres décadas quedaron expuestos la caída de reservas (lo que los especialistas llaman peak oil), la ausencia de grandes descubrimientos y del aumento de su cotización en los mercados mundiales. Por todo lo que hemos expuesto, los problemas de abastecimiento y encarecimiento de las energías fósiles se presentan como un límite externo para la acumulación capitalista.

3. El papel del petróleo y del gas en la crisis energética argentina y sus impactos

Como muestra la Figura 2, en Argentina la dependencia del petróleo y del gas es aún mayor que en la matriz energética mundial ya que satisfacen el 88% de la demanda energética nacional. A ello se suma que el suministro eléctrico se explica en gran parte por las centrales térmicas que se alimentan de combustibles fósiles. Según Bernal, De Dicco y Freda (2008) la generación eléctrica neta durante 2007 correspondió en un 58% a la térmica, 36% a la hidráulica y 6% a la nuclear. Asimismo, los combustibles que las centrales eléctricas consumieron durante ese año fueron gas natural en un 79%, fuel oil en un 13% y gasoil y carbón mineral ambos con 4%. Con los datos enumerados, podemos afirmar con toda seguridad que el petróleo y el gas se constituyen en nuestro país en condiciones naturales de producción del capital difícilmente reemplazables.


Fuente: Secretaría de Energía

Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF) se había erigido desde su creación en 1922 en una de las empresas públicas más importantes del país, interviniendo en todas las etapas de explotación (exploración, extracción, refinación, distribución, comercialización, etc) y estableciendo la soberanía estatal sobre aquellos bienes, a pesar de que las petroleras privadas siguieron participando del mercado local. A partir de la década del noventa, la imposición del modelo neoliberal se tradujo en la liberalización y desregulación del sector de hidrocarburos. Con la privatización de YPF y de Gas del Estado, el gobierno de Carlos Menem colocó en manos del sector privado la totalidad de las etapas de la explotación de los bienes hidrocarburíferos. El Estado no sólo dejó de intervenir en este sector estratégico de la economía nacional sino que también se desligó de las funciones de control y regulación de la gestión privada (Cervo, 2001; Calcagno y Calcagno, 2001; Mansilla, 2007).

La empresa Repsol adquirió casi todas las acciones de YPF S.A. en 1999 y se convirtió en el principal operador del país. Otras empresas transnacionales que ganaron terreno fueron Pan American Energy (asociación de BP y Bridas), Total, Chevron y Petrobrás. La apropiación capitalista estableció un rápido proceso de mercantilización del petróleo y del gas. Brevemente, podemos decir que las transnacionales se orientaron a la maximización de la extracción en detrimento de la vida útil de los yacimientos y a la exportación por sobre el abastecimiento del mercado interno. Fueron emplazados nada menos que 11 gasoductos nuevos con el objetivo de vender a Chile, a través de 7 gasoductos, y Brasil y Uruguay, con 2 gasoductos cada uno (Galé, 2005: 259). Al mismo tiempo, se verifica una progresiva caída de la perforación de pozos de exploración (Mansilla, 2007; De Dicco, 2006).

Resulta interesante analizar el período del gobierno de Néstor Kirchner (marzo de 2003 – diciembre de 2007) ya que se modificaron ciertos aspectos de la relación entre Estado y empresas. En principio, pareciera que el Estado retoma un rol importante en el sector hidrocarburos, fundamentalmente con la creación de una nueva empresa estatal, Enarsa. Tampoco podremos analizar aquí con el debido detenimiento las funciones que asumió Enarsa. Igualmente, enumeramos algunas: otorgamiento de concesiones en el mar y asociación con empresas privadas; ejecución de los acuerdos internacionales suscriptos con Venezuela, Bolivia y otros países; y operaciones de importación de combustibles. Podemos adelantar que no ha intervenido en el mercado energético como agente regulador de precios y de condiciones de la actividad ni tampoco ha recuperado yacimientos con contratos viciados de ilegalidad y faltos de inversión.

En el rol estatal también destacamos un progresivo aumento de las retenciones(7) con el triple objetivo de desacoplar los precios internos de los internacionales, desalentar las exportaciones y apropiar una mayor porción de la renta petrolera y gasífera para el Estado.

Sin embargo, en el año 2006 fueron aprobadas dos leyes que distan mucho de fortalecer el rol estatal: Regímenes promocionales para la exploración y explotación de hidrocarburos (Ley 26.154/2006) y Administración de las provincias sobre los yacimientos de hidrocarburos de sus territorios, lecho y subsuelo del mar territorial (Ley 26.197/2006). La primera estipuló una serie de beneficios fiscales para incentivar la exploración por parte de las empresas privadas. Por su parte, la “provincialización” de los hidrocarburos se trata de un caso inédito en el mundo, aunque previsto en la reforma constitucional de 1994. Las provincias pasan a tener el dominio sobre los hidrocarburos que yacen en su subsuelo en el marco de una supuesta federalización de la política económica y energética. Pero queda claro que debilita aún en mayor medida la capacidad estatal para regular, controlar y planificar el aprovechamiento y el resguardo del petróleo y del gas.

Asimismo, el mandato de Kirchner estuvo fuertemente condicionado por la crisis energética, tal como se ha denominado mediáticamente a los problemas en el suministro de energía eléctrica, combustibles y gas. La crisis energética queda en evidencia cuando la demanda energética equipara progresivamente la capacidad de oferta de energía a nivel nacional. El análisis de sus causas debería ser materia de otro trabajo; pero sí podemos señalar que generó una serie de controversias y cuestionamientos cruzados entre gobierno y empresas: desde el gobierno culparon a las empresas por la falta de inversiones en exploración, transporte, refinación, etc; desde las empresas, se argumentó que la causa principal era el congelamiento de los precios internos(8).

Según Gustavo Bianchi, entre febrero y mayo 2004 se registraron los primeros cortes de consideración de gas y de electricidad. Además ese año comenzaron las interrupciones de suministro de gas a Chile, país que había cambiado su matriz energética a raíz de la garantía de provisión que la Argentina le había hecho en los años ´90 a través de un grupo de nuevos gasoductos transcordilleranos (Revista El Inversor, mayo de 2007).

A mediados de 2007 el suministro de energía presentó desde deficiencias hasta cortes totales. Funcionarios del gobierno nacional reconocieron públicamente la crisis en los meses de junio y julio, ordenando distintas medidas para paliarla, al tiempo que tuvieron lugar protestas espontáneas de usuarios domiciliarios.

En este contexto, el gobierno optó por priorizar el suministro a los hogares en detrimento del consumo de ciertos sectores industriales y de las exportaciones, aunque de manera gradual. En 2006 se lanzó el programa Energía Plus que obliga a las industrias a encontrar por su propia cuenta oferta de electricidad para abastecer la demanda que esté por encima de su promedio del año 2005.

Las consecuencias para la industria fueron desde el encarecimiento del suministro eléctrico y gasífero(9) hasta cortes programados que obligaron a suspender turnos y, por ende, personal. En un comunicado fechado el 6 de junio de 2007, la Unión Industrial Argentina (UIA) admitía que “en las últimas semanas, se han producido pedidos de reducción de demanda de energía eléctrica a más de 4 mil empresas en todo el país, que en la mayoría de los casos, superan el 40 por ciento de la demanda total de esas empresas, en una banda horaria de entre seis y ocho horas diarias. En el caso del gas, las restricciones abarcan a cerca de 900 empresas, con cortes que, en algunos casos, se han extendido durante varios días”.

Según estudios privados, las restricciones en la provisión de electricidad y de gas entre mayo y junio de 2007 frenó la actividad industrial: la molienda de soja y girasol cayó al 50%; la petroquímica, 20%; los fertilizantes, 30%; la siderurgia, más del 10 por ciento. Las pérdidas monetarias habrían sido entre 1.500 y 2.000 millones de dólares (Clarín, 22 de julio de 2007). Algunas grandes empresas decidieron encarar la construcción de sus propias usinas térmicas y empresas medianas desarrollaron proyectos para instalar pequeños generadores de electricidad (Revista El Inversor, Abril 2007). En este escenario, no es extraño que aparezcan conflictos entre distintas fracciones del capital. Por caso, en 2007 la UIA responsabilizó por los cortes a la distribuidora Gas Natural BAN, la mayor empresa del sector, por no construir una planta de picking (que permite almacenar el hidrocarburo en estado líquido) como se había comprometido el año anterior con el fin de acopiar gas y cubrir la demanda en caso de una situación de emergencia (Revista El Inversor, junio 2007).

Presionada desde el sector privado, la acción estatal se orientó a emparchar la situación crítica disponiendo fuertes sumas para subsidiar el consumo(10) y para importar los faltantes energéticos. Un documento elaborado por el Ministerio de Economía en 2007 estimaba que el costo de la crisis energética argentina ese año habría sido de $12.000 millones entre subsidios e importación (Clarín, 22 de julio de 2007). Paralelamente, el gobierno de Kirchner mantuvo una suerte de confrontación mediática en la cual exigía a las petroleras un desembolso de mayores inversiones en producción de combustibles y en la actividad exploratoria(11). La respuesta empresaria se centró básicamente en la actualización de los precios internos, reclamo en el cual fueron crecientemente acompañadas por las provincias que dependen de las regalías de la actividad.

Cabe destacar que mientras Enarsa se encargó de realizar las principales importaciones de gas desde Bolivia y de fuel oil y de gasoil desde Venezuela y otros países, las petroleras no abandonaron totalmente su afán exportador. Pese a la elevación de las retenciones, continuaron despachando gas, especialmente a Chile(12), y petróleo crudo y combustibles, principalmente al mercado estadounidense.

Aunque las ventas de petróleo crudo al exterior han ido cayendo a lo largo del período 2003-2007, no se puede desmerecer como dato que las ventas totales de ese período (40.639.989 m3) fueron superiores al año de mayor extracción: en 2003 se extrajeron 39.341.403 m3.

En 2007, el caso más emblemático lo aportó el fuel oil dado que fueron importadas 988.379 toneladas, mientras que fueron exportadas 1.657.532 millones de toneladas. Es decir que la importación no hubiera sido necesaria ya que se contaba con una amplia capacidad de suministro para satisfacer la demanda interna. El principal exportador fue Repsol YPF(13), seguido de Esso y Shell, teniendo como principales mercados de destino EEUU y Puerto Rico (Bernal, De Dicco y Freda, 2008). En el período que analizamos el fuel oil cobró especial importancia, junto al gasoil, como combustible para la generación de las centrales termoeléctricas a partir de la escasez en el suministro de gas.

Sin embargo, el gas natural no estuvo caracterizado por su escasez, precisamente. Entre 2003-2007 los niveles de extracción superaron ampliamente la demanda y las exportaciones siempre estuvieron por encima de las importaciones (Ver tabla 1). Se podría argumentar que frente a una demanda promedio que trepa en los días pico a 140 millones de metros cúbicos, la red de gasoductos sólo puede transportar como máximo 128 millones de metros cúbicos (Clarín, 3 de junio de 2007). Pero como hemos dicho anteriormente, las razones debemos encontrarlas en que la inversión privada ha priorizado la construcción de gasoductos de exportación en detrimento de la expansión de la red interna.
Para poder dimensionar las pérdidas que ha asumido el Estado, tomamos la denuncia judicial de Cafiero sobre el período 2004-2005. El daño fiscal total, es decir, la suma erogada o que ha dejado de percibir el fisco en ese período se calcula en 4.886 millones de pesos. Esto se debe a tres factores: el costo fiscal de la sustitución de gas por fuel oil y gasoil para la generación de energía eléctrica, mayores costos por la utilización de combustibles de menor eficiencia técnica y exenciones a la importación de gasoil (Mario Cafiero, 2006).

A modo cierre, conviene remarcar que buena parte de los datos que hemos estado analizando en el presente trabajo surgen de una simple declaración jurada que las empresas entregan a la Secretaría de Energía, la cual no cuenta con suficiente infraestructura para confirmarlos.

4. Algunas conclusiones parciales

Finalmente, dejaremos planteados algunos aspectos clave del sector de hidrocarburos en Argentina con el fin de profundizarlos en investigaciones futuras.

El Estado Nacional priorizó la captación de una mayor renta a través de las retenciones a las exportaciones pero al mismo tiempo incurrió en importantes erogaciones para sostener la importación de los faltantes energéticos. Se creó una nueva empresa estatal, Enarsa, que hasta ahora no ha modificado de manera sustancial las relaciones entre Estado y capital. Al mismo tiempo, se consolidó la provincialización de los hidrocarburos que generó una descentralización, fragmentación y atomización de las decisiones relevantes de una politica energética coherente a nivel nacional. La ausencia de una planificación centralizada atenta contra cualquier intento de regulación del petróleo y gas como condiciones naturales de producción fundamentales en una matriz energética altamente dependiente de los hidrocarburos. Queda establecido un manejo anárquico por parte de las provincias que tienen una debilidad estructural como para imponer condiciones a las transnacionales.

Como resultante, el capital tiene semáforo verde para actuar según su propia lógica, ateniéndose a la maximización de ganancias en el corto plazo. El mayor rédito lo sigue obteniendo a través de las exportaciones por encima de las ventas al mercado interno, de manera que se profundiza el proceso de mercantilización del petróleo y del gas. Esos mismos bienes que durante la trayectoria de YPF estatal habían sido concebidos como insumos estratégicos de la producción industrial, el transporte de mercancías y el consumo residencial.

En cuanto a la crisis energética, no llegaremos a una conclusión definitiva ya que responde a múltiples factores que aquí no podemos desarrollar. Nos interesa dejar planteado el problema al cual se enfrenta el capital inducido por su propia lógica. El desabastecimiento interno de combustibles y energía eléctrica provocó una merma de la actividad industrial, donde se verificaron miles de empresas afectadas por la restricción del suministro de gas y de electricidad. El capital industrial quedó ante la disyuntiva de parar parcialmente su producción o enfrentar un aumento de los costos energéticos (a través de la adquisición de generadores, construcción de usinas propias o compras de combustibles a un precio mayor). En cualquiera de los dos casos, se afecta crecientemente la producción de plusvalía y por tanto estamos en presencia de una tendencia a la crisis de subproducción. Solo podemos hablar de tendencia, ya que el capital se da una estrategia para compensarla que hasta ahora ha resultado ciertamente fructífera: cargar los mayores costos energéticos en las arcas del Estado. Así sucede con las importaciones de combustibles y fluido de gas que lleva adelante Enarsa(14). Es un mecanismo que elude también el conflicto directo entre la fracción productiva y la fracción extractiva del capital, si es que podemos separar analíticamente sus denominaciones.

No obstante, la derivación más grave del esquema privatista del sector hidrocarburos es el agotamiento acelerado de las reservas. En 2007 el horizonte de vida de los hidrocarburos (es decir la relación entre reservas comprobadas y la extracción total al final de ese año) rondaba en los 8 años, cuando antes de la privatización de Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF) las reservas de gas llegaban a 35 años y las de petróleo, a 15. En un futuro próximo se avizora un cambio radical para Argentina: de ser un país con petróleo y gas se transformará en un importador neto de hidrocarburos, con todo el peso económico que tendrá ello. Aún más importante, es el esclarecimiento de la insalvable contradicción entre la irreproducibilidad y finitud de la naturaleza y la lógica mercantil capitalista que destruye sus propias condiciones naturales de producción.

5. Bibliografía:
Altvater, Elmar (2009). La Ecología desde una óptica marxista, en el curso: “Ecología política en el capitalismo contemporáneo”. (Programa Latinoamericano de Educación a Distancia, Centro Cultural de la Cooperación Floreal Gorini, Buenos Aires).
___________ (2005). El fin del capitalismo. Disponible en http://www.casabertoltbrecht.org.uy
____________ (2003) La teoría marxista hoy, problemas y perspectivas ¿Existe un marxismo ecológico hoy? Disponible en http://www.bibliotecavirtual.clacso.org.ar
Bernal, Federico (2005). Petróleo, Estado y Soberanía. Hacia la empresa multiestatal latinoamericana de hidrocarburos. Buenos Aires: Editorial Biblos.
Bernal, F., De Dicco, R. y Freda, J (2008). Cien años de petróleo argentino: descubrimiento, saqueo y perspectivas. Claves para todos. Buenos Aires: Capital Intelectual.
Cafiero, Mario (2006). La irracional exportación de gas a Chile. Revista Industrializar Argentina, septiembre de 2006, Año 4, Nº 5, Buenos Aires.
Calcagno, Alfredo y Calcagno, Eric (2001). La privatización del petróleo. Azaroso destino de YPF. Le Monde diplomatique, Bs As.
___________________________ (2005). Al borde del abismo energético. Le Monde diplomatique, edición Cono Sur. Buenos Aires.
Cervo, Augusto (2001). La privatización de YPF y sus consecuencias. Tiempos Patagónicos, Revista del Programa de Investigación Geográfico Político Patagónico, Año III, N° 7, Septiembre 2001.
De Dicco, Ricardo (2006). 2010, ¿Odisea energética? Petróleo y crisis. Buenos Aires: Capital Intelectual.
De Dicco, R, Lahoud, G, y Bernal, F (2006). Pan para hoy, hambre para mañana. Le Monde diplomatique, edición Cono Sur, octubre 2006, Buenos Aires.
Galafassi, Guido (1998). Aproximación a la problemática ambiental desde las ciencias sociales. Un análisis desde la relación naturaleza-cultura y el proceso de trabajo. Revista Theorethikos, año 1, Nº 6. En: http://www.ufg.edu.sv/ufg/theorethikos
Galé, Nidia (2005). El gas en la Argentina. Más de un siglo de historia. Buenos Aires: Ediciones Cooperativas.
Giarracca, Norma (2006). La tragedia del desarrollo: disputas por los recursos naturales en Argentina. Revista Sociedad, Nº 27. Facultad de Ciencias Sociales, UBA, Buenos Aires.
Harvey, David (2004). El nuevo imperialismo: acumulación por desposesión. Disponible en: www.marxismoecologico.blogspot.com
Herrero, Félix (2006). Sed de petróleo y gas en el futuro inmediato. Le Monde diplomatique, edición Cono Sur, abril 2006. Buenos Aires.
Korol, Claudia (2004). La crisis energética argentina puede ser fruto de las privatizaciones. Disponible en: www.rebelion.org
Lozada, Salvador (2006). Un proyecto de ley continuista. Le Monde diplomatique, edición Cono Sur, abril 2006. Buenos Aires.
Mansilla, Diego (2007). Hidrocarburos y política energética. De la importancia estratégica al valor económico: desregulación y privatización de los hidrocarburos en Argentina. Buenos Aires: Ediciones CCC, Centro Cultural de la Cooperación Floreal Gorini..
____________ (2006). Una aproximación al problema de la renta petrolera en la Argentina (1996-2005). Realidad Económica, octubre-noviembre 2006. Buenos Aires.
Martínez Alier, Joan, 2005, Los conflictos ecológico-distributivos y los indicadores de sustentabilidad, disponible en: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=22206
________________, 1995, De la economía ecológica al ecologismo popular, Editorial Icaria, Barcelona.
Marx, Karl, 2005, Elementos fundamentales para la crítica de la economía política (Grundrisse), borrador 1857-1858. México: Siglo Veintiuno Editores.
________, 2001, El Capital. Libro I, Capítulo VI (inédito). México: Siglo Veintiuno Editores.
________, 2000, El Capital. Crítica de la economía política. México: Fondo de Cultura Económica.
MORENO (Movimiento por la Recuperación de la Energía Nacional Orientadora) (2006). La causa del MORENO. Defensa del petróleo argentino. Buenos Aires.
O´Connor, James, 2001, Causas naturales. Ensayos de marxismo ecológico. México: Siglo Veintiuno Editores.
Polanyi, Kart, 1989, La gran transformación. Madrid: La Piqueta.
Sabbatella, Ignacio, 2008, Capital y naturaleza: crisis, desigualdad y conflictos ambientales. Ponencia presentada en las II Jornadas de Economía Política, noviembre de 2008, Universidad de General Sarmiento, Buenos Aires.
Seifert, Thomas y Werner, Klaus (2008). El libro negro del petróleo: una historia de codicia, guerra, poder y dinero. Buenos Aires: Capital Intelectual.
Solanas, Fernando y Rigane, José (2007). Las causas de la crisis energética argentina. Disponible en: www.iade.org.ar

6. Fuentes consultadas:
Diario Clarín
Diario La Nación
Diario Página 12
Ente Nacional de Regulación del Gas
Ley 25.943/2004 (Creación de ENARSA)
Ley 26.154/2006 (Regímenes promocionales para la exploración y explotación de hidrocarburos)
Ley 26.217/2006 (Prórroga de la vigencia del derecho a la exportación de hidrocarburos creado por el articulo 6º de la ley Nº 25.561)
Ley 26.197/2006 (Administración de las provincias sobre los yacimientos de hidrocarburos de sus territorios, lecho y subsuelo del mar territorial).
Revista El Inversor Energético y Minero, varios números.
Revista Industrializar Argentina, septiembre 2006, Año 4, Nº 5
Revista Petrotecnia, varios números.
Secretaría de Energía
Unión Industrial Argentina

Notas:
1) Presentado en las IV Jornadas de Economía Ecológica en la Universidad de Gral. Sarmiento, Buenos Aires, Argentina, el 28 de noviembre de 2009.
2) Parafraseamos el subtítulo del libro de Thomas Seifert y Klaus Werner (2008).
3) El 21 de octubre de 2009 la cotización del petróleo WTI de Nueva York cerró en 80, 57 dólares (Fuente: http://www.precio-petroleo.es).
4) “Una revisión general del rol permanente y de la persistencia de prácticas depredadoras de acumulación “primitiva” u “originaria” a lo largo de la geografía histórica de la acumulación de capital resulta muy pertinente, tal como lo han señalado recientemente muchos analistas. Dado que denominar “primitivo” u “originario” a un proceso en curso parece desacertado, en adelante voy a sustituir estos términos por el concepto de “acumulación por desposesión”. Una mirada más atenta de la descripción que hace Marx de la acumulación originaria revela un rango amplio de procesos. Estos incluyen la mercantilización y privatización de la tierra y la expulsión forzosa de las poblaciones campesinas; la conversión de diversas formas de derechos de propiedad – común, colectiva, estatal, etc.– en derechos de propiedad exclusivos; la supresión del derecho a los bienes comunes; la transformación de la fuerza de trabajo en mercancía y la supresión de formas de producción y consumo alternativas; los procesos coloniales, neocoloniales e imperiales de apropiación de activos, incluyendo los recursos naturales; la monetización de los intercambios y la recaudación de impuestos, particularmente de la tierra; el tráfico de esclavos; y la usura, la deuda pública y, finalmente, el sistema de crédito. El estado, con su monopolio de la violencia y sus definiciones de legalidad, juega un rol crucial al respaldar y promover estos procesos” (Harvey, 2004).
5) Polanyi estaba pensando en los orígenes históricos de la economía de mercado como un sistema autorregulado. Para ello era imprescindible establecer ficticiamente al hombre y a la naturaleza como mercancías. “La producción es interacción entre el hombre y la naturaleza; para que este proceso se organice a través de un mecanismo autorregulador de trueque e intercambio, el hombre y la naturaleza deberán ser atraídos a su órbita; deberán quedar sujetos a la oferta y la demanda, es decir, deberán ser tratados como mercancías, como bienes producidos para la venta (…) El hombre con la denominación de fuerza de trabajo, la naturaleza con la denominación de tierra, quedaban disponibles para su venta; el uso de la fuerza de trabajo podía comprarse y venderse universalmente a un precio llamado salario, y el uso de la tierra podía negociarse por un precio llamado renta. Había un mercado de mano de obra y un mercado de tierra, y la oferta y la demanda de cada mercado estaban reguladas por el nivel de los salarios y de las rentas, respectivamente: se mantenía consistentemente la ficción de que la mano de obra y la tierra se producían para la venta” (Polanyi, 1989:137).
6) La internalización de costos ecológicos provocados por la contaminación ambiental es, sin dudas, otro problema al cual se puede enfrentar el capital pero que no trataremos aquí.
7) La Ley de Emergencia Económica de 2002 había introducido el derecho de exportación de los hidrocarburos que el gobierno kirchnerista no sólo utilizó sino que también lo prorrogó a través de la Ley 26.217/2006. La retención de la exportación de petróleo crudo aumentó de un 20% en 2002 a un 25% en 2004 más una sobretasa según el precio internacional, que en la práctica llevaron la retención a un 45% (Resoluciones 337 y 532 del Ministerio de Economía). En 2007 se adoptan las retenciones móviles con un valor de corte de 42 dólares y un valor de referencia de 60,9 que con la cotización récord de 2008 alcanzó un 250% (Resolución 394 de 2007 del Ministerio de Economía). En el caso del gas natural se introdujeron retenciones por primera vez en 2004 de un 20% (Decreto 645/04) y en 2006 treparon al 45% (Resolución 534/2006 del Ministerio de Economía). Para las naftas, el fuel oil y el gasoil, que desde 2002 retenían el 5%, también se adoptaron las retenciones móviles en 2007.
8) Otros argumentos que esgrimieron las empresas fueron el aumento de la demanda de energía por el crecimiento económico, la madurez de los yacimientos, la falta de incentivos para invertir en refinación, las retenciones a las exportaciones, el vencimiento de las concesiones y los conflictos gremiales.
9) Algunas empresas debieron negociar su demanda creciente en forma directa con los distribuidores de energía y por lo tanto, debieron afrontar mayores costos. Por ejemplo, algunas pagaron 2,40 dólares por millón de BTU cuando el acuerdo entre el gobierno y las gasíferas era de 1,85 dólares (Revista El Inversor, Diciembre de 2007).
10) Probablemente, el subsidio al consumo haya estado motivado principalmente como paliativo al descontento popular que generarían los cortes de suministro o un alza de las tarifas.
11) Durante 2007 la cantidad de pozos exploratorios de hidrocarburos fue 45 (Bernal, De Dicco y Freda, 2008). Basta comparar con el promedio anual de 117 pozos exploratorios que implementó YPF durante la década del 80 (De Dicco, 2006).
12) Mario Cafiero (2006) demuestra en una denuncia judicial presentada junto al Dr. Ricardo Monner Sans y Javier Llorens que el negocio de la exportación de gas a Chile (que en 2005 representaba un 83% del total de las exportaciones de gas natural) se encuentra altamente concentrado. Un pequeño número de empresas, con vinculaciones accionarias entre sí, controlan la extracción, la exportación, el transporte y la importación del gas argentino. El liderazgo de lo que denomina como trust lo ejerce Repsol-YPF.
13) Como nota de color, no deja de llamar la atención que el Estado Nacional premie a Repsol YPF por convertirse en el mayor exportador del país, aún tratándose en buena parte de petróleo crudo: “El premio anual que otorgan el Ministerio de Economía y Producción y la Cancillería argentina al mayor exportador no da lugar a imprevistos: en 2005, por decimotercera vez consecutiva, la compañía española se llevó el primer lugar. La petrolera realizó exportaciones durante 2004 por 2.735 millones de dólares. Del total de las ventas al exterior, un 70% corresponden a productos petrolíferos procesados en las refinerías de la compañía en la Argentina con mano de obra nacional, mientras que un 30% restante corresponde a commodities, como el petróleo crudo, principalmente” (Revista El Inversor Energético y Minero, Octubre 2005).
14) A su vez, podríamos decir que los hechos recientes apuntan a que el destinatario final del impacto de la crisis energética sea el consumidor final, es decir, la población trabajadora por medio de la aplicación de los tarifazos en el suministro de electricidad y de gas.

Fuente

Proyecto Censurado 2011 # 02: El Pentágono es el principal contaminador del planeta

Sara Flounders (INTERNATIONAL ACTION CENTER), Mickey Z (PLANET GREEN), Julian Aguon (DEMOCRACY NOW!) y otros. Traducción: Ernesto Carmona (especial para ARGENPRESS.info)


El militarismo de Estados Unidos es responsable de la contaminación más notoria y extensa del planeta, pero esta información y la documentación disponible han sido completamente ocultadas. A pesar de las pruebas, las organizaciones ambientales pasan largamente por alto el impacto al medio ambiente de la actividad militar de Estados Unidos, que tampoco fue foco en ninguna de las discusiones o restricciones propuestas en la reciente Conferencia de la ONU sobre el Cambio de Clima, en Copenhague. Este impacto incluye el uso desinhibido de combustibles fósiles, creación masiva de gases de efecto invernadero y una gigantesca diseminación de contaminantes radiactivos y químicos en el aire, agua y suelo.

Las extensas operaciones militares globales de Estados Unidos (guerras, intervenciones y operaciones secretas, más de 1.000 bases en todo el mundo y 6.000 instalaciones en Estados Unidos) están exentas de límites contra gases de efecto invernadero. En International Action Center, Sara Flounders escribió: “En cualquier medida, el Pentágono es el usuario institucional más grande de productos petrolíferos y de energía en general. Pese a todo esto, el Pentágono tiene una exención combinada en todos los acuerdos internacionales sobre el clima”.


Mientras los informes oficiales de Estados Unidos reportan el uso militar de 320.000 barriles diarios de petróleo (50,9 millones de litros), ésa cantidad no incluye el combustible consumido por los contratistas, o en instalaciones arrendadas o privadas, o en la producción de armas. El aparato militar de Estados Unidos es el principal generador de dióxido de carbono, un gas de efecto invernadero que la mayoría de los científicos creen culpable del cambio de clima. Steve Kretzmann, director de Cambio Internacional del Petróleo, informó que “la guerra de Iraq fue responsable de por lo menos al equivalente a 141 millones de toneladas métricas de dióxido de carbono (MMTCO2e) desde marzo de 2003 a diciembre de 2007. (…) Esa guerra emitió más del 60% que todos los países. (…) Esta información no se encuentra fácilmente… porque las emisiones militares en el extranjero están exentas de los requisitos de información nacionales dispuestos por la ley de Estados Unidos y el Convenio Base de la ONU sobre Cambio de Clima”.


Según Barry Sanders, autor del libro The Green Zone; the Environmental Costs of Militarism (“La zona verde, costos ambientales del militarismo”), “el asalto más grande al ambiente, entre todos nosotros alrededor del globo, proviene de una sola agencia, …las fuerzas armadas de Estados Unidos”.


A través de una larga historia de preparativos militares, acciones y guerras, el militarismo de Estados Unidos no ha sido señalado como responsable de los efectos de sus actividades sobre el ambiente, la gente o los animales. Durante las negociaciones de los Acuerdos de Kyoto, en diciembre de 1997, Estados Unidos exigió como condición para su firma la exención de límites o reducciones para cualesquiera y todas sus operaciones militares por todo el mundo, incluyendo acciones con participación de la ONU y la OTAN. Después de lograr esta concesión, la administración Bush rechazó firmar los acuerdos y el Congreso de Estados Unidos aprobó una disposición explícita que garantizaba al uso militar de Estados Unidos la exención de cualquier reducción o límite de energía.


Los informes de la periodista ambiental Johanna Peace divulgaron que las actividades militares continuarán estando exentas por efecto de un decreto firmado por el presidente Barack Obama que pide reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero antes de 2020 a otras agencias federales. Peace aseguró que “los militares explican más del 80% de la demanda energética del gobierno federal”. Tal como están las cosas, el departamento de Defensa es el contaminador más grande del mundo, produciendo desechos más peligrosos que las cinco más grandes compañías químicas de Estados Unidos combinadas. Uranio empobrecido, petróleo, combustibles, pesticidas, agentes defoliantes –como el Agent Orange–, plomo y vastas cantidades de radiación de armamento producido, probado y utilizado, son apenas algunos de los agentes contaminadores que el militarismo de Estados Unidos está introduciendo en el ambiente.


Algunos ejemplos clave:


- Uranio empobrecido: Decenas de millares de kilógramos de micro partículas radiactivas y de basura altamente tóxica contaminan el Oriente Medio, Asia Central y los Balcanes.


- Minas y bombas de dispersión fabricadas por Estados Unidos, regadas por extensas áreas de África, Asia, América Latina y Oriente Medio, continúan causando muerte y destrucción incluso mucho después que han cesado las guerras.


- 35 años después de la guerra de Vietnam, la contaminación de dioxina es 300 a 400 veces superior a los niveles “seguros”, dando por resultado defectos severos de nacimiento y cánceres en la tercera generación.


- Las políticas militares y las guerras de Estados Unidos en Iraq han causado la desertificación severa del 90% de la tierra, transformando a Iraq de exportador de alimentos a un país que importa el 80% de su comida.


- En Estados Unidos, las bases militares coronan la lista de lugares más contaminados, donde el perclorato y el tricloroetileno se filtraron al agua potable, acuíferos y suelos.


- Las armas nucleares probadas en el sur-oeste de Estados Unidos y las Islas del Pacífico Sur han contaminado con radiación millones de hectáreas de tierra y agua, mientras tizones de uranio profanan las reservaciones de los indios Navajo.


- El Pentágono abandonó criminalmente en sus bases alrededor del mundo barriles herrumbrados repletos de sustancias químicas, solventes y millones de rondas de munición.


- Estados Unidos planea un enorme rearme militar, por 15 mil millones de dólares, en la isla Guam, en el Pacífico. El proyecto, que transformaría a la isla de 50 km de largo en un eje importante para las operaciones militares de Estados Unidos en el Pacífico, se ha descrito como el rearme militar más grande de la historia reciente y podría llevar tanta gente como 50.000 personas a esa minúscula porción de tierra. El abogado de derechos civiles Julian Aguon, de la etnia chamoru –nativa de Guam–, entrevistado por Democracy Now!, advirtió que esta operación militar traerá a la isla consecuencias sociales y ambientales irreversibles. Como un territorio no incorporado, o colonia de Estados Unidos, la gente no tiene derecho a la autodeterminación, ni posee ningún medio gubernamental como para oponerse a una ocupación impopular y destructiva.

Entre 1946 y 1958, Estados Unidos arrojó más de 60 armas nucleares sobre Islas Marshall. La cercana población chamoru de Guam, que además está en la dirección del viento, todavía experimenta alarmantes tasas altas de cáncer relacionado.


En la Colina del Capitolio [Congreso], la conversación se ha restringido a si los esperados trabajos en la construcción militar deben otorgarse a estadounidenses del continente, a trabajadores extranjeros o a residentes de Guam. Pero raramente oímos voces y preocupaciones sobre los indígenas de Guam (la etnia chamoru), que constituyen más de un tercio de la población de la isla.

Entretanto, como si el mundo ya no estuviera bastante contaminado por el militarismo de Estados Unidos, un nuevo plan estratégico de cinco años de la marina de guerra delinea la militarización del Ártico para defender la seguridad nacional, riquezas submarinas potenciales y otros intereses marítimos, anticipándose a que el océano congelado se derrita y abra sus aguas hacia 2030. Este es un plan estratégico para las operaciones de ampliación de la flota, desarrollo de recursos, investigación, turismo, y posiblemente podría reformular de nuevo el transporte global.
Mientras el plan propone “asociaciones fuertes” con otras naciones (Canadá, Noruega, Dinamarca y Rusia, que también han hecho inversiones sustanciales en armamento militar apto para el Ártico), es muy evidente que Estados Unidos planea aumentar su presencia militar y capacidad naval de combate. Además del rearme naval previsto, Estados Unidos estacionó en Anchorage, Alaska, 36 aviones de combate F-22 Raptor, que es el 20% de su flota de esos aparatos.

Algunos “Ítems de Acción” del documento Mapa Itinerario Ártico de la marina norteamericana incluyen:


- Evaluación de la corriente y de la capacidad requerida para ejecutar guerra submarina, guerra expedicionaria, guerra relámpago y cooperación de seguridad regional estratégica en el nivel del mar elevado.


- Determinar amenazas actuales y previstas más peligrosas y más probables en la región ártica en 2010, 2015 y 2025.


- Focos de amenazas para la seguridad nacional de Estados Unidos, aunque también pueden considerarse las amenazas para la seguridad marítima.

Detrás de la apariencia pública que ofrece la cooperación ártica internacional, Rob Heubert, director adjunto del Centro de Estudios Militares y Estratégicos de la Universidad de Calgary, señaló: “Si ustedes leyeron cuidadosamente el documento observarán un lenguaje dual, uno que está diciendo ‘tenemos que comenzar a trabajar juntos’… y (entonces) comienza a decir ‘tenemos que conseguir nueva instrumentación para nuestros oficiales de combate’ …Estamos entendiendo claramente que el futuro no es tan agradable como dicen todas las declaraciones de carácter público”.


Más allá de las preocupaciones por los conflictos humanos en el Ártico y aquellos ofrecidos por el expediente de devastación ambiental elaborado por el militarismo de Estados Unidos, no se están considerando las consecuencias del impacto de la militarización en el ambiente ártico.


Actualización de Mickey Z
Mientras me siento a mecanografiar esta “actualización”, los aviones a control remoto “abejones depredadores” (llamados “drones” en inglés) todavía están volando sobre Afganistán, Iraq y Paquistán, el derrame de petróleo todavía está fluyendo con excesiva efusión en el Golfo de México y 53,3% de nuestro dinero pagado en impuestos todavía está destinándose a los militares de Estados Unidos. Simplemente esperen y el cambio no se sentirá diferente al shock y al temor… pero los grandes medios continuarán propagando mentiras bipartitas.

El vínculo con los movimientos pacifistas y ambientales sigue siendo un paso muy necesario. Como recientemente me dijo Cindy Sheehan, “pienso que una de las mejores cosas que podemos hacer es mirar la conversión económica de la industria de defensa en industria verde, trabajando en formas de energía sustentable y renovable, y/o conectándose con los indígenas que están intentando reclamar por la contaminación del complejo militar-industrial en sus tierras. La mejor cosa por hacer sería comenzar a reclamar por un planeta sano para la vida lo mismo que en el nivel local”.


Bajemos a reconocer las conexiones, reconociendo cómo nos manipulan a favor de las guerras y cómo esas guerras están matando a nuestro ecosistema. También debemos reconocer nuestra conexión al mundo natural. Si viéramos todas las cosas vivas, incluyéndonos a nosotros mismos, como parte de un alma colectiva, ¡cómo podríamos no defender lo que necesita el alma colectiva?


Estamos al borde del hundimiento económico, social y ambiental. En otras palabras, ésta es la mejor época de nunca para ser un activista.


Actualización de Julian Aguon:
En 2010, el pueblo de Guam arrostramos por nosotros mismos una ronda cataclísmica de militarización virtualmente sin paralelo en la historia reciente. El sistema, que comenzará formalmente este año, es un rearme militar que viene en los talones de la decisión de Estados Unidos de agrandar su presencia militar en la región del Pacífico asiático. El centro del esquema militar de realineación de Estados Unidos es el acuerdo todavía caliente negociado entre Washington y Japón para re-localizar de Okinawa a Guam a miles de infantes de marina estadounidenses. Este desarrollo ominoso, ligado a la percepción estadounidense de China como amenaza a su seguridad, presagia grandes daños a la población y al ambiente de Guam, pero continúa siendo virtualmente desconocido para los ciudadanos de Estados Unidos y el resto de la comunidad internacional.


Lo qué está sucediendo en Guam es intrínsecamente interesante porque, mientras Estados Unidos toma decisiones que para nosotros tienen costos etnocidas, prepara sus soldados y pregona a sus ciudadanos que la guerra es una “extensión de la democracia”. En su propio patio trasero proverbial hay una civilización entera supuestamente “norteamericana” aguardando con la respiración entrecortada cómo vendrán millares de personas lejanas, de miles de kilómetros de distancia. Aunque este rearme militar signifique el cambio demográfico más volátil de la historia reciente de Guam, la población de la isla nunca ha tenido una oportunidad de participación significativa en ninguna discusión sobre esta concentración de armamentos. Hasta la fecha, la escasa cobertura periodística del rearme militar se ha centrado casi exclusivamente alrededor de Estados Unidos y Japón, ignorando la oposición de los habitantes de Guam. De hecho, el reportaje de Democracy Now! “Residentes de Guam se organizan contra planes de rearme militar por 15 mil millones de dólares en la isla del Pacífico” fue el primer informe de los medios estadounidenses de buena fe sobre el rearme militar considerado desde 2005.


El corazón de esta historia no está tanto en los detalles más finos del rearme militar, sino que está en el contexto político más grande del colonialismo del siglo XXI en la vida real. Bajo la ley doméstica de Estados Unidos, Guam es un territorio no incorporado. ¿Por qué razón esta isla Guam es un territorio que pertenece a Estados Unidos pero no forma parte de este país? ¿Por qué la Constitución de Estados Unidos no se aplica -necesaria o automáticamente- en Guam si es un territorio no incorporado? En cambio, el Congreso de Estados Unidos tiene poderes amplios sobre los territorios no incorporados, incluyendo el poder de elegir qué porciones de la Constitución se aplican a éstos. En realidad, Guam está sometido a las reglas de la Oficina de Asuntos Insulares del ministerio del Interior de Estados Unidos.

Bajo el derecho internacional, Guam es un territorio sin gobierno propio, o colonia reconocida por la ONU, cuya población todavía tiene el derecho fundamental a ejercer la autodeterminación. El artículo 73 de la Carta de Naciones Unidas, que establece los derechos de las poblaciones de territorios no autónomos, los estados que comandan su administración “reconocen el principio de que los intereses de los habitantes son supremos”. Estos “poderes de administración” aceptan como “creencia sagrada” la obligación de desarrollar el gobierno autónomo en los territorios, haciéndose cargo de la deuda vencida de las aspiraciones políticas de la gente. Como indican los tratados internacionales y las leyes habituales, la población colonizada de Guam tiene derecho a la autodeterminación bajo el derecho internacional que Estados Unidos reconoce, por lo menos en teoría.


El rearme militar, sin embargo, revela el fracaso de Estados Unidos en cumplir su mandato legal internacional. Esto es particularmente preocupante ante la luz del hecho de que este mismo año 2010 marca el término formal del plazo –no de una, sino de dos décadas– establecido internacionalmente por la ONU para erradicar el colonialismo. En 1990, la Asamblea General de la ONU proclamó 1990-2000 como la década internacional para la erradicación definitiva del colonialismo. Hacia el fin de ese plazo, la Asamblea General adoptó un plan de acción detallado para acelerar el fin de todas las formas de colonialismo. En 2001, arguyendo falta de progreso real durante la primera década, la Asamblea proclamó una segunda década para alcanzar la misma meta. Y esta década está terminando, y sólo Timor Oriental ha logrado alcanzar la independencia de Indonesia en 2002.


En noviembre de 2009 –un mes después de la aparición del reportaje “Residentes de Guam se organizan contra planes de rearme militar por 15 mil millones de dólares en la isla del Pacífico”–, el departamento de Defensa de Estados Unidos lanzó una “Declaración de Impacto Ambiental” (DEIS, por su sigla en inglés) sin precedentes, detallando por primera vez en 11.000 páginas la verdadera enormidad de la militarización contemplada para Guam. En su culminación, el rearme militar traerá más de 80.000 nuevos residentes a Guam, incluyendo más de 8.600 infantes de marina de Estados Unidos y a sus 9.000 dependientes, a 7.000 supuestos empleados “en tránsito” de la marina de guerra de Estados Unidos, 600 a 1.000 tropas del ejército y a unos 20.000 trabajadores extranjeros contratados para las construcciones militares. Este “tsunami humano,” como se le está llamando, representa un grueso aumento del 47% de la población total de Guam en un período de cuatro a seis años. Hoy, la población total de Guam asciende a 178.000 personas, donde la gente indígena chamoru integra solamente el 37%. Estamos previendo un cambio demográfico volátil, y virtualmente nocturno, en el maquillaje de la isla. Incluso los militares de Estados Unidos admiten que dará lugar al despojo político de la etnia chamoru. Para entender el contexto de este etnocidio, apenas antes de la Segunda Guerra Mundial, la gente chamoru integraba más del 90% de la población de Guam.


Para el centro de rearme se proponen tres acciones importantes: 1) construcción de instalaciones permanentes y de infraestructura para apoyar el espectro completo del entrenamiento de guerra de miles de infantes de marina relocalizados; 2) construcción de un nuevo muelle profundo en el único puerto de la isla para atender el paso de portaaviones de propulsión nuclear; y 3) construcción de un Grupo de Tarea de Defensa Misilística del ejército para ejercicios de intercepción de misiles balísticos intercontinentales, que fue modelado en la base de pruebas de mísiles balísticos Ronald Reagan de Islas Marshall.


En términos del impacto adverso, estas construcciones significarán, entre otras cosas: conversión de bosques enteros en piedra caliza, la profanación de sepultura de unos 3.500 años; restricción del acceso a áreas ricas en plantas indispensables para el ejercicio medicinal indígena; negación del acceso a lugares de culto y zonas de pesca tradicionales; destrucción de unas 28 hectáreas de próspero arrecife de coral, que hoy sirven de hábitat crítico para varias especies en peligro; y exacción de las reservas de agua de Guam al incluir la perforación de 22 pozos adicionales. Además, aumentará enormemente la probabilidad de accidentes derivados de la actividad militar. Ya ocurrieron 7 caídas de aviones durante el entrenamiento militar de agosto de 2007 a julio de 2008, donde el más reciente involucró el desplome de un bombardero B-52 que mató a un equipo entero. La presencia creciente de fuerzas militares de Estados Unidos en Guam también aumenta la visibilidad de la isla como blanco de enemigos de Estados Unidos.


Finalmente, atizó un poco la discusión más aguda de Guam un aviso del departamento de Defensa de que, en caso necesario, condenará severamente otras 890 hectáreas de tierra de Guam para la eventual construcción de nuevas instalaciones militares. Este potencial gancho depredador de nuevas tierras ha sido enfrentado con protestas organizadas por los residentes de la isla, principalmente debido al que ya los militares de Estados Unidos poseen cerca de 1/3 de la pequeña isla, que en su mayoría fue ocupada ilegalmente después de la Segunda Guerra Mundial.


En febrero de 2010, tras estudiar el DEIS, la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA, por su sigla en inglés) lo valoró como “escaso” y “ambientalmente insatisfactorio,” otorgándole el grado más bajo posible para un DEIS. Entre otras cosas, los resultados de la EPA sugieren que la existencia de agua en Guam no pueda sustentar el auge de la población y que nuestros recursos hídricos frescos estarán en alto riesgo de contaminación. La EPA de Estados Unidos predice que sin mejorar la infraestructura de nuestro circuito de agua, la población ajena a las bases experimentará un déficit de agua de 49,6 millones de litros diarios en 2014. La agencia indicó que los planes masivos de rearme del Pentágono en Guam “no deben proceder según lo propuesto”. A la población de Guam se le dieron apenas 90 días para leer el voluminoso documento de 11.000 página y hacer sus comentarios sobre su contenido. El período de 90 días para objeciones expiró el 17 de febrero de 2010. El lanzamiento final del DEIS estaba programado para agosto de 2010, con una orden de ejecutarlo de raíz.


La respuesta a esta historia en los grandes medios de Estados Unidos ha sido un silencio ensordecedor. Pasaron más de tres años desde el primer anuncio de rearme militar (2005) sin que ningún medio de comunicación de Estados Unidos se hiciera cargo de la noticia. En efecto, en octubre de 2009 la entrevista de Democracy Now! fue la primera cobertura informativa, sustantiva y nacional, del rearme militar.


Para más información sobre el rearme militar, ver
We Are Guahan: Grey Papers, http://www.weareguahan.com
Draft Environmental Impact Study Guam & CNMI Military Relocation, http://www.guambuildupeis.us/
Center for Biological Diversity Response to DEIS, http://www.biologicaldiversity.org/news/center/articles/2010/los-angeles-times-02-24-2010.html
EPA Response to Guam DEIS, http://www.stripes.com/article.asp?section=104&article=68298


Para más información sobre el movimiento de resistencia en Guam a la militarización y al colonialismo no resuelto, ver:
The Guahån Coalition for Peace and Justice: Lisa Linda Natividad; Hope Cristobal; Julian Aguon; Michael Lujan Bevacqua; Victoria-Lola Leon Guerrero, We Are Guahan—We Are Guahan Public Forum Facebook; http://www.weareguahan.com
Famoksaiyan—Martha Duenas; http://famoksaiyanwc.wordpress.com


Estudiantes investigadores: Dimitrina Semova, Joan Pedro, Luis Luján, Universidad Complutense de Madrid (España); Ashley Jackson-Lesti, Ryan Stevens, Chris Marten y Kristy Nelson, Universidad Sonoma State; Christopher Lue, Indian River State College; y Cassie Barthel, Universidad St. Cloud State.


Evaludadores académicos: Ana I. Segovia, Universidad Complutense de Madrid; Julie Flohr y Mryna Goodman, Universidad Sonoma State; Elliot D. Cohen, Indian River State College; y Julie Andrzejewski, Universidad St. Cloud State.


Fuentes:
–Sara Flounders, “Add Climate Havoc to War Crimes: Pentagon's Role in Global Catastrophe,” International Action Center, December 18, 2009,
http://www.iacenter.org/o/world/climatesummit_pentagon121809/
–Mickey Z., “Can You Identify the Worst Polluter on the Planet? Here’s a Hint: Shock and Awe” Planet Green, August 11, 2009, http://planetgreen.discovery.com/tech-transport/identify-worst-polluter-planet.html
–Julian Aguon, “Guam Residents Organize Against US Plans for $15 billion Military Buildup on Pacific Island,” Democracy Now!, October 9, 2009, http://www.democracynow.org/2009/10/9/guam_residents_organize_against_us_plans
–Ian Macleod, “U.S. Plots Arctic Push,” The Ottawa Citizen (Canada), November 28, 2009,
http://www.ottawacitizen.com/technology/navy+plots+Arctic+push/2278324/story.html
–Nick Turse, “Vietnam Still in Shambles after American War,” In These Times, May 2009,
http://www.inthesetimes.com/article/4363/casualties_continue_in_vietnam/
–Jalal Ghazi, “Cancer-The Deadly Legacy of the Invasion of Iraq,” One World. New America Media, January 6, 2010, http://news.newamericamedia.org/news/view_article.html?article_id=80e260b3839daf2084fdeb0965ad31ab
Fuente