lunes, 15 de noviembre de 2010

Otra más de contratistas corruptos y mal hechos en Iztapalapa

En la calle Cicilia, Lomas Estrella, Segunda Sección, nuestro compañero

Martín, del departamento de Obras Eléctricas, nos reporta el pésimo trabajo

que están llevando a cabo los contratistas en el área.

En las imágenes podemos observar que la tierra está peligrosamente

colocada, prácticamente hacia la banqueta. Este hecho, tarde o temprano va

a ocasionar un accidente.




Además en el mismo poste podemos apreciar que baja una línea energizada

hacia la banqueta y oculto, se encuentra un fraude, así es, se roban la luz

con la aprobación de los contratistas quienes resultaron ser unos RATOTAS DE CLASE MUNDIAL.


Observemos el fraude con el que se están robando la luz:

Radio SME - Entrevista de Brozo al Secretario General del SME, Martín Esparza Flores.

Nota interesante del 2005

Relacionada con la corrupción de CFE, no olvidemos...

Rodríguez Alcaine dejó un adeudo de $70 mil millones con familias de obreros

Domingo 14 de agosto de 2005

Los recursos, del fondo mutualista formado con el ahorro de los trabajadores

Días antes de su muerte, el sexto tribunal notificó al líder que debía devolverlos

ROBERTO GARDUÑO

Poco antes de morir, Leonardo Rodríguez Alcaine fue notificado por el sexto tribunal colegiado en materia de trabajo del primer circuito que estaba obligado a devolver más de 70 mil millones de pesos recabados durante 30 años mediante un fondo mutualista que nunca entregó a los deudos de los empleados de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).
Las quejas de los trabajadores de la CFE en torno al incumplimiento de extinto líder se incrementaron en los años recientes, debido a que los cálculos actuariales del propio Sindicato Unico de Trabajadores Electricistas de la República Mexicana (SUTERM) revelaban que el ahorro de los empleados de la paraestatal superaba 70 mil millones de pesos, recursos que los deudos de los ahorradores nunca recibieron.
Ante esta circunstancia, el SUTERM pretendió ampararse, y tras un largo análisis del juicio solicitado, el sexto tribunal colegiado negó la protección de la ley y dejó abierta la posibilidad de que la junta especial número cinco de Conciliación y Arbitraje actuara contra del sindicato.
Complicidad oficial
En reiteradas ocasiones, el finado dirigente trató de bloquear la solicitud para devolver los millonarios recursos ahorrados en el fondo mutualista, de los cuales nada se sabe en el SUTERM .
El 25 de abril de 1990, el apoderado del sindicato, Juan Manuel Calleja, y el representante de la CFE, Eduardo Muñoz Moguel, establecieron un convenio para desaparecer subrepticiamente el citado fondo, teniendo como testigo a los entonces titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, Arsenio Farell Cubillas; al director de la CFE, Guillermo Guerrero Villalobos, y al secretario general del SUTERM, el senador Leonardo Rodríguez Alcaine.
Este último trataba así de evadir su responsabilidad frente a los trabajadores afiliados al sindicato.
En la fracción vigésima sexta del convenio de firma del contrato colectivo de trabajo, representantes de la paraestatal y del SUTERM decidieron dar por terminado el fondo mutualista para sustituirlo por un seguro que sería administrado por la Aseguradora Obrera -propiedad del Ban-co Obrero, al que Rodríguez Alcaine y otros líderes de la CTM quebraron.
En el documento se lee: "con motivo del seguro de vida contratado por el SUTERM con la Aseguradora Obrera, en favor de los beneficiarios, de los trabajadores y jubilados que fallezcan, las partes están de acuerdo en que la cláusula 68, referente al fondo mutualista del SUTERM, en virtud de haber sustituido el citado fondo por aquel seguro, debiendo por tanto recorrerse la numeración de las cláusulas subsecuentes.
"Asimismo, se acuerda suprimir la mención del fondo mutualista del SUTERM en todas las cláusulas en que se haga referencia al mismo, adecuando su texto en la forma en que sea convenido en cada caso".
De esta forma se intentó terminar con las obligaciones que había contraído el SUTERM mediante del fondo mutualista.
Desde entonces, un grupo de trabajadores comenzó una larga demanda contra Rodríguez Alcaine y personeros para que resarcieran el daño patrimonial a los ahorradores y a sus familias.
Frente a esta circunstancia, el SUTERM, que había sido derrotado en los tribunales laborales, instancias que lo encontraron responsable de tener en sus cuentas los millonarios recursos del fondo mutualista, promovió un juicio de amparo directo.
Correspondió entonces al magistrado ponente, Marco Antonio Bello Sánchez, del sexto tribunal colegiado, estudiar el caso y, de acuerdo con la jurisprudencia vigente, resolver que el SUTERM deberá afrontar la responsabilidad legal por haber desaparecido los recursos del fondo mutualista. Este proceso se desarrollará en la junta especial número cinco de la Conciliación y Arbitraje.

La participación de ADO en la línea 3 del Metrobús, por insolvencia de rutas

Laura Gómez

Periódico La Jornada
Lunes 15 de noviembre de 2010, p. 32
Ante la incapacidad de que los concesionarios de las rutas 1, 3 y 88 realicen una inversión de 30 millones de pesos para cubrir 40 por ciento del valor de la flota vehicular requerida por la línea 3 del Metrobús y mantener la actual tarifa de cinco pesos, “la alternativa es la participación de un socio que solvente dicho requerimiento”, y ADO fue el elegido, informó el director del organismo, Guillermo Calderón.

En un informe pormenorizado del proyecto de operación y funcionamiento del corredor de pasajeros Metrobús Eje 1 Poniente, enviado a la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, señaló que el ingreso anual estimado es de 159.3 millones de pesos, derivado de la atención de una demanda de 123 mil 293 pasajeros en día hábil, 54 autobuses con valor unitario de 312 mil dólares más IVA, y un pago de 22.54 pesos por kilómetro ofertado.

La inversión en la adquisición de los autobuses, sin embargo, afecta significativamente el balance con los egresos, pues se ubican en 159.7, lo cual obliga a los concesionarios a pagar 40 por ciento del valor de la flota y solicitar un crédito para cubrir el 60 por ciento restante, en un plazo de cinco años con tasa de interés de 14 por ciento, además del pago de los gastos de energía eléctrica, de servicio de peaje y control de acceso, indicó.

De esta manera, la participación en la línea de 432 concesionarios para una demanda potencial de 123 mil 293 usuarios, el impacto de la gratuidad y la variación de demanda que históricamente presentan los días vacacionales, fines de semana y días festivos, hace que los ingresos que se obtendrían no serían suficientes para garantizar el éxito del proyecto, pues los 27 servicios alimentadores y complementarios movilizan a 73 mil 621 usuarios.
Ante ello se requiere de un socio inversionista en la línea que atenderá zonas industriales, habitacionales y de servicios ubicadas en las delegaciones Benito Juárez, Cuauhtémoc, Gustavo A. Madero y Azcapotzalco, así como del municipio de Tlanepantla a lo largo del Eje 1 Poniente, desde su intersección con la avenida Acueducto Tenayuca y continúa hasta el Eje 4 Sur, con excepción del tramo de Bucareli, en el cual el trazo continúa por Balderas.

La línea, con 30 estaciones y dos terminales, precisó, contará con dos conexiones, una con el Centro de Transferencia Modal (Cetram) La Raza, en las inmediaciones de la avenida Insurgentes Norte, y la segunda con la estación Buenavista del Metro, ubicados a lo largo de 17 kilómetros.

Por otra parte, los concesionarios de las rutas 1-Itec, 3 y 88 acusaron al Gobierno del Distrito Federal de “robarnos 70 millones de pesos anuales, al construir escenarios irreales de demanda de pasajeros y manipular la operación de la línea 3 del Metrobús para entregarla al grupo ADO”, por lo que anunciaron otra movilización el 19 de noviembre.


Fuente

Coppel amenaza a empleados para que no hablen sobre condiciones de trabajo


Familiares y amigos de seis jóvenes que murieron en un incendio ocurrido en una tienda Coppel de Culiacán, Sinaloa, acudieron el pasado jueves a la misa de despedida celebrada en el templo de Nuestra Señora de GuadalupeFoto Leo Espinoza / Archivo


Javier Valdez Cárdenas
Corresponsal
Periódico La Jornada
Lunes 15 de noviembre de 2010, p. 31
Culiacán, Sin., 14 de noviembre. La empresa Coppel descuenta del salario de sus trabajadores mercancía “faltante”, robada o extraviada, deducciones que suman hasta 500 pesos mensuales, según las pérdidas de cada tienda, aseguraron empleados.

Indicaron que el viernes pasado hubo reuniones con gerentes, quienes les prohibieron hablar con periodistas sobre las condiciones de trabajo y seguridad en las tiendas, y advirtieron que habrá represalias para quien no acate esta orden.

Los descuentos por mercancía “perdida” se calculan luego de revisiones e inventarios y la cifra se prorratea entre el personal de la tienda. “Es rara la quincena en que no nos llega un descuento por faltantes”, sostuvo una de las afectadas.

En una tienda ubicada en el municipio de Navolato, los trabajadores han tenido que pagar entre 300 y 500 pesos mensuales por este concepto, aunque no sean responsables directos de las supuestas pérdidas.

En cambio, los propietarios prefieren no pagar vigilancia en sus tiendas. Enrique Coppel, uno de los dueños de la cadena comercial junto con su hermano Agustín, declaró en marzo de 2008 a la revista Expansión: “Preferimos cerrar la tienda que pagar por alguien que nos cuide”.

“Mi sueldo es de mil 200 pesos quincenales y pueden llegarme hasta 500 de comisión por venta en mi departamento. Es decir, (no gano) ni 3 mil pesos mensuales porque los descuentos son de 300 a 500 pesos al mes”, contó la empleada, quien pidió anonimato.
Las jornadas, agregó, generalmente duran nueve horas, descontando dos para comer, pues los trabajadores no pueden dejar las instalaciones hasta que se vaya el último cliente, sin importar la hora.

La noche del martes de la semana pasada, seis empleadas de la tienda Coppel ubicada en el primer cuadro de Culiacán murieron asfixiadas en un incendio. Las trabajadoras, que realizaban un inventario en horario nocturno, quedaron atrapadas en la tienda porque las cortinas de acero estaban cerradas por fuera.

Empleadas entrevistadas por La Jornada luego del siniestro señalaron que no reciben capacitación para usar extintores; ni siquiera saben dónde se encuentran éstos ni si hay hidrantes. Además, en muchas tiendas de la cadena los gerentes insisten en usar la entrada principal como salida de emergencia.

En la tienda ubicada en el municipio de Navolato, a unos 40 kilómetros de Culiacán, la salida de emergencia es una ventana poco accesible que da a un cuarto de máquinas donde hay compresores de aire acondicionado cercados por una malla electrificada. Es decir, si los empleados logran salvarse de un siniestro, podrían morir electrocutados.

“Quieren coartar nuestra libertad de expresión ante esta tragedia, pero no lo vamos a permitir”, dijo una trabajadora.


Fuente

El ejército de Bolivia, “antimperialista” desde su nacimiento: Evo Morales

Afp y Xinhua

Periódico La Jornada
Lunes 15 de noviembre de 2010, p. 25
La Paz, 14 de noviembre. El presidente Evo Morales sostuvo hoy aquí que las fuerzas armadas bolivianas son antimperialistas desde su nacimiento, al llamar a la entidad castrense a estar preparada para rechazar cualquier intervención extranjera que pudiera darse “con pretextos como la lucha contra el narcotráfico o el terrorismo”.

El jefe del ejército, general Antonio Cueto, dijo en la ceremonia para conmemorar el bicententario de las fuerzas castreses que éstas surgen “como una institución socialista, comunitaria y como tal nos declaramos antimperialistas”, y advirtió: “no vamos a permitir bajo ninguna circunstancia la instalación de bases militares de potencias en nuestro territorio.

“La historia demuestra que el ejército nace con una posición antimperialista porque ha combatido al imperio europeo desde 1810”, dijo Morales, según la agencia oficial Abi.

El imperialismo “so pretexto de lucha contra el terrorismo, lo que planifica es cómo disponer nuevamente de los recursos naturales para las trasnacionales y de esta manera implementar el saqueo”, afirmó Morales, quien reiteró que para Estados Unidos los gobiernos de la región que no coinciden con sus intereses representan un riesgo.

Estados Unidos pretende una intervención en países que tienen gobiernos de izquierda, como es el caso de Venezuela, Ecuador, Nicaragua y Bolivia, con la justificación de mantener la lucha contra el narcotráfico y el terrorismo, insistió.
El gobernante –operado recientemente de una rodilla– se refirió a la actuación de las fuerzas armadas en la dictadura, que vulneró derechos humanos y asesinó a cientos de bolivianos desde una ideología de derecha. Destacó el aprecio que actualmente tienen los ciudadanos por los militares, porque están al servicio del pueblo, y señaló que las decisiones de la dictadura no provinieron del alto mando militar, sino fueron de orden político; órdenes que las fuerzas armadas acataron por disciplina y subordinación.

En la ceremonia, el general Cueto indicó: “nos declaramos anticapitalistas porque este sistema está destruyendo a la madre tierra”.

Agregó que “así como rechazamos la guerra, nos reservamos el legítimo derecho a la defensa de nuestro territorio, de los recursos naturales como la madera, el oro y el litio, entre otros”.

Solicitó también, “con la finalidad de limpiar el honor del ejército (a la luz de la ley anticorrupción), se actúe en consecuencia contra quienes en 2005 entregaron a Estados Unidos misiles adquiridos para la defensa del Estado”.

La justicia investiga los entretelones de la entrega de 41 misiles tierra-aire de fabricación china –el único arsenal antiaéreo de Bolivia– para su destrucción.

Fuente

Personal de tierra de Mexicana se reunirá hoy con PC Group

Gabriel León

Periódico La Jornada
Lunes 15 de noviembre de 2010, p. 23
El sindicato de trabajadores de Tierra de Mexicana de Aviación informó que se reunirá este lunes con PC Group para conocer su oferta financiera, laboral y plan de negocios. Al término de la reunión, agregó, iniciará asambleas departamentales –que concluirán el miércoles— para informar a sus agremiados sobre el número de trabajadores que podrían quedar fuera de la aerolínea.

Miguel Angel Yúdico, dirigente nacional de los trabajadores de tierra, afirmó que serán asambleas “muy difíciles”, sobre todo porque la Secretaría del Trabajo y Previsión Social ha señalado que la única alternativa para el rescate de la aerolínea es la propuesta del grupo de inversores PC Group.
Confió en entrevista, sin embargo, en que la afectación para la planta laboral de 2 mil 500 trabajadores de tierra será “menor”.

Fuente

Más de 4 millones de usuarios, en riesgo de perder subsidio de energía eléctrica: SME

Patricia Muñoz Ríos

Periódico La Jornada
Lunes 15 de noviembre de 2010, p. 14
Cerca de 4 millones de usuarios del servicio de energía eléctrica de la zona centro del país que atendía Luz y Fuerza del Centro (LFC) están en riesgo de perder el subsidio que otorga el gobierno federal a este servicio, porque la Comisión Federal de Electricidad (CFE) no lo está aplicando: plantea cobros dobles a los usuarios, incrementa el costo a quienes instala nuevos medidores y realiza cobros “estimados” y no reales.

A decir del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), esta paraestatal está “borrando” o “desdibujando el pago diferenciado de tarifas que aplicaba LFC, alertó el gremio que en esta semana sumó más organizaciones al Frente de Consumidores del Servicio de Energía Eléctrica.

Indicó que a este nuevo frente se han unido organizaciones de usuarios del estado de México, Puebla y el Distrito Federal, entre otros, las cuales agrupan a consumidores del servicio de energía eléctrica, agrupaciones civiles y sociales, gran parte de las cuales se han amparado contra el cobro indiscriminado del servicio.

Fernando Amezcua, secretario del interior del SME, destacó que la CFE está acabando con el subsidio que tenía establecido el gobierno federal a los usuarios.

Según explicó, LFC tenía fijado el siguiente tarifario: para quienes consumían de uno a 75 kilovatios-hora al mes, pagaban 79 centavos cada kilovatio-hora; los siguientes 100 kilovatios se les cobraban a un peso con 16 centavos, y el resto a dos pesos con 46 centavos.
No obstante el descontrol absoluto que priva ahora en la empresa sobre los consumos, se aprovecha para hacer cobros dobles en los recibos sin descontar el pago anterior que corresponde al subsidio; se están emitiendo recibos por mes, no por bimestre, y a quienes se les instala el medidor de prepago les “promedian” el costo del servicio y se cobra parejo el consumo a un peso con 44 centavos desde el primer kilovatio. Ya no hay ni costo bajo ni más subsidios, además de que el usuario debe pagar el medidor, cuyo costo se eleva, en promedio, en 90 o 100 por ciento.

Amezcua sostuvo que los 44 mil millones de pesos, que, según se dijo, eran transferidos anualmente a LFC, en realidad correspondían al subsidio de los usuarios, el cual ahora se quiere “desaparecer”.

Respecto del monedero electrónico, comentó que el costo del kilovatio para hacer efectivos los “puntos” que ofrece es aún más caro, su equivalencia será 300 por ciento más caro que el promedio.


Fuente

El DF, en riesgo por la CFE

Periódico La Jornada
Editorial

Con los estallidos registrados en días recientes en instalaciones eléctricas del centro de la ciudad de México –uno el pasado jueves, con saldo de 12 lesionados; otro ayer, de menor intensidad, en la esquina de Leona Vicario y República de Venezuela–, el número de fallas en la red de suministro eléctrico del primer cuadro de esta capital sumó 152 en lo que va del año. Esta cifra da cuenta de un estado de precariedad en el abasto de energía en el corazón político y económico de la nación, deterioro que tiene un punto de arranque preciso: la extinción, vía decreto presidencial, de Luz y Fuerza del Centro (LFC) hace más de un año, y su remplazo por la Comisión Federal de Electricidad (CFE), la cual, a su vez, ha colocado el servicio en manos de contratistas privados evidentemente incapaces e insuficientes.

A decir del director de la CFE, Alfredo Elías Ayub, a raíz del ingreso de la paraestatal en el Distrito Federal, éste ha visto “elevada su competitividad”. Tales afirmaciones colisionan con el sentir generalizado de la población del centro del país, para la cual la ineptitud de la CFE se ha traducido en interrupciones constantes y prolongadas del servicio, en la imposibilidad de resolver inundaciones, en embotellamientos de tránsito, en pérdidas económicas incalculables para miles de personas físicas y morales que dependen del abasto eléctrico para la realización de sus actividades productivas y, en suma, en una afectación severísima de la vida cotidiana, en la multiplicación de riesgos de seguridad pública y en una pérdida de productividad, competitividad y nivel de vida.

Si en meses anteriores el gobierno federal insistió en responsabilizar por estas fallas a los trabajadores de Luz y Fuerza del Centro –a quienes señaló, sin prueba alguna, de haber incurrido en acciones de sabotaje–, en la semana que concluye no le ha quedado otro camino que admitir, por medio de la CFE, la razón evidente de estas fallas: la obsolescencia del cableado eléctrico de la capital como consecuencia del abandono de décadas a que fue sometido por las administraciones federales. En esa lógica, la compañía encabezada por Elías Ayub admitió el jueves pasado que “la solución única y real es el cambio completo del cableado”, e indicó que “ya tiene listo el proyecto de modernización de la infraestructura eléctrica del Centro Histórico de la ciudad de México” y que su costo será de 700 millones de pesos.
Un hecho relevante, sin embargo, es que el Gobierno del Distrito Federal entregó, desde hace un año, un diagnóstico en el que se establecía que, dadas las condiciones de las instalaciones eléctricas en el primer cuadro, era necesario cambiar el cableado que abastecía a esa zona de la capital, y que en ese entonces la paraestatal estuvo de acuerdo con ese análisis. El que la CFE reconozca hasta ahora la pertinencia de avanzar en estas tareas de mantenimiento y renovación demuestra una actitud cuando menos remisa de su parte. Es obligado preguntarse si esta tardanza se debe solamente a una injustificable imprudencia burocrática y administrativa, o si forma un componente más de la ofensiva en curso contra el Distrito Federal, su gobierno y su población, como ha quedado de manifiesto en el terreno presupuestario y en la gestión del agua.

Sea como fuere, es claro que la operación de la CFE en la capital del país ha configurado una circunstancia de riesgo, indeseable y permanente, para la urbe y sus habitantes.


Fuente